Muere el periodista y maestro Alberto Kit Bailey Gutiérrez

Codirigió el diario Presencia y en 2001 ganó el Premio Nacional de Periodismo.
sábado, 02 de febrero de 2019 · 00:04

Página Siete / La Paz

 El periodista,  escritor, docente universitario y académico Alberto Bailey Gutiérrez falleció el jueves pasado en La Paz  a la edad de 89 años.

Bailey Gutiérrez fue codirector del diario católico Presencia, junto con el abogado y periodista Huáscar Cajías, en la década de los 60, y subdirector de la revista cultural Signo, que dirigía el crítico Juan Quirós.

En 2001 fue galardonado con el Premio Nacional de Periodismo, como reconocimiento a su brillante trayectoria profesional.

Nacido en La Paz  el 17 de diciembre de 1929, realizó sus estudios primarios y secundarios en el colegio San Calixto de La Paz. Obtuvo la licenciatura en Letras y Humanidades Clásicas en Córdoba, Argentina (1951), y la de Filosofía en Barcelona (1954).

Realizó estudios de posgrado en Ciencias Sociales en Oxford (1955) y en Periodismo en Nueva York (1964), y en la École Supérieure de Journalisme de París, Francia (1996).

Junto con un grupo de intelectuales progresistas, entre quienes se encontraban Marcelo Quiroga Santa Cruz, José Luis Roca, José Ortiz Mercado, Mariano Baptista Gumucio y Óscar Bonifaz, integró el gabinete del gobierno del general  Alfredo Ovando Candia como ministro de Información y Cultura, entre 1969 y 1970.

En esas funciones, firmó el decreto de nacionalización de la Bolivian Gulf Oil Company y fue el autor del decreto que creó la Columna Sindical y obligó a las empresas periodísticas de la época a conceder a sus periodistas un espacio de opinión similar al del editorial institucional como un medio de ampliar la libertad de expresión.

También fue el promotor del semanario Prensa, órgano del Sindicato de Trabajadores de la Prensa de La Paz, de efímera circulación antes de su clausura por el gobierno militar en 1970.

Exiliado por la dictadura de Hugo Banzer Suárez después del golpe del 21 de agosto de 1971, se radicó en México, donde ejerció la cátedra, como lo había hecho antes en la Universidad Mayor de San Andrés, donde enseñó Filosofía y Sociología.

Trabajó como profesor titular de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), donde impartió clases de la materia Sociología de la Comunicación e Introducción a la Sociología.

No sólo destacó como profesor en la UNAM, sino como asesor de cadenas de televisión y como jefe de Comunicación Interactiva para la Cultura y Producción de Televisión y jefe de Métodos de Comunicación para seis museos en México, Suiza y España.

También se desempeñó como brazo derecho del secretario (ministro) de Asentamientos Humanos y Obras Públicas de México, Pedro Ramírez Vázquez, un arquitecto mundialmente famoso, durante la presidencia de José López Portillo.

A su retorno a Bolivia, se desempeñó como Secretario Nacional de Cultura (1993-1997) y como  Secretario Ejecutivo de la Fundación Cultural del Banco Central de Bolivia.

Era miembro de la Academia Boliviana de la Lengua, institución en la que ocupó la silla “J”. Experto en literatura clásica, su discurso de ingreso fue Del Prometeo de Esquilo a la Prometheida de Tamayo.  Es autor de varios libros, entre ellos Franz Tamayo: Mito y Tragedia (2010), Tiempo y muerte en la Ilíada (2003) y Horacio: Dos mil años de actualidad (2001).

Entre las distinciones que recibió por su trayectoria, fue condecorado con la Legión de Honor de Francia, la Legión de Honor de México y el Sol del Perú, en el grado de Gran Cruz.

Conocido en el medio periodístico por su apodo Kit, su deceso causó gran pesar en la familia periodística boliviana. Le sobreviven su esposa, María Elena, y sus hijas María Elena, Moira y Karina.

 

 

18
4