Otro bochorno más en el fútbol boliviano

Bolívar ganaba por 5-0, pero cinco futbolistas de Aurora no volvieron al segundo tiempo del partido.
lunes, 16 de diciembre de 2019 · 00:00

 Marco Mejía  / La Paz

 ¡Una vergüenza! No hay otro calificativo para cuestionar   lo que pasó ayer en el estadio Hernando Siles. Bolívar goleaba a los juveniles de Aurora por 5-0 al cabo del primer tiempo, pero en vestuarios cinco jugadores vallunos decidieron no volver al complemento por supuestas lesiones  y el partido se  dio por concluido en un nuevo bochorno del fútbol boliviano.

Con 11 juveniles en cancha, tenía que pasar lo previsible: una goleada a favor de la Academia que sin esforzarse mucho marcó cinco goles en los primeros 45 minutos.

Callejón  convierte el segundo tanto del partido.

Al equipo cochabambino le duró 10 minutos el entusiasmo de sus jugadores que trataron de cerrar  los espacios a los bolivaristas y en parte lo consiguieron, pero luego llegó el rosario de goles.

En el minuto 10, Diego Bejarano ingresó solo por la derecha, envió un centro retrasado para Juan Carlos Arce que sólo tuvo que empujarlo al arco.

Un minutos después,  vino una pelota a las espaldas de los defensores de Aurora y el español Juan Miguel Callejón quedó cara a cara con el portero Mauricio Adorno para decretar el segundo.

Arce marcó el tercero con un potente disparo desde fuera del área, a la derecha del golero aurorista, en el minuto 22.

Un par de jugadores de la visita intentaron dejar el campo de juego por supuestas lesiones y la gente empezó a temer que los juveniles comiencen a salir del terreno para que se aplique un walk over técnico.

Sobre los 32 minutos, Erwin Saavedra envió otro pase en profundidad desde su campo, la pelota engañó al arquero Adorno y se introdujo en el arco para el cuarto de la tarde.

Un minuto antes del final la goleada de los académicos se consolidó con otro ingreso de Callejón que definió de primera, a la izquierda del guardameta  Adorno para marcar  el quinto de la tarde.

Todo lo que se presumía pasó en el segundo tiempo, ya que cinco integrantes del Equipo del Pueblo  no retornaron para el segundo tiempo y como el encuentro no podía proseguir con seis jugadores, el juez del compromiso, Yordy Alemán, decidió suspender el encuentro y hacer constar el hecho en la planilla oficial.

Los seis jugadores cochabambinos intentaban explicar lo inexplicable. Callejón empezó a consolar a varios que comenzaron a derramar más de una lágrima, mientras la gente protestaba desde la tribuna por la nueva burla que sufrieron en un partido de la División Profesional. El gerente de Baisa, Dardo Gómez, criticó la actitud de la dirigencia de Aurora, que envió  a juveniles al compromiso de ayer, dando así prioridad al  partido del miércoles con Real Potosí, con el que  se juega  su permanencia en primera.

Leo Vaca (izq.) ante un juvenil del cuadro de Aurora. 
 Foto:Marco Aguilar / Página Siete

“Esto es una vergüenza más en el fútbol profesional, hay gente que pagó su entrada y se burlan de los aficionados. Con esto qué podemos esperar de la hinchada cuando le pedimos que vuelva al fútbol. Esto es reprochable, ya que en esta jornada construimos algo vergonzoso y cuya noticia dará la vuelta al mundo”, dijo Gómez.

FIGURA

  SIN FIGURA
 No hubo figura en un partido que parecía un entrenamiento pagado en los 45 minutos de juego.

ÁRBITRO

 Yordy Alemán
  El juez del partido no influyó para nada en un encuentro que sólo tuvo duración de 45 minutos.

6
113

Otras Noticias