Colombia amarga al anfitrión

sábado, 4 de junio de 2016 · 01:26
AFP / Nueva York
 
La selección de Colombia liderada por James Rodríguez arrancó con el pie derecho la Copa América Centenario 2016, con un sólido triunfo 2-0 ante el anfitrión Estados Unidos, ayer en California (oeste). 
 
El zaguero Cristian Zapata marcó el primer gol del torneo a los 8 minutos a la salida de un tiro de esquina. La estrella del Real Madrid aumentó de penal a los 42’ en el encuentro disputado en el Levi’s Stadium de Santa Clara. 
 
El triunfo deja a Colombia muy bien posicionado en el Grupo A que integran también Costa Rica y Paraguay y es considerado el "de la muerte” en esta edición especial del torneo que reúne a 16 selecciones de la Conmebol y la Concacaf. 
 
La victoria del equipo del técnico argentino José Pékerman, en plena renovación, fue justa ya que impuso la diferencia de técnica de sus estrellas y se mostró sólido en defensa ante una selección estadounidense con pocas ideas. Una ola amarilla de decenas de miles de simpatizantes colombianos puso color a la apertura del torneo en este hermoso estadio que presentó un lleno total de 67.439 espectadores, según los organizadores.

Con esta resultado, Colombia reafirmó además su paternidad ante EEUU, y suma ahora 11 triunfos, 4 igualdades y 3 caídas. 
 
Los dos equipos se estudiaban aún cuando Colombia encontró la apertura del marcador con un golazo de Zapata, quien empalmó de primera y libre de marca cerca del punto penal un córner enviado por Edwin Cardona. 
 
Estados Unidos, dirigido por el alemán Jürgen Klinsmann, sintió el impacto y adelantó líneas, tratando de imponer un juego físico en el que faltaba creatividad en los últimos 30 metros. En cambio, los cafeteros, tranquilos con la ventaja, buscaban aprovechar la movilidad de Juan Cuadrado por la derecha y Cardona por la izquierda para armar el circuito ofensivo junto a un James Rodríguez que flotaba cerca del único delantero, Carlos Bacca.

Colombia sólo sufrió con un remate lejano de Clint Dempsey que se fue junto a un palo y, cuando se acababa el primer tiempo, golpeó por segunda vez de manera inesperada. 
 
El defensor DeAndre Yedlin desvió con la mano un centro de Farid Díaz desde la izquierda y el árbitro mexicano Roberto García no dudó en marcar penal, cambiado por gol con maestría por la talentosa zurda de James Rodríguez.
 
Al borde del nocáut aunque jamás resignado, el local pudo haber cambiado la historia sobre la hora de juego con un cabezazo de Dempsey en un tiro de esquina, pero el volante Sebastián Pérez despejó el balón sobre la línea. 
 
Klinsmann movió el banco y reforzó el ataque con Christian Pulisic y Darlington Nagbe. Pékerman respondió reemplazando a un James algo golpeado por Guillermo Celis para controlar más el mediocampo. Con espacios en la defensa local, Carlos Bacca estrelló un remate en el travesaño en una escapada solitaria. De su lado, el local empujó, pero sin claridad. El resultado final significa un paso atrás para Estados Unidos tras la buena imagen.
 
La Copa América Centenario, sin lujos en la inauguración
 
AFP / Santa Clara
 
Estados Unidos lanzó  ayer  la Copa América Centenario 2016 con una sencilla, pero colorida ceremonia en el Levi’s Stadium de Santa Clara (California, oeste) antes del partido inaugural entre el anfitrión y Colombia. 
 
El presidente de la FIFA, Gianni Infantino, que viajó para la apertura del certamen, se acercó al campo de juego en forma previa al inicio de la ceremonia y recibió una réplica de la Copa de manos del titular de la Conmebol, Alejandro Domínguez. El impresionante Levi’s Stadium, con capacidad para 68.500 personas, estaba a un 50% cuando arrancó la ceremonia con la presentación de la banda canadiense de reggae-pop MAGIC! en uno de los dos pequeños escenarios colocados cerca de los banquillos de suplentes.
 
Al ritmo de la música, los jóvenes formaron un hexágono gigante en el que resaltaba el continente americano en blanco en el centro. Al dar vuelta los pequeños hexágonos, apareció la frase "Celebrando Cien Años Copa América” en letras doradas sobre un fondo rojo. Tras MAGIC!, subieron a escena J Balvin y Jason Derulo con sus bailarines, los jóvenes desarmaban el gran hexágono y formaban 16 más pequeños con las banderas de cada uno de los países de la Conmebol y la Concacaf que participan de la Copa. Unos fuegos de artificio modestos marcaron el final de la ceremonia, casi sobre la hora del inicio del lance.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

62
1

Comentarios

Otras Noticias