Sin Saavedra en condiciones, hay dudas en el medio campo

Los celestes terminarán de afinar hoy el equipo titular que visitará el domingo a Wilster. Flores y Gutiérrez se recuperan e hicieron fútbol en el equipo B.
viernes, 19 de julio de 2019 · 00:00

Marco Mejía / La Paz

El director técnico de Bolívar, César Vigevani, aguardará unas horas más la recuperación de Erwin Saavedra para ver si forma parte del equipo titular que jugará el domingo frente a Wilstermann (17:15), en Cochabamba, por la segunda fecha del torneo Clausura. Si el orureño no llega, el entrenador  ya tomó sus recaudos y en la sesión futbolística que se tuvo ayer por la mañana contempló la presencia de Thomaz Santos en el medioterreno

Saavedra realizó ayer por tercer día consecutivo una tarea diferenciada al resto de sus compañeros ya que aún no superó la dolencia que tiene en la rodilla izquierda; sin embargo la sesión de hoy será decisiva para ver si Saavedra vuelve a trabajar con el grupo y si es incluido en la delegación que viajará a la capital valluna.

Pese a la fría mañana que existió ayer en la sede de Gobierno, el técnico Vigevani comenzó a darle forma al equipo, aunque es posible que realice un par de modificaciones: primero por el tema Saavedra y segundo por la cantidad de extranjeros que ayer dispuso en la cancha, cinco en total, y obligadamente tendrá que dejar a uno  en el banco de suplentes.

El onceno que se observó ayer en la zona de Tembladerani estuvo conformado por Said Mustafá, en el arco; Jean Paul Cartagena, Adrián Jusino, Mauricio Prieto y Juan José Orellana, en el sector defensivo; Christian Machado, Angel Rodríguez y Thomaz Santos; mientras que en el ataque estuvieron Juan Carlos Arce, Jorge Pereyra y Juan Miguel Callejón.

Prieto, Pereyra y Callejón tienen una plaza segura en el cupo de extranjeros; mientras que la cuarta está en duda entre el uruguayo Angel Rodríguez o el brasileño Santos, que pese a estar naturalizado boliviano, en la cancha ocupa plaza de foráneo. Si Saavedra se recupera, Rodríguez iría al banco; pero si el orureño continúa lesionado el que puede jugar en el medio es el juvenil Erick Cano y Santos esperará nuevamente su lugar entre las alternativas. 

Con Cano en el medio, otro que dejaría su lugar sería Cartagena y Diego Bejarano ocuparía nuevamente un lugar por la banda derecha.

Gutiérrez, Flores y Castellón

En la sesión de fútbol que se realizó ayer, también se pudo apreciar la presencia de Jorge Enrique Flores, Luis Alberto Gutiérrez y Vladimir Castellón que estuvieron presentes en el equipo B.

A Flores le falta poco para volver a jugar luego de la fractura de tibia y peroné que tuvo en enero de este año. Gutiérrez fue operado hace más de un mes de los meniscos de la rodilla derecha y su recuperación fue favorable, se estima que el defensor ya pueda jugar en la cuarta fecha frente a Real Potosí.

Castellón tuvo ayer su primer entrenamiento con la plantilla y luego de conversar por algunos minutos con Vigevani, fue tomado en cuenta en el equipo B. Castellón rescindió contrato con Nacional Potosí y en las siguientes horas será habilitado ante la División Profesional.

El trabajo también sirvió para que el guardameta Widen Rojas vuelva al arco luego de haber arreglado su retorno al club. Rojas salió de las inferiores de Bolívar y en 2018 tuvo la temporada más activa al alternar con el uruguayo Fernando Laforia.

El Cumbia Castellón hizo de las suyas en el primer día 

 Vladimir Castellón inicio su primer entrenamiento al ritmo de cumbia. El cochabambino que se encuentra próximo a cumplir los 30 años tuvo que bailar para cumplir el ritual que existe en la plantilla celeste con los jugadores nuevos.

Castellón es apodado El Cumbia por los festejos particulares que realiza cuando convierte goles en los partidos oficiales. Ayer, sus nuevos compañeros le pidieron que haga gala de sus aptitudes y El Cumbia hizo de las suyas en el callejón humano que formaron los jugadores en el terreno de juego de la zona de Tembladerani.

 Otro que pasó la prueba fue el defensor paraguayo Teodoro Paredes que ayer también tuvo su primer entrenamiento, pero que a pedido de la dirigencia de Bolívar evita ser fotografiado o hablar con los medios de comunicación. Paredes se hospeda en un hotel de la zona de Achumani y cuando fue descubierto por los medios de comunicación se cubrió el rostro. Sus familiares que lo acompañan pidieron disculpas y manifestaron que existe una prohibición de parte del club para que sea entrevistado.

 

 

76
9