“Nos mandan al matadero”

En medio de denuncias de presuntas irregularidades en los procesos de contratación de las empresas que se adjudicaron la apertura y cierre de los Juegos.
“Nos mandan al matadero”
Las basquetbolistas bolivianas que se entrenan con su propia indumentaria, en el Valle. Foto: Los Tiempos
“Nos mandan al matadero”
Las basquetbolistas bolivianas que se entrenan con su propia indumentaria, en el Valle. Foto: Los Tiempos
“Nos mandan al matadero”
Deportistas bolivianos en la modalidad de taekwondo. Foto: Archivo / Página Siete
“Nos mandan al matadero”
Judocas bolivianos durante una exhibición en La Paz. Foto:Archivo / Página Siete
miércoles, 16 de mayo de 2018 · 02:00

Juan Carlos Toro  / La Paz

 El judoca paceño Martín Michel habló sin pelos en la lengua. “Nos están mandando al matadero”, lanzó. Dice  que los deportistas nacionales serán carne de cañón en los Juegos Suramericanos de Cochabamba 2018  por la falta de apoyo de las autoridades, no sólo en la parte previa, sino en esta recta final de su preparación.

  Sin recursos para hospedaje, alimentación y ropa deportiva, así están los representantes de  Bolivia en los Juegos que comenzarán  el 26 de este mes y terminarán el 8 de junio. Todo en medio de denuncias de presuntas irregularidades en los procesos de contratación de las empresas Kronopios y Arte Bolivia que se adjudicaron la ceremonia de inauguración y cierre, además del acto de encendido de la antorcha.  

Decepcionado ante este panorama, Michel contó  que “hace tiempo” renunció a competir en Cocha 2018. “La decisión estaba tomada por la falta de apoyo. Es por eso que mi nombre no estaba en las listas, decidí ceder mi puesto a otro judoca.  Ademar González  es quien tiene ese cupo en la categoría 90 kilos”, explicó.

Foto:Archivo / Página Siete

Michel no sólo es deportista, también es representante de sus compañeros  ante el Comité Olímpico Boliviano (COB), otro motivo para dar un paso al costado. “Tendría que someterme a las normas de conducta y no podría hablar de otros temas que no sean deportivos, por eso también renuncié, porque los atletas no tendrían voz”, indicó.

El judoca no es el único que expresó su molestia por la falta de respaldo. El cruceño Aldo González también manifestó su malestar. Él tiene que financiar los gastos de preparación y mantener a su familia.

“No me voy a presentar a la concentración del equipo Bolivia. Las razones son obvias, si uno no se presenta en su trabajo por 15 días, lo despiden”, señaló el atleta la semana pasada, antes de inicio de una supuesta concentración en  el Valle que hasta el momento no se concretó. “El Gobierno no nos da ni un peso, nosotros nos valemos por nuestros propios medios”, remarcó el cruceño que competirá en la prueba de impulsión de bala. González señaló que no puede dejar de trabajar porque debe mantener a su familia, pagar las deudas bancarias y también correr con los gastos que implica su preparación para los Suramericanos.

Las quejas no sólo estuvieron relacionadas con  la falta de apoyo para la preparación de los representantes bolivianos, sino también con la indumentaria y el traslado de las diferentes delegaciones hasta la sede de las competencias.

Cada deportista  nacional recibirá  50 dólares  para su ropa de competencia, un monto mínimo en relación  con  las necesidades. Pedro Cervantes, titular de la Federación Boliviana de Natación (Febona), indicó que una malla femenina cuesta aproximadamente  530  dólares, por lo que los nadadores deberán competir con indumentaria propia. Gonzalo Alcoreza, presidente del raquetbol, también indicó que ese monto sólo llegaba a cubrir la compra de dos poleras por jugador, pero quedaba pendiente la raqueta que cuesta 350 dólares, además de guantes y los cortos, por lo que los representantes de esa disciplina deportiva  iban a usar material propio.

Sobre el tema, el titular del Comité Olímpico Boliviano (COB), Marco Arze, aseveró que es un apoyo que “nunca antes se había proporcionado a los deportistas” e instó a las federaciones a que respalden para conseguir la ropa de presentación de sus jugadores. En la lista de adversidades también está la dieta. Comida chatarra, pan y té son los alimentos de los competidores bolivianos que no tienen recursos económicos para pensar en  un menú con proteínas, vegetales, almidones y grasas no saturadas.   

Foto:Archivo / Página Siete

También cayó mal que no se haya respetado el acuerdo institucional que se firmó entre el COB y el Ministerio de Deportes, en el que el Estado se comprometía a trasladar a los deportistas por avión hasta Cochabamba. Al final se anunció que el viaje será por tierra.

“El convenio lo suscribieron el 6 de mayo. Se garantizaba que se contaría con ayuda para trasladar a los atletas vía aérea, hospedaje y alimentación”, dijo Jorge España, titular de la Federación Boliviana de Levantamiento de Pesas.

Añadió que reuniendo a los deportistas por 10 o 15 días “no se puede hacer nada para mejorar los resultados, haciéndoles comer lo que no han comido durante su preparación y haciéndoles entrenar lo que no entrenaron”.

La situación no es diferente en los deportes de conjunto, cuyos deportistas ya se encuentran en Cochabamba para los Juegos. Tienen que ayudarse unos a otros e intentar que el proyecto de pelear por una medalla vaya adelante.

En el caso del baloncesto femenino, las integrantes ya están en el Valle, pero al no contar con un hotel de concentración las basquetbolistas del interior tienen que alojarse en casa de las locales.

Lo mismo pasa con el voleybol masculino, deporte en el que uno de los jugadores tuvo que prestar su casa para alojar a quienes llegan del interior, ante la falta de apoyo de las autoridades  y de su federación.

Juan Gironás, titular del futsal, confirmó que los convocados ya están en Cochabamba desde el pasado fin de semana.  Están hospedados en el hotel que el Ministerio de Deportes les designó, pero la entidad correrá con los gastos desde hoy, por lo que los días previos los tendrá que pagar la federación.

Permítanos un minuto de su tiempo.

Para desarrollar el periodismo serio e independiente, esencial en democracia, que usted aprecia en Página Siete, contamos con un equipo de reporteros, editores, fotógrafos, administrativos y comerciales de primer nivel.

Los ingresos con que Página Siete opera son producto de nuestro trabajo; no contamos con prebendas de ninguna naturaleza.

Si usted desea apoyar el esfuerzo que realizamos, suscríbase a P7 VIP, para recibir de lunes a viernes una carta informativa por correo electrónico, que contendrá un resumen de las noticias y opiniones más interesantes de Página Siete, a un costo de sólo Bs 15 al mes.

Para suscribirse haga clic aquí https://paginasiete.activehosted.com/f/45 o llame al número 2611749, en horas de oficina.

Permítanos un minuto de su tiempo.

Para desarrollar el periodismo serio e independiente, esencial en democracia, que usted aprecia en Página Siete, contamos con un equipo de reporteros, editores, fotógrafos, administrativos y comerciales de primer nivel.

Los ingresos con que Página Siete opera son producto de nuestro trabajo; no contamos con prebendas de ninguna naturaleza.

Si usted desea apoyar el esfuerzo que realizamos, suscríbase a P7 VIP, para recibir de lunes a viernes una carta informativa por correo electrónico, que contendrá un resumen de las noticias y opiniones más interesantes de Página Siete, a un costo de sólo Bs 15 al mes.

Para suscribirse haga clic aquí o llame al número 2611749, en horas de oficina.

68
502

Otras Noticias