El creador del Grupo de Teatro Nuevos Horizontes murió el miércoles

Liber Forti dejó al menos siete aportes en el teatro boliviano

Seis dramaturgos, directores, críticos de teatro y actores nacionales destacan la huella que dejó el maestro en las artes escénicas y culturales del país.
sábado, 14 de marzo de 2015 · 19:52

 

Anahí Cazas  /  La Paz
Sin importar el  intenso frío del altiplano y la falta de recursos económicos, Liber Forti y  su Grupo de Teatro Nuevos Horizontes  visitaban  los centros mineros para estrenar sus obras. "Nosotros teníamos que estar ahí”,  decía tajante el maestro, en una entrevista en noviembre de 2011 con el periódico Bocamina.
Para Liber Forti llevar el teatro a las minas era una tarea fundamental. "En vacaciones  de invierno visitábamos los centros mineros. Nos dimos el gusto de visitar de manera continua los 13 distritos del Consejo Central Sud”,  recordaba Liber,  en esa entrevista.
La iniciativa de presentar obras de teatro en los complejos mineros es uno de los principales aportes que dejó Liber Forti  en la historia del teatro boliviano, según seis dramaturgos, directores, actores y críticos nacionales.
"Liber Forti construyó un teatro en grupo, un teatro comunitario y  un teatro ligado al movimiento minero.   Fue el primero  en llevar el teatro a  las minas. Por eso, Liber Forti se  constituyó en el símbolo del arte teatral en Bolivia”, asegura el dramaturgo y director Percy Jiménez.


El miércoles pasado, el director de teatro y promotor cultural Liber Forti -fundador del mítico grupo teatral tupiceño Nuevos Horizontes y asesor cultural de la Federación Sindical de Trabajadores Mineros de Bolivia (FSTMB) durante varias décadas- murió  en Cochabamba a la edad de 95 años. El maestro -argentino de nacimiento- fue además de un hombre comprometido con la poesía y el teatro, un idealista y un activista político forjado en la escuela del anarcosindicalismo.

La actriz y directora boliviana argentina Martha Monzón identifica que el segundo aporte del maestro  ha sido la ética en el trabajo. "Su principal aporte es la ética, la ética con  el trabajo, con la profesión, con la política y con en el teatro. Nos dio un ejemplo de ser coherente y ético en el teatro”, sostuvo Monzón.
 
La  actriz explicó que  Forti le enseñó  que  la ética es uno  de los  valores primordiales en las artes. "Él demostraba esa ética con su propia vida. Vivía  en situaciones precarias y   todo su discurso político e ideológico estaba en concordancia con esa ética  que él  trasladaba al teatro”, comenta.
 
Según Monzón, otro de los aportes, el tercero, fue la idea de hacer teatro para cuestionar a la sociedad y a la vida. "Liber Forti nos enseñó que el teatro tiene que cuestionar y mover las estructuras. Tiene que  llevar a la reflexión”, dice  la actriz, quien recuerda que   el maestro les enseñó que antes de montar una obra,  un director tiene que preguntarse: ¿Por qué hacer esa pieza?,  ¿para qué?, ¿para quién? y otros.
El joven dramaturgo Saúl Alí destacó que la tercera contribución de   Forti  fue su ejemplo  de hacer teatro por un ideal y una razón de vida. "Liber Forti no  era alguien que se dedicaba al arte simplemente por dedicarse,  porque  no había nada que hacer. Él  tenía una idea clara tanto política como artística”, sostiene.
Según Alí, el cuarto  aporte  que dejó el maestro fue su ejemplo de preparación y disciplina.  "Era un gran lector de literatura y siempre se prepara para hacer arte. Decía que el poeta  es capaz de decir lo que siente el corazón de otras personas.   Entonces, exigía  el rigor del poeta y  del escritor porque tienen la responsabilidad  de interpretar lo que  la  gente siente”, dice.
La joven dramaturga y poeta Camila Urioste, quien identificó el quinto aporte del maestro,  dijo que   Forti es uno de los precursores del teatro de grupo. "Ha sido una persona que  ha iniciado a muchos artistas. Marcó un antes y después en  las artes escénicas con su propuesta del teatro de grupo”, explica.
  Urioste dice  que el  teatro de grupo,  propuesto  Liber Forti,  consiste  en  un teatro que se genera dentro de un grupo de personas, que no cambian y viven como  una familia.  "Las obras se forman dentro de este grupo y  son muy personales. Todo elenco se  dedica en cuerpo y alma  al montaje de las  obras”, dice.
 El director y actor Antonio Peredo sostuvo que Liber Forti dejó varios aportes al teatro nacional.  "Creo que son muchos los aportes que él ha hecho a nivel artístico y político. Creo que para hablar de él tendríamos que hablar de toda su vida, él dio todo por el teatro,  por lo que creía y todo lo que un ser humano puede dar”, comenta.
Sin embargo, Peredo asegura que su  principal contribución  , la sexta,  fue  su ejemplo de  compromiso con el teatro. "Él tenía un compromiso con la sociedad y el teatro, y él no diferenciaba las dos cosas, no decía que eran cosas diferentes. Ésa es una de las principales enseñanzas que él nos ha dejado”, acota.
El crítico de teatro, Carlos Cordero sostiene que otro de  los  grandes legados de Forti fue el desarrollo de una pedagogía para la formación de  grupos teatrales. "Su intensión era   multiplicar la actividad teatral, Liber no sólo ha creado  el grupo (de teatro) Nuevos Horizontes, sino desde la época de los   40 publicó una revista que se llama Nuevos Horizontes”, comenta.
Cordero destaca que en esas publicaciones   el maestro  desarrollaba una pedagogía para la  actuación y el  montaje de obras. "Publicaba   obras de teatro universales y  él se encargaba de transcribir. Su objetivo era darles un repertorio a los nuevos actores”, describe.
 Tras dejar de dirigir y montar  obras, Liber, cuenta Cordero, optó por dedicarse a enseñar a la gente, en especial a los más jóvenes, ha hacer teatro. "En 1979,  él me ayudó a descubrir mi pasión por el teatro. Ese año, realizamos una representación. Recuerdo que él nos enseñaba desde la vocalización hasta la postura”, concluye.

 

El argentino que aprendió a leer en Tupiza y se enamoró de Bolivia

En 1946, Liber Forti fundó en Tupiza el Grupo de Teatro Nuevos  Horizontes para llevar a la gente   la alegría, la reflexión y  el mensaje de una vanguardia  del proletariado, que buscaba primero profundizar la Revolución del 52 y luego luchar por construir una nueva sociedad.
 Su convicción de lucha lo llevó a ser   durante varias décadas el asesor cultural de la Federación Sindical de Trabajadores Mineros de Bolivia (FSTMB).
Nació el 19 de agosto de 1919 en la ciudad de Tucumán (Argentina).  Su padre, un connotado sindicalista anarquista argentino que buscó refugio en Tupiza huyendo de la persecución política, lo bautizó con el nombre de Germinal Liber Forti Carrizo, pero todos lo conocían simplemente por Liber ("libre”), el nombre del dios de la libertad de la mitología romana.
Cuando era todavía un niño, su familia se trasladó a Tupiza, pueblo que había visto nacer la primera organización anarquista de Bolivia, la Unión Obrera Primero de Mayo, en 1906, y el periódico La Aurora Social. Su padre, Mario Forti, instaló una imprenta y una librería, Renacimiento, donde Liber tuvo, literalmente, su primer acercamiento a las letras, el manejo de los tipos móviles del que llegó a ser un experto.
Siempre se reivindicó como tupiceño y boliviano. "Todo lo que Bolivia tenga que ver en mi vida o lo que yo tenga que ver con Bolivia, no tiene explicación”, le dijo a la periodista Mónica Heinrich. "En Tupiza aprendí a leer” y en Bolivia, agregó, "encontré el divino rincón de la fraternidad y el amor por una gente trabajadora”.
Para impulsar el teatro, Liber Forti publicó la revista Nuevos Horizontes hasta sus últimos días, con el fin de proyectar diferentes espacios para la cultura, se lee en el diario Opinión.
  Durante varios años, generaciones  y generaciones de artistas que buscaron a Forti  para encontrar su consejo, su apoyo. Aunque él identificó al Teatro de los Andes como su heredero, siempre respaldó a decenas de jóvenes dramaturgos.
 Poco antes de morir, Forti creó  el  Centro Cultural y Artístico Liber Forti, que  nació con la convicción de  "promocionar el arte y la cultura, con la finalidad de servir a los seres humanos, alimentando la búsqueda incansable de la libertad, la justicia y la solidaridad”, al igual que cuando creó, en 1946, Nuevo Horizontes. Ser para los demás era su lema.

Punto de vista
Camila Urioste

Dramaturga y directora 
"Es un padre para todos los artistas  del teatro”
Liber Forti es uno de los precursores del teatro de grupo. Ha sido una  persona que ha iniciado a muchos artistas y ha generado una ética en el teatro.
Es como un padre para todos los  artistas que hacen teatro en la actualidad. Todos lo vemos como un ejemplo, un  maestro y   un precursor.
Forti marcó un antes y un después en la historia del teatro nacional. 
El maestro ha dejado huella  con la creación del grupo Nuevos Horizontes. En los años 70 y 80, generó e influenció a varios artistas, como el argentino César Brie.
 Ha dejado la idea del teatro de grupo, que consiste en un  teatro que se genera dentro de un grupo de personas y que conforman casi una familia. Ellos crean sus obras dentro de este grupo y por eso sus propuestas son  muy personales. El hecho de vivir casi juntos los ayuda a  generar   obras de gran contenido y calidad.

Martha Monzón
 Actriz y directora de teatro
 "Enseñaba la importancia de la ética en el teatro”
Uno de los grandes aportes de Liber Forti fue la ética en la vida y el teatro. Él demostraba esa ética con su propia vida. Buscaba que  todo su discurso político e ideológico estuviera en concordancia con esa ética que él la trasladó hacía el teatro.
Forti enseñaba a sus alumnos la importancia de la ética en el teatro. Plasmó esos ideales en sus  cuadernos de Nuevos Horizontes.
Sin embargo, en esos documentos también enseñaba técnicas básicas para hacer teatro,  por ejemplo  hablaba de la voz y de cómo funciona el aparato fonador. Luego, empezaba a hablar de teatro. Él siempre  hablaba de lo más profundo. Buscaba que las obras sean más genuinas y pedía que  nunca  nos conformemos. Decía que siempre era importante  preguntar,  cuestionar. Él enseñó que si el teatro y el arte  no cuestionan  nada tiene sentido. Pedía ante  todo buscar la  reflexión en el arte.

Su lucha y  su obra
Vida  Nació en 1919 en Tucumán, Argentina. Fue actor, director de teatro y promotor cultural. De filiación anarquista.
Teatro  Su primera relación con el teatro fue a la edad de 12 años, cuando se integró al grupo teatral de la Federación Obrera Regional Argentina (FORA), se lee en el Diccionario Cultural.
Inicios Vivió en Tupiza, Potosí, desde 1926, donde el 1 de mayo de 1946 fundó el Grupo de Teatro Nuevos Horizontes.
Lucha  Desarrolló intensa actividad de apoyo sindical y trabajó con la Federación de Trabajadores Mineros de Bolivia y a la Central Obrera Boliviana.
 Legado El Centro Cultural y Artístico Liber Forti se fundó en Cochabamba el 27 de junio de 2014, siete semanas antes del 95 aniversario natal del creador de Nuevos Horizontes, según el acta. El documento  está firmado por el propio Liber Forti y su compañera, Gisela Eufemia Ana Derpic Salazar, el empresario Tyrone Heinrich Balcázar, los periodistas  Humberto Vacaflor y Juan Carlos Salazar, Gustavo Soto Santiesteban y Camilo Zilvety Derpic.

Confidencial

Si te interesa obtener información detallada sobre el proceso electoral, suscríbete a P7 VIP y recibirás mensualmente la encuesta electoral completa de Página Siete.

Además, recibirás en tu e-mail, de lunes a viernes, el análisis de las noticias y columnas de opinión más relevantes de cada día.

Tu suscripción nos ayuda no solo a financiar la encuesta sino a desarrollar el periodismo independiente y valiente que caracteriza a Página Siete.

Haz clic aquí para adquirir la suscripción.

Gracias por tu apoyo.

Valorar noticia

Comentarios