La Paz, Bolivia

Miércoles 28 de Junio | 06:42 hs

Recuerde explorar nuestro archivo de noticias

Acoso político: les cortan las trenzas y hasta las matan

Hasta la fecha, en lo que va del año, se registraron 20 casos de concejalas que denunciaron haber sufrido acoso político y actos de violencia, según Acobol.

Acoso político: les cortan las trenzas y hasta las matan

Archivo. Afirman que muchas denuncias planteadas por vía penal se quedan en “medio camino”.

Lorena Rojas Paz  / La Paz

En lo que va del año se registraron 20 casos de concejalas  que   denunciaron   haber  sufrido acoso político y actos de violencia de parte de sus propios colegas, informó  la Asociación de Concejalas de Bolivia (Acobol). 

  "Lo más común para que suceda la agresión es que no las dejan participar en algunas reuniones o eventos. Cuando ellas quieren fiscalizar, las obligan a firmar sus renuncias para que entren sus suplentes”, explicó a Página Siete   Sandra Silva,  asesora legal de la Acobol, quien comentó además que el año pasado  se cerró  la gestión con 49  casos de acoso y violencia política denunciados.

 Las agresiones que más se registran en los últimos años van desde hacerlas callar y  llorar, pasando por  cortarles las trenzas y  golpearlas,   hasta la muerte. Sin embargo, las especialistas indican que la mayoría de ellas no denuncian los casos por falta de pruebas.    

"Se ha llegado a los casos de los asesinatos, pero hay de todo, físicamente las pegan, las patean, las golpean, les jalan o les cortan las trenzas, también movilizan a las organizaciones sociales para que agredan o las presionen”, dijo  Silva.

¿Un punto de inflexión?

 La concejala Erenia Villca denunció que el pasado 5 de mayo fue agredida por el presidente del Concejo de Tapacarí, Ignacio Mendoza, y por la funcionaria Eugenia Romero,  durante un viaje que realizó  una comitiva municipal   a la localidad de  Sicaya.

   "El viernes  5 de mayo tuve  un problema. El presidente del Concejo, una mujer funcionario me han pegado por venganza. En medianoche me han pegado en el camino de Tapacarí. Yo tenía que ir a un evento de Sicaya y estaba en un auto y quería bajar, pero no me dejaban bajarme del auto. Entonces me han pegado, me han pateado en el pecho”, afirmó Villca.  

Además, la concejala aseguró que el alcalde Severino  Vargas también estuvo presente durante la golpiza. "Me he desmayado y no recuerdo mucho, pero el Alcalde ha dicho agárrala y las violaremos, tírala al río”, comentó la agredida.

Un pedido a los partidos

La directora de la Asociación de Mujeres Asambleístas Departamentales del Estado Plurinacional de Bolivia (Amadbol), Mónica Novillo, manifestó que la expresión de violencia que se ha dado por parte de autoridades políticas "que deberían más bien estar alineadas contra la lucha a la violencia y haciendo cumplir las leyes y los mandatos”. 

"Por ello, exhortamos a los partidos políticos a los que pertenecen a que se generen los mecanismos respectivos de sanción”, dijo a este medio Novillo.

 Vías para denunciar 

 Silva aseguró que la Ley 243 Contra el acoso y violencia política hacia las mujeres establece vías de denuncia, dependiendo de  la gravedad de los hechos. "Los más leves se van  vía administrativa, a través de la comisión de ética y allí se sanciona, ya sea con un descuento o una llamada de atención o hasta la suspensión laboral. Ahora, si el tema es grave y se puede demostrar la violencia política donde hay agresiones físicas, psicológicas o sexuales ya se va por las acciones penales”. 

Afirmó también que la mayoría de las denuncias por vía penal presentadas se quedan a medias o son rechazadas por falta de pruebas. 

"Las concejalas no tienen el tiempo suficiente para hacer el seguimiento de su caso, porque es bien difícil probar el tema de acoso. Es difícil conseguir las pruebas y porque en algunos casos necesitan un abogado que las patrocine y que continúe  la causa. Entonces muchos de los casos denunciados por vía penal se quedan a medias o se rechazan por falta de pruebas”, sostuvo Silva. 

La jornada pasada, medio centenar de mujeres activistas, representantes  de asociaciones políticas municipales y departamentales tanto del oficialismo como de la oposición marcharon en Cochabamba para exigir una ágil investigación y sanciones para los acusados que agredieron a la concejala Villca.

37
4

También te puede interesar: