River llega con un plantel disminuido

El elenco cuenta sólo con 21 jugadores disponibles por lesiones, suspensiones y transferencias.
lunes, 11 de septiembre de 2017 · 00:00
Marco Mejía / La Paz 
 
Las dos visitas anteriores que tuvo River Plate a Cochabamba trajo en su plantilla a jugadores mundialistas que participaron en la Selección de  Argentina. El equipo que visitará el jueves (20:45) a Wilstermann viene con pocas figuras y disminuido por una gran cantidad de lesionados  en la conformación que dirige Marcelo Gallardo.
 
La primera vez que los millonarios se midieron con los aviadores  fue en la Copa Libertadores de 1973. En aquella ocasión el equipo argentino trajo figuras de la talla de Enrique Wolf, Juan José López, Reynaldo Merlo, Norberto Alonso, Ernesto Mastrangelo, Daniel Onega u Óscar Mas, todos habían jugado en el seleccionado albiceleste y varios integraron el equipo mundialista de Alemania 1974. Este equipo cayó ante Wilstermann por 1-0.
 
En la edición 1982, River trajo en sus filas al inolvidable arquero Ubaldo Matildo Fillol (foto), que junto a Rubén Américo Gallego, Alberto Tarantini y Julio Olarticoechea, habían jugado meses antes el Mundial de España 1982. Otra gran figura que tenía ese elenco era Antonio Alzamendi, que convirtió el gol del triunfo ante los rojos.
 
Para el jueves, el panorama es distinto  ya que entre lesiones, transferencias y suspensiones, River apenas cuenta con 21 jugadores para afrontar el partido de ida por los cuartos de final.
 
Un plantel con treinta jugadores  es lo ideal para encarar las series decisivas de la Copa Libertadores de América. Una cifra suficiente para encarar cada fase desde octavos en adelante. Sin embargo, a River le quedó corto. De los 21 protagonistas disponibles, tres son arqueros y las variantes para Gallardo son mínimas en un equipo que quedó corto.
 
¿Cómo se llegó a semejante situación? Primero hay que  mencionar a los suspendidos provisoriamente por dopaje, Lucas Martínez Quarta y Camilo Mayada. Luego están las bajas que no pudieron ser reemplazadas en la lista de buena fe: Arturo Mina, Joaquín Arzura, Luis Olivera y, la más sufrida, Lucas Alario que se fue al fútbol de Alemania. Como si fuera poco, hay tres lesionados: Rodrigo Mora, que no jugará hasta el año que viene, Marcelo Larrondo, cerca de la rehabilitación, y ahora Luciano Lollo, que en los pasados días fue operado por un problema en las articulaciones de los dedos gordos de ambos pies.
 
Un plantel corto
 
En ese contexto, hay 21 jugadores disponibles, teniendo en cuenta que los uruguayos Marcelo Saracchi y Nicolás de La Cruz no fueron inscritos porque el cupo está cerrado en cuartos de final. 
 
La sorpresa es que Zacarías Morán Correa y Tomás Andrade, relegados en la consideración de Marcelo Gallardo, tendrían chances de integrar la lista que llegará a Cochabamba, en caso de que el técnico quiera tener al menos un convocado extra para el armado del banco de suplentes.
 
Un ataque disminuido
 
El técnico Gallardo tiene un gran dilema en la delantera: reemplazar a Lucas Alario y Sebastián Driussi. La principal alternativa que tiene el exjugador de los millonarios  es  Ignacio Scocco, pero la prensa bonaerense menciona que el gran problema del jugador es  su edad. Tiene 32 años. Físicamente no está en condiciones de jugar tres partidos en una semana. Ya tiene cinco presentaciones en River y se adaptó sin problemas, con 158 minutos, dos partidos de titular y tres de suplente, anotando dos goles importantes. 
 
El atacante que llegó desde Newel’'s mantiene la medida de goles ya que la temporada pasada, jugó 26 partidos y convirtió 14 goles. Es por estos días la única cuota de gol garantizada que tiene Gallardo para este semestre.
 
Ante la infinidad de lesiones y bajas, el colombiano Rafael Borré tiene 21 años y llegó desde España luego de  jugar a préstamo en el Villarreal. Ya sumó tres partidos en River, todos de suplente. Acumula 38 minutos y un gol frente a Instituto por Copa Argentina. Su temporada en Villarreal cuenta con 19 partidos y apenas 574 minutos pues apenas arrancó de titular en cinco juegos y metió dos goles. Claramente es un jugador que todavía no puede sentirse titular. Sin embargo, por su juego y por cómo lo ven en el cuerpo técnico es el que más chances tiene de jugar en el Valle.
 
Con menos chances de estar el jueves se encuentran  Carlos Auzqui con muy poca continuidad en el equipo; mientras que Marcelo Larrondo lleva dos años sin poder realizar una pretemporada completa por sus problemas en las dos rodillas y a los 29 años esa dificultad empieza a pasarle factura.
 
El otro atacante es Gonzalo Martínez, pero su juego era más desequilibrante cuando estaban Alario y Driussi que dejaron la institución. Es el atacante más movedizo con el que puede contar Gallardo. 
 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

70
20

Otras Noticias