Fiesta del Omatsuri dejó pequeño al Jardín Japonés

En su decimotercera versión contó con demostraciones de cosplay y artes marciales.
lunes, 25 de septiembre de 2017 · 00:00
Alejandra Pau / La Paz

 La finalidad del Omatsuri, festividad en japonés, es compartir y generar un intercambio entre los paceños y la cultura japonesa. Este año la actividad  anual se realizó como es costumbre en el Jardín Japonés; sin embargo, la masiva asistencia del público dejó la infraestructura muy pequeña, al igual que el año pasado.

En  2016 asistieron 5.000 personas según datos del Municipio transmitidos a  la Sociedad Japonesa de La Paz. 

La decimotercera versión realizada contó con una asistencia masiva interesada en las demostraciones de artes marciales  y desfiles de expresiones más contemporáneas  de la cultura popular japonesa como el cosplay, al igual que por  la comida.

"El fin es compartir y disfrutar de un día con todo lo que tenemos para ofrecer (...). Nosotros en la Sociedad  aún no tenemos una influencia muy moderna, pero es interesante observar cómo en expresiones que tienen tantos aficionados como el ‘manga’ muestran   tradiciones tan importantes como la ceremonia del té”, comentó la presidenta de la Sociedad Japonesa en La Paz, Carmen Hada.    

  Sobre la cantidad de gente que abarrota todos los años el Jardín Japonés, Hada  manifestó que realizarlo ahí tiene una importancia simbólica, ya que fue donado por la comunidad japonesa en 1975.
      
Una de las ventajas del Omatsuri es que todos los años tiene algo nuevo, la Embajada de Japón en La Paz presenta en cada versión  un plato tradicional japonés. Este año se realizó  la demostración y degustación de Okonomiyaki, pizza japonesa, a cargo del cocinero  Yuki Yamaoka. 

     Sobre la preparación, la Embajadora de Japón en Bolivia, Kyoko Koga,  sostuvo que el Okonomiyaki es una preparación típica que tiene locales en los que sólo se comercializa este plato. 

"Es típico de Japón y fundamentalmente se puede preparar con pollo, cerdo, harina de trigo y repollo aunque se pueden incorporar otras cosas. Se le dice pizza japonesa por la forma y porque al final se le pone una salsa”, indicó Koga.   
   
Yamaoka,  que es el cocinero de la Embajadora, se decantó por preparar la Okonomiyaki hasta agotar toda la preparación. 
  
    Consultados algunos asistentes  señalaron que al ser un evento tan concurrido ayudaría que se establezca un recorrido para que haya un orden y evitar aglomeraciones. Asimismo, ayudaría que se habilite más espacios para consumir la comida y una puerta que sea sólo de salida. 

 
 
 
 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

71
1