Entre tacones y abanicos, llega la flamenca Cancelli

El estudio de Sofía Petignat trae a la bailarina argentina para un taller intensivo de seis días de coreografía por “alegrías” y la técnica de pericón por guajiras.
miércoles, 11 de marzo de 2020 · 15:46

Paz Monasterios  / La Paz


Una nostálgica guitarra en  vivo, el  sonido de los tacones en el tablado y el balanceo de los abanicos son los elementos  de  la nueva propuesta del  Estudio Sofía Petignat que, con el objetivo de ampliar la formación artística en La Paz,  invitó a la bailarina, cantante y coreógrafa argentina Julieta Cancelli a dar un taller intensivo de  danza española.

“La gente está ávida por aprender cosas nuevas. Y cuantos más lugares haya y más instancias de intercambio cultural  se generen, todo va a crecer”, señaló Sofía Petignat, fundadora del estudio de danza que lleva su nombre.


El taller se llevará a cabo entre el 16 y el 21 de marzo y estará dividido en dos partes. En la primera, Cancelli instruirá  sobre el baile coreográfico por alegrías, uno de los “palos” o estilos más alegres del flamenco. Y luego, enseñará la técnica de pericón por guajiras, la danza que incluye el uso de abanicos.


En total, serán 10 horas y media de este género “sanguíneo y pasional”, como lo describe Petignat,   dedicado a bailarines con o sin conocimientos en danza flamenca que deseen profundizar en la técnica, estructura y compás del mismo. Al finalizar, se otorgarán dos becas para un curso  intensivo de 10 días en Buenos Aires.


Además de las clases, Cancelli tiene programada una presentación en el Teatro Nuna para el 18 de marzo. Se trata de un espectáculo de canto y danza basado en textos del dramaturgo español Federico García Lorca. “Es un unipersonal creado completamente por  ella. Ella hizo la música y la adaptación de textos. Ella es la que canta, baila y actúa”, detalló Petignat. “Es un espectáculo que la crítica argentina destacó mucho”, agregó. 

Si bien este es el primer taller de estas características que organiza el estudio, Petignat no descarta repetir la experiencia con otros docentes.

“Afuera hay gente muy capaz, que tiene cosas muy valiosas para compartir. Y quizás hay personas acá que están necesitando eso, pero no tienen la posibilidad de viajar y aprovecharlos”, explicó la también artista. “Poder ser esa instancia de conexión entre ambos es una cosa que como estudio me interesa mucho potenciar. Espero poder volverlo un  proyecto sostenible en el tiempo y así traer más formadores, no únicamente relacionados con el baile, sino  también de canto, teatro o teatro musical”, añadió.


Ya son seis años desde que la artista bonaerense decidió venir a La Paz a expandir su arte. Empezó con pequeñas lecciones en el salón de la casa donde se alojaba y acaba de cumplir un año con el estudio en la zona de Calacoto y algunos meses con su sucursal en la avenida  Camacho. 

“El arte es un universo de autoconocimiento muy poderoso. Creo que es algo que todas las personas deberían transitar en algún momento de su vida sin ningún tipo de expectativa”, opinó la argentina. “Es como una meditación activa y al mismo tiempo te diviertes, juegas y deconstruyes un montón de formas de pensar sobre vos mismo y  sobre los demás”, aseguró.

2
1