Culturas recupera 70 piezas religiosas de cuatro épocas

Los objetos se remontan al siglo XVII y la mayoría corresponde al Tata Santiago.
sábado, 06 de octubre de 2018 · 02:04

Gabriela Alanoca C. / La Paz

Los ambientes de la Casa del Artista fueron ayer ocupados por esculturas de santos y objetos de platería, que fueron rescatados por funcionarios del Ministerio de Culturas y Turismo, de una casa ubicada en Santa Cruz.

Se trata de 70 piezas artísticas históricas que se remontan a los siglos XVII, XVIII y XIX; la platería corresponde al siglo XX.

“La catalogación de las piezas está completa. Se trata de bienes eclesiásticos, lo que nos hace deducir que pertenecen a iglesias y templos. Tienen un valor cultural muy alto porque son piezas únicas del siglo XVII, XVIII, XIX, y una parte del siglo XX”, indicó la ministra de Culturas, Wilma Alanoca.

Informó que el 80% de las esculturas de santos, que están hechas con tela encolada, policromada y maguey, pertenecen al Tata Santiago. En la muestra que el ministerio armó se pudo observar esculturas del santo en diferentes tamaños.

La autoridad relató que la recuperación de las piezas fue posible gracias a una denuncia anónima. Cuando el Ministerio de Culturas, en coordinación con la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) y el Ministerio Público allanaron el domicilio, se encontraba deshabitado.

Se presume que los responsables de la sustracción pretendían sacar las piezas del país.

“Hay que resaltar que la gente esté anoticiada de que es un delito traficar estas piezas. Considero que la Ley 530 de Patrimonio Cultural Boliviano esta dando sus primeros frutos, además de la repatriación de otras obras”, señaló la Ministra.

La población que pueda mostrar y acreditar que las piezas son de su propiedad tienen 90 días para presentar su reclamo y trámite correspondiente en la Dirección de Patrimonio Cultural, ubicada en la plaza Murillo. Pasado el plazo, la institución será el custodio oficial.

Entre las piezas recuperadas hay ocho pinturas de caballete, 14 objetos de platería, varias esculturas, dos retablos de culto, instrumentos musicales y una vestimenta litúrgica.

Las obras, en su mayoría, fueron restauradas y están en buen estado de conservación.

Carmen Loza, responsable de la Unidad de Bienes Inmateriales, informó que el tráfico ilícito de bienes es el cuarto tipo de tráfico en el mundo. Presumió que las piezas habrían tenido como destino Brasil para luego ser comercializadas en Europa.

Indicó que el número de denuncias de este tipo disminuyó de 30, en 2017, a ocho en este año, lo que “es positivo”, dijo.

9
2