Marco Rodríguez, el marchista que cumple sueños

El paceño competirá en 20 km. Es parte de la mejor generación olímpica de Bolivia.
domingo, 31 de julio de 2016 · 00:00
Página Siete  /La Paz

 Hace nueve años, Marco Rodríguez soñaba con ser un gran deportista montado en una bicicleta. "Hasta que un día entré al  Siles y vi a unos atletas”, recordó  el paceño de 21 años. Esa fecha cambió su vida. "Le pedí de favor a la entrenadora Martha Marín  que me enseñe. Ella aceptó y desde entonces me enamoré de la marcha”, resaltó el marchista que llegó a los Juegos Olímpicos. 
 
  Rodríguez forma parte de la mejor generación olímpica  de Bolivia. El campeón nacional de marcha consiguió el pase a Río por mérito propio y representará al país en la cita deportiva. 
 
"A Río iré a cumplir un sueño. Llevo nueve años practicando la marcha y para mí es una gran satisfacción estar en ese gran evento. Cuando era niño soñaba con ser deportista, por eso practicaba ciclismo y fútbol”,  contó el representante nacional.
 
 Para el  marchista, que representará al país en la prueba de 20 kilómetros, su camino a Río comenzó a sus 13 años. "La marcha es una pasión. Se gasta mucho dinero en alimentación, transporte, suplementos y en médicos y fisioterapeutas”, explicó el deportista que invierte al menos 500 dólares mensuales en su preparación, "eso sin contar los viajes que tenemos que hacer para competir o prepararnos”. 
 
El paceño también es parte del proyecto Tunkas. "Eso nos beneficia mucho, pero se necesita más respaldo. Mi familia me sigue ayudando”, dice el marchista que está en el tercer año de la carrera de fisioterapia. "Este último semestre dejé un poco los estudios porque me dediqué a entrenar para los Juegos”, resaltó. 
 
Para ir a Río en buenas condiciones, Rodríguez se prepara "de lunes a lunes. Sólos los domingos descansamos por las tardes”.
 
El atleta está convencido de que en suelo brasileño se pueden mejorar las marcas bolivianas. "Tenemos una buena preparación. Quiero dar satisfacciones al país, como en algún momento lo hizo el marchista boliviano Rolando Endara, que ahora vive en México. Él siempre me da consejos para mejorar”, apuntó. 
 
El joven marchista es hijo de Marco Antonio Rodríguez y Viviana Vázquez y el mayor  de tres hermanos. Los otros dos son Pablo Armando, quien también es un destacado marchista paceño, y Benjamín.

Comentarios

Otras Noticias