El Tigre derribó al Rojo en Sacaba

El duelo fue trabado y brusco. El terreno de juego no aportó al espectáculo en Cochabamba.
lunes, 16 de octubre de 2017 · 00:00
Juan C. Toro  / La Paz
 
The Strongest volvió a festejar fuera de casa. Venció ayer a Wilstermann por 2-1 y lo bajó del primer puesto, en el partido que se jugó en Sacaba.
 
Fue un duelo duro para ambos. La cancha jugó en contra de los dos planteles. Los hinchas también fueron protagonistas de la jornada.
 
El primer tiempo fue complicado para los dos. Tardaron en acomodarse a la nueva cancha que no está en buenas condiciones. Hubo  imprecisiones, errores, golpes y expulsiones.
 
En los primeros ocho minutos ninguno de los equipos se aproximó a la puerta rival, el duelo fue  en el medio terreno, sin jugadas claras.
 
Las dos primeras jugadas de riesgo fueron para el Rojo. A los 9’ Cristhian Chávez se proyectó por la derecha, tiró el centro que salvó Daniel Vaca. A los 15’ el argentino atacó por esa zona, su centro pegó en el pie de  Gabriel Valverde, que cerca estuvo de anotar en contra.
 
 Luego el turno fue del atigrado. A los 23’ Vaca jugó con Wálter Veizaga,  se juntó con Diego Bejarano y el centro llegó  para Alejandro Chumacero, que solo frente al arco remató fuera.
 
Dos minutos después, en un error de Edward Zenteno que quiso jugar con el arquero Raúl Olivares, propició un despeje apresurado del chileno. El balón pegó en el cuerpo de Pablo Escobar, quien cerca estuvo de anotar el 1-0.
 
Una más. Cuando se jugaba el minuto 27 Raúl Castro filtró un balón para Escobar, salió habilitado, pero  no estaba atento y el balón le rebotó en el pie.
 
El primer gol fue para el Rojo. A lo 37’ Joaquín Antequera sancionó un penal cuando Veizaga despejó un centro de Rudy Cardozo, trabó a Gilbert Álvarez  porque llegó tarde a la cobertura. Dos minutos después Cardozo anotó el 1-0.
 
En la parte final se complicó el partido. En un córner Serginho empujó a Alonso, quien cayó al piso. Alex da Silva fue a separar a su compañero y al atigrado, que había reaccionado, pero Valverde lo empujó por la espalda. Ambos fueron expulsados.
 
A los 49’, mientras algunos discutían, Escobar cobró otro córner  a través del cual llegó el 1-1. Fue una jugada confusa porque no se logró ver si alguno de sus compañeros o el arquero Olivares tocó la pelota.
 
En el segundo tiempo las cosas no cambiaron, siguieron los golpes y el duelo ganó a nuevos protagonistas, los hinchas locales, gracias a quienes el juego se paralizó por 14 minutos. Después del reinicio  ambos equipos tuvieron sus oportunidades. A los 71’ Castro remató lejos de la puerta y a los 74’ Chávez se la comió solo frente al arco.
 
Comenzaron los golpes de Zenteno. A los 78’ trabó a Alonso que se iba con peligro de gol, merecía la roja, pero Antequera le mostró la amarilla. En el tiro libre Fernando Marteli anotó un golazo (2-1).
 
El capitán de los aviadores volvió a trabar a Alonso a los 91’, tampoco lo expulsaron y a los 94’, en otra falta clara, recién salió de la cancha.
 
En los minutos finales el Tigre buscó cuidar el marcador ante la desesperación local, que no pudo mantener la punta en el Clausura. 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

140
17

Otras Noticias