La Paz, Bolivia

Sábado 29 de Abril | 03:24 hs

Recuerde explorar nuestro archivo de noticias
La constructora dice que la comuna hizo la evaluación de riesgos

Doppelmayr: En 22 años jamás cayó un árbol sobre un teleférico

Ayer dieron de alta a los tres últimos afectados por el desplome de un árbol sobre el cable. Dockweiler ratifica que el teleférico es el sistema más seguro

Doppelmayr: En 22 años  jamás cayó un árbol sobre un teleférico

Álvaro Valero / Página Siete. La línea Amarilla retomó sus funciones en el tramo Quta Uma-Qhana Pata.

Leny Chuquimia /  La Paz
  "Es la primera vez que he visto un incidente como éste”, dijo Javier Tellería, gerente de la empresa Doppelmayr -que construyó el teleférico-  sobre la caída de un árbol sobre el cable de la línea Amarilla, el sábado. La estatal Mi Teleférico asegura  que la estabilidad  del sector de Cotahuma recae en el municipio y  que hará sus propios  estudios de riesgo.
 El sábado, aproximadamente a las 20:00, un árbol del bosquecillo de Cotahuma se desplomó sobre  la línea Amarilla,  a un tercio del recorrido entre las estaciones Quta Uma y Qhana Pata del teleférico. El impacto de las  aproximadamente ocho toneladas  sacó de carril   las guías de dos torres.
El reponer el cable a su lugar requirió de una labor de más de tres horas, para la que ni la Unidad de  Bomberos estaba preparada. Resultado del accidente: 19 pasajeros  resultaron afectados. Las últimas tres víctimas fueron dadas de alta ayer. 
"Como empresa, en estos 22 años que trabajamos  en el tema de teleféricos jamás se nos ha caído un árbol. Ha habido todo tipo de incidentes, en Italia incluso un avión militar cortó un cable haciendo una maniobra cercana,  pero incidentes como el del árbol yo no conocí ninguno”, manifestó Tellería, el ingenierio español de la empresa Doppelmayr que construyó y supervisa el teleférico paceño .
  Aclaró que si bien Cotahuma es  una de las zonas más inestables de La Paz, Mi Teleférico construyó en ella basándose en  las evaluaciones  hechas por  Emaverde  y la Dirección Especial de Gestión Integral de Riesgos (DEGIR) de la comuna paceña. El mapa de riesgos  en el sector se complementó con la tala de algunos árboles recomendada por el municipio.
"Existe una multitud de teleféricos instalados en medio de bosques,   donde si cayera un árbol, chocaría con el teleférico y ni siquiera ahí hemos visto este tipo de incidentes. Éste es equiparable a un atentado”, dijo Tellería.
El gerente de la estatal Mi Teleférico, César Dockweiler, manifestó que el bosquecillo de Cotahuma es un área verde municipal, por lo que la responsabilidad de controlar la estabilidad en  este sector  recaería directamente en la Alcaldía de La Paz  y no en la empresa Mi Teleférico.
 "Éste no ha sido un accidente de Mi Teleférico, ha sido a causa de un factor externo. Fue un árbol que podría haber caído  en las viviendas próximas. Es importante resaltar que en este sector la competencia del control de la caída o tala de los árboles, que cumplen la función de evitar deslizamientos, es del gobierno municipal”, dijo Dockweiler.
  La autoridad manifestó que, con el fin de prevenir accidentes futuros, se envió una carta a la comuna solicitando que faculte a  Mi Teleférico para realizar inspecciones y evaluaciones de riesgo  propias.  Al momento -dijo-  hay evaluaciones de otros árboles que pueden representar peligro tanto en el sector del incidente como en otras áreas verdes de Irpavi y Sopocachi.
"Tenemos protocolos de seguridad que han funcionado en todo momento de esta situación extrema. Ahora estamos incrementando estas medidas para  reducir al mínimo las eventualidades”, aseveró el gerente.
Añadió que para la construcción del teleférico se tomaron en cuenta nueve metros a cada lado del eje central para crear una franja  de seguridad. "Fuera de este espacio hay situaciones ajenas y responsabilidades que no son nuestras”.

 Dockweiler  dijo que la estatal pagará la atención de las 19 personas afectadas  por el incidente, que fueron hospitalizadas por lesiones leves e hipotermia. Enfatizó que el teleférico  continúa  siendo el medio de transporte urbano más seguro del mundo.

Medidas de seguridad para el  funcionamiento de  Mi Teleférico
Franja   El teleférico cuenta con una franja de seguridad de 18 metros a lo largo de todo su recorrido. Nueve metros a cada lado del eje del cable central.
  Evaluaciones  Esta franja de seguridad implica una evaluación geológica de todo el terreno dentro de los 18 metros para evitar zonas inestables o de deslizamientos que puedan poner en riesgo las torres. 
Riegos  El mapa de riegos dentro de esta franja de seguridad contempla todas las eventualidades, desde incendios forestales, instalaciones de antenas, construcciones mal hechas o inseguras que puedan afectar el funcionamiento del teleférico, según la empresa.   
Distancias Con el fin de prevenir todo tipo de eventualidades, las cabinas deben circular a una distancia mínima de  tres metros de casas y edificios, para evitar que desde las viviendas se puedan lanzar objetos.
Cotahuma  Con la nueva tala  de árboles del municipio no se ampliará la franja de seguridad en este sector. Las medidas se limitarán a realizar el corte de troncos fuera de  los 18 metros de resguardo, que puedan significar un riesgo para las cabinas.

 

 

 

 

¿ TE GUSTA ESTA NOTICIA ?
Comentarios

También te puede interesar: