La Paz, Bolivia

Domingo 28 de Mayo | 16:22 hs

Recuerde explorar nuestro archivo de noticias

Ayer hubo acusaciones de ambos frentes

Ayer hubo acusaciones de ambos frentes

Archivo digital. Juan Pablo Revilla, exdirectivo de The Strongest.

Página Siete   / La Paz

  Ayer,  en medio de toda la polémica sobre la habilitación de candidatos para las elecciones de The Strongest, hubo  cruces entre los dos frentes que pugnaban por conseguir la presidencia del club.

 Juan Pablo Revilla, uno de los aspirantes a la titularidad atigrada, se estrelló contra el manejo económico que tiene en este momento The Strongest.  "Si se fijan las publicaciones que salieron en redes sociales, el cheque que se me entrega  está a nombre de una señorita Tarqui Salinas, que es la sobrina del presidente. La plata del club está en cuenta de la familia Salinas, ese cheque no dice Club The Strongest”, denunció. 

Ante tal situación, Marcelo Vázquez, asesor legar de Salinas, aseguró que "se trató de dañar la imagen de la familia Salinas con panfletos entregados el día del partido entre nuestro club y Santos, por lo que estamos indignados”. 

 El abogado fue claro en asegurar que los  dirigentes del Tigre no deben  recibir  sueldo porque  esto no está permitido "por las normas vigentes”. 

Revilla

En cuanto a estas acusaciones sobre el honorario que recibía, Revilla dijo que sus acusadores   "tendrán que demostrar esto mediante un contrato de trabajo, pago de aguinaldos y demás
beneficios”. Sobre los cheques que salieron a la luz en redes sociales, el exdirigente dijo que esto es porque  "yo recibía dinero  por concepto de viáticos. Era  una mensualidad de 8.000 bolivianos, pero no era un concepto salarial”. 

El exdirigente  aseguró que "de seguro hay un temor de que mi  fórmula gane las elecciones y encuentre muchas cosas ahí adentro, están incómodos porque soy un dirigente que sé el manejo administrativo”.
21
55