“Editar fue el complemento más feliz de mi faceta de escritora”

La intelectual cruceña habla sobre sus nuevas facetas, como la de editora y traductora, también de sus nuevos proyectos y de las mujeres escritoras.
viernes, 13 de julio de 2018 · 00:04

Gabriela Alanoca C.  / La Paz

Redescubriendo una nueva faceta como editora y ahora también traductora. La escritora Liliana Colanzi presentará en la Feria Internacional del Libro de La Paz (FIL La Paz) tres libros,  que lanza con Dum Dum, su editorial inaugurada el año pasado.  

Con nuevos proyectos en mente, como lanzar un nuevo libro de cuentos,  Colanzi busca con su editorial que los libros sean accesibles a todo público, por lo que presentará promociones. La colección que presentará ahora explora los   géneros de ciencia ficción, horror y tecnología.

 El año pasado nació la editorial Dum Dum con la novela El Eisejuaz, de la argentina Sara Gallardo, ¿cuál es la propuesta que  presentan esta gestión? 

 Estaremos presentando en la Feria Internacional del Libro de La Paz (FIL La Paz) los tres últimos  lanzamientos de Dum Dum editora. Un libro del autor argentino Martín Felipe Castagnet, otro de la ecuatoriana Mónica Ojeda y  una traducción hecha por mí de un clásico de H.P. Lovecraft, los cuales forman parte de  una nueva colección llamada “Alasitas”, que viene en formato pequeño y es más económica. La idea es socializar la lectura lo más que se pueda, que los libros estén al alcance de todo el mundo y no sean un lujo.

Por otro lado, también inauguramos una colección de traducción con el libro de Lovecraft El color que cayó del cielo. Generalmente leemos clásicos de la literatura de otras regiones del mundo a partir de traducciones que nos llegan desde España; nuestra intención es proponer libros traducidos con  el español que usamos en Bolivia.

Como editora tenemos la intención de abordar los géneros populares como la ciencia ficción y el horror, por lo que Los cuerpos del verano, (Felipe Castagnet) es de ciencia ficción; El color que cayó del cielo, es de ciencia ficción y horror; y Nefando (Mónica Ojeda) aborda el tema de la tecnología.

 El año pasado se estrenó como editora. Esta gestión experimenta otra faceta en su carrera, el ser traductora. ¿Cómo surgió este proyecto?

Esta ha sido una experiencia nueva y fascinante (traducir el cuento El color que cayó del cielo), ya que considero que pasar una obra de un idioma a otro es un trabajo  de mucha creatividad, porque te hace ver de qué manera construyes frases o imaginas el universo del escritor.

Este cuento tiene una relación muy grande con algunos elementos de la cultura popular. Por ejemplo, este año salió una película que se llama Aniquilación, de Alex Garland, que tiene en común con el libro la  preocupación por el desastre ecológico a partir de una sustancia o fuerza que tiene un elemento tóxico. La idea de realizar la traducción, precisamente, surgió después de haber visto este filme en el cine, a inicios de este año.  

Un amigo me dijo: “Si te gustó la película, tienes que leer el cuento de Lovecraft”. Entonces lo empecé a leer esa misma noche y me provocó el deseo de traducirlo. Yo estaba con un bloqueo creativo y la traducción fue una forma de conectarme con la mente de  un escritor diferente a mí y entrar a su mundo.

Hasta la fecha usted lleva cuatro libros editados, ¿qué puede destacar de esta faceta que recién empezó el año pasado?

Ha sido un complemento a mi faceta como escritora.  Editar fue el complemento más feliz  de mi faceta de escritora. La escritura  conlleva momentos de frustración, incertidumbre, lucha con la historia misma. En ese sentido, editar es un oficio mucho más placentero porque involucra compartir con los lectores textos que le parecen valiosos, novedosos y fascinantes. Es mi manera de intervenir en un debate más público, proponiendo ciertos caminos  o rutas que me parecen interesantes.

Eso no quiere decir que haya dejado de escribir, por el contrario, ahora estoy trabajando en  un libro de cuentos para este año.

 Como escritora,  ¿cuál es su opinión sobre la participación de las mujeres en la literatura boliviana? ¿Qué le parece la temática que maneja la FIL, que realza el trabajo de las mujeres escritoras?

Es evidente que si miramos el canon de la literatura boliviana hay una gran ausencia de escritoras mujeres;  realmente son muy pocas y hay muchas que fueron olvidadas, por lo que consideró que tenemos una deuda pendiente de redescubrir o editar a muchas autoras bolivianas. 

Ahora están apareciendo muchas escritoras mujeres que están teniendo proyectos variados, interesantes y distintos. Me parece una actividad valiosa la que está teniendo la FIL. 

Permítanos un minuto de su tiempo.

Para desarrollar el periodismo serio e independiente, esencial en democracia, que usted aprecia en Página Siete, contamos con un equipo de reporteros, editores, fotógrafos, administrativos y comerciales de primer nivel.

Los ingresos con que Página Siete opera son producto de nuestro trabajo; no contamos con prebendas de ninguna naturaleza.

Si usted desea apoyar el esfuerzo que realizamos, suscríbase a P7 VIP, para recibir de lunes a viernes una carta informativa por correo electrónico, que contendrá un resumen de las noticias y opiniones más interesantes de Página Siete, a un costo de sólo Bs 15 al mes.

Para suscribirse haga clic aquí o llame al número 2611749, en horas de oficina.

11
4

Otras Noticias