Ventana al mundo

El eterno retorno del heartland

Por 
lunes, 25 de junio de 2018 · 00:54

El geógrafo Sir Halford Mackinder (1861-1947) popularizó el concepto de heartland (núcleo vital o área pivote) un vasto territorio en Asia Central que lo señaló como el “pivote geográfico de la historia” en su célebre conferencia de 1904 ante la Sociedad Real de Estudios Geográficos de Londres. Mackinder aseguraba que la posesión de ese lugar estratégico le aseguraría a quien lo posea una capacidad global de poder con la posibilidad concreta de dominio planetario. 

En su libro Democratic Ideals and Reality (1919) , refiriéndose a las tratativas posteriores al armisticio que puso fin a la Primera Guerra Mundial, en sentido metafórico Mackinder expresó que deseaba que un querubín pudiera acercarse al oído de los negociadores del Tratado de Versalles (1919) para repetirles constantemente y que nunca lo olviden:   “El que manda en Europa Oriental domina al heartland; el que manda en el heartland domina a la isla-mundial; el que manda en la isla-mundial domina al mundo”. He aquí el famoso  dictum  de Mackinder, tan repetido y a veces tan poco entendido. La isla mundial abarcaba la totalidad terrestre y marítima del planeta, salvo el hemisferio occidental.

A principios del pasado  siglo XX la peor pesadilla inglesa era una posible unión entre Alemania y Rusia. La primera nación, reconocida potencia industrial-militar  de la época. Más atrasada, la Rusia zarista de ese entonces poseía recursos naturales, gigantesca dimensión, masa poblacional  y además -importante- poseía el heartland. 

En su tiempo, Karl Haushofer propició una alianza germano-ruso-japonesa, la que consideró sería capaz de enfrentar exitosamente a las talasocracias anglosajonas (Gran Bretaña y Estados Unidos). Eso nunca ocurrió. Rusia fue aliada de ingleses y franceses en la Primera Guerra Mundial contra Alemania y Austria. 

La pugna por el pivote o heartland viene desde las épocas del legendario Gengis Khan y las dinastías mongólicas. Napoleón  intentó su conquista al invadir Rusia (1812) e Inglaterra durante la Guerra de Crimea (1856). En 1941 Hitler lo intentó nuevamente. Hoy en día intensas rivalidades se observan en los territorios del heartland y su periferia, particularmente en Kazajstán, Uzbekistán, Tayikistán  y regiones aledañas,  algunas bajo dominio ruso, otras en manos de los frágiles Estados nacidos tras el colapso de la URSS en 1991. Ahora, en 2018, los norteamericanos invierten masivamente en territorios postsoviéticos; ello manifiesta su claro interés por tener un pie firme en el que por ahora es económico;  mas adelante ya se verá… 

Moscú conserva -precariamente- gran parte del heartland, pero con poder militar disminuido y decreciente población; Rusia apenas ostenta 140 millones de habitantes pese a ser el país más grande del orbe. Poca gente frente a los 1.400 millones de China, 1.110 millones de   India, 500 millones de la Unión Europea y los 325 millones de Estados Unidos. He aquí un factor geopolítico que desfavorece a Moscú: escasa relación hombre/tierra.

Las  potencias marítimas siempre trataron  de debilitar a la potencia terrestre dueña del heartland. Eso viene desde antes de la época de los zares. Actualmente el escudo de misiles norteamericanos y la integración de los ex satélites soviéticos en el seno de la Organización del Tratado del Atlántico Norte son parte de otra maniobra más para intentar tener siempre al poseedor del heartland en inferioridad de condiciones, cercado y en posición defensiva. El futuro nos dirá si el heartland quedará en manos de una renaciente Rusia, pasará a manos de una peligrosa probable unión entre Rusia, China e Irán o finalmente caerá en manos de Occidente.
 
Agustín Saavedra Weise es economista y politólogo. www.agustinsaavedraweise.com

Permítanos un minuto de su tiempo.

Para desarrollar el periodismo serio e independiente, esencial en democracia, que usted aprecia en Página Siete, contamos con un equipo de reporteros, editores, fotógrafos, administrativos y comerciales de primer nivel.

Los ingresos con que Página Siete opera son producto de nuestro trabajo; no contamos con prebendas de ninguna naturaleza.

Si usted desea apoyar el esfuerzo que realizamos, suscríbase a P7 VIP, para recibir de lunes a viernes una carta informativa por correo electrónico, que contendrá un resumen de las noticias y opiniones más interesantes de Página Siete, a un costo de sólo Bs 15 al mes.

Para suscribirse haga clic aquí o llame al número 2611749, en horas de oficina.

22
2

Otras Noticias