La Paz, Bolivia

Miércoles 26 de Abril | 21:10 hs

Recuerde explorar nuestro archivo de noticias
El segundo ramal transportó 33.000 pasajeros en su primer día

Línea Amarilla se estrenó con cortes de hasta 30 minutos

Línea Amarilla se estrenó con cortes de hasta 30 minutos

Cabinas amarillas sobre las viviendas de la zona de Cotahuma, ayer en su primer viaje para el público.

Aleja Cuevas  / La Paz
En su primer día de operaciones al público, la  línea Amarilla de la estatal Mi Teleférico presentó  cortes de hasta 30 minutos debido a caídas de energía eléctrica. El ramal que conecta Obrajes con Ciudad Satélite, con dos estaciones intermedias, trasladó en el primer día 33.000  pasajeros.

Ayer, a las 8:00, el presidente Evo Morales arrancó simbólicamente el sistema de la línea Amarilla desde la estación Libertador, de la Curva de Holguín. El Jefe de Estado, acompañado de una comitiva oficial, abordó una de las cabinas para recorrer las estaciones de  Sopocachi, de la Buenos Aires y  llegar a las 8:53 a la estación Mirador de El Alto.
Chalinas y banderines de color  amarillo  portaban los invitados que se apostaron frente al palco, armado en la estación de Ciudad Satélite. Hubo vecinos que sacaron a sus ventanas  banderas del partido del Gobierno.
La entrega de un libro de poemas  inspirados en el teleférico dio inicio al acto oficial. Los discursos se intercalaron con el estreno de una morenada y un caporal dedicados al sistema de transporte por cable.

El alcalde de El Alto, Édgar Patana, y el gobernador César Cocarico agradecieron y destacaron la obra. El segundo, en  idioma aymara, dijo que "con el teleférico los alteños aprenderán a  volar como pajaritos”.
 En su intervención, el gerente de la estatal Mi Teleférico, César Dockweiler, aseguró que el estudio de identificación y  el anteproyecto de ley de las otras cinco líneas del sistema de transporte por cable previstas estarán listos en este mes. "Con este teleférico y con los que vienen, prácticamente, La Paz será una ciudad modelo  de toda Bolivia, América Latina y el Caribe”, afirmó.
Contó   una anécdota vivida en una cabina: "Un niño  acompañado de  su madre, preguntó: ¿No hay chofer? a lo que él mismo se respondió que el Evo era el  capitán del teleférico”. Dijo y arrancó un aplauso de la concurrencia.
El último discurso fue reservado para el presidente Evo Morales. "Nunca jamás podemos sentirnos como un país pequeño. Tenemos derecho, y como vamos bien económicamente, ahora podemos financiarnos nosotros mismos esta clase de obras”, aseguró.  Con estas palabras dio por inaugurada la línea Amarilla.
Eran las 10:30 cuando terminó la ceremonia  y de inmediato la  gente ingresó a  la estación Mirador. La mayoría esperó hasta las 11:00 para comprar los tickets.
La fila se extendió hasta las calles aledañas a la parada. Niños, jóvenes, mujeres y adultos mayores esperaron pacientemente para estrenar la línea Amarilla, que es la más larga del sistema.
Ya en el andén, mujeres con sus niños y bolsas apuraban el paso para acceder a las cabinas. Una de las pasajeras tuvo que guardar su salteña, a recomendación de un funcionario, pues la norma indica que está prohibido comer dentro de las cabinas.
Una pareja de bolivianos que vive en  Argentina visitó la línea Amarilla. Mostrando la foto de Evo señalaron que el Presidente se había  ganado su voto. A su lado, unas jóvenes estudiantes se tomaban fotos  con los técnicos austriacos de la Doppelmayr.
Mientras, flamantes paredes amarillas y pisos blancos destacan en la estaciones, en las áreas exteriores aún faltan  muchas obras. Desde el aire uno ve aún obreros trabajando y espacios de tierra. En la estación Libertador, de Obrajes, la gente hizo fila en un sendero sin terminar.


Según  Dockweiler, la obra fina de las estaciones está "terminada en todas las áreas por donde transitan los pasajeros”. Justificó que en cualquier construcción, lo último que se termina son los espacios exteriores. "Porque uno necesita que las grúas y  camiones ingresen, lleguen y dejen sus materiales, no puedes tener la obra terminada y sigan todavía entrando”.
  Por la tarde, el servicio de la línea Amarilla se detuvo al menos tres veces, siendo el corte de casi 30 minutos el más largo.

Problemas de Delapaz ocasionaron los cortes

En su primer día, el sistema de la línea Amarilla se detuvo en tres ocasiones. Las dos primeras durante  cinco minutos, cada una, y la tercera por 15. Según la empresa  Mi Teleférico, el corte total fue de 25 minutos; sin embargo, varios usuarios denunciaron que quedaron varados hasta por 40 minutos.
Anoche, el gerente de Mi Teleférico confirmó que  hubo cortes en el primer día de operaciones de  la línea Amarilla, debido a una baja de energía eléctrica. "Delapaz (Distribuidora de Electricidad de La Paz) nos informó que la baja había sido provocada por un problema que tuvieron, esto ocasionó que nuestro sistema anticolisión sea afectado”, dijo a la Red Uno.
Mediante un comunicado, la empresa Delapaz admitió el problema: "Delapaz comunica a sus clientes que, el día de hoy lunes 15 de septiembre de horas 15:54 a 15:58, por causa aún no determinada, se interrumpió el suministro de energía eléctrica en Tacagua, parte de Villa Nuevo Potosí Bajo, urbanización Rosa de Inquillo, urbanización Túpac Amaru y adyacentes en la ciudad de La Paz. Parte de Villa Tejada , parte de Ciudad Satélite y adyacentes en la ciudad de El Alto”.
 Dockweiler  dijo que para estos incidentes se tiene generadores, pero cuando intentaron  usar estos equipos volvió la energía. "Esto no creo que vuelva a ocurrir”, aseguró el gerente.

¿ TE GUSTA ESTA NOTICIA ?
Comentarios

También te puede interesar: