Wilster empató en Sucre y jugará las semifinales

Gilbert Álvarez anotó el tanto para los rojos y Alexis Bravo igualó para el local.
lunes, 25 de julio de 2016 · 00:00
Correo del Sur / Sucre

Con un "gol de vestuario” y un hombre menos desde el minuto 13, Universitario empató ayer 1-1 con Wilstermann y se despidió de la Copa Cine Center. 

El equipo estudiantil jugó con más garra que buen fútbol, pero no le alcanzó para ganar, un resultado que habría obligado a definir la llave desde la tanda de penales.

 La "U”, que estaba obligada a ganar para aspirar a lograr la clasificación desde los 12 pasos, tuvo que batallar contra la corriente desde el arranque del partido, debido a un polémico arbitraje del paceño Luis Irusta y su asistente Daniel Lara.

 Cuando apenas comenzaban a ubicarse los equipos en el campo de juego, el atacante aviador Gilbert Álvarez se encontró con un balón frente al portero estudiantil Marcelo Robledo, lo fusiló para anotar el 0-1 a los cuatro minutos.

 El "gol de camerino” no desmotivó a Universitario, que respondió cinco minutos después con un centro de Alexis Bravo que Miguel Hoyos cabeceó para forzar la respuesta del portero Alex Arancibia.

 Un remate de Bravo que por poco se introduce al ángulo del arco aviador (17’) y un disparo elevado de Aldo Velasco tras una buena jugada individual (21’) fueron lo único de un primer tiempo.

 En el complemento, con apenas medio minuto de juego, el árbitro paceño volvió a ser protagonista con una decisión polémica. Cobró penal a favor de Wilstermann por una supuesta mano de Hoyos tras un centro.

 Sin embargo, el defensor estudiantil salió del campo de juego con una hemorragia nasal producto del balonazo que recibió en la cara en la jugada marcada como penal.

Siete minutos después, Bravo cobró un tiro libre al borde del área, remató por encima de la barrera, el balón golpeó en el poste izquierdo de Arancibia y luego se introdujo en el pórtico aviador; era el 1-1 a los 80’.

Restaban diez minutos de juego y la ilusión estudiantil volvió a crecer, empero, el ansiado gol del triunfo no llegó.

Comentarios