Jesse Eisenberg sorprende al mundo con su particular neurosis

Acaba de estrenar Café society de su admirado Woody Allen, en quien sin duda se refleja.
lunes, 6 de junio de 2016 · 00:00
Agencias /Barcelona y Nueva York

Imagínese por un momento que uno de los múltiples correos basura que recibe al día se pone estupendo. Uno de esos que con voz femenina promete el Cielo con sólo unos minutos de conversación caliente vía webcam. Se llama Alexa y en el asunto ha escrito: "¡Te echo de menos, cariño! Pero de pronto, la tal Alexa, cansada de esperarlo, se pone a leer filosofía  y le anuncia un retiro espiritual... Y adiós. ¿Con qué cara se queda?

Jesse Eisenberg (Nueva York, 1983), el Mark Zuckerberg de La red social, personaje friki-sociópata fundador de Facebook que lo lanzó a la fama, es buen conocedor de las neurosis universales. Las ajenas y las propias.
 
Personalmente atesora unas cuantas, reconoce. El besugo me da hipo y otras historias, su debut narrativo, es un cúmulo de ellas en formato de relatos cortos. Y el e-mail de Alexa, una muestra, señala La Vanguardia.

Nacido en el neoyorquino barrio de Queens, hijo de profesores de universidad de origen judío -inserto, por tanto, en la misma tradición cultural que Woody Allen-, vegano y gran amante de los gatos, Eisenberg intenta transitar los caminos de su admirado Allen -bajo la dirección del cual acaba de rodar Café society, recién presentada en el festival de cine de Cannes.
 
Las cinco primeras conversaciones telefónicas imaginarias de Alexander Graham Bell tras inventar el aparato, una conversación surrealista del autor con Jesucristo o un hombre solitario en un bar con incontinencia verbal son algunos ejemplos de sus disparatados relatos en que abundan los psiquiatras y los analistas, y en que las inseguridades, la incomunicación o las contradicciones del día a día son los temas centrales.

"Parecen divertidos, pero si la gente supiera de dónde nacen, no me envidiarían en absoluto”, afirmaba recientemente Eisenberg en una entrevista, refiriéndose al trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) que padece -no pisa las grietas, se muerde las uñas y se toca las puntas de los dedos de una forma extraña-. 
 
Algunos de los relatos, reconoce, tienen su experiencia personal de trasfondo, como el titulado Campamento del trastorno de ansiedad por separación. 
 
"Allí los campistas empiezan el día con una llamada a su madre . Los que hayan mojado la cama podrán cambiarse de ropa o, si lo prefieren, podrán quedarse con el pijama sucio, ya que el hedor caliente de su orina puede ser más reconfortante”, escribe.
 
Universo Jesse  
  • Periodismo Parte de su terapia consiste en volcar sus neuras en la columna que escribe en el espacio Shouts & Murmurs de The New Yorker, donde  salieron  publicados algunos de los relatos ahora reunidos en El besugo me da hipo.
  • Allen Como su admirado Woody Allen, a quien dedicó un guión, Eisenberg también transitó  con cierto éxito el teatro con la publicación de tres obras que se presentaron  en Broadway: Asuncion,  The revisionist y The spoils.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

64
1

Comentarios