En Bermejo, las lluvias inundaron los cultivos de caña de azúcar

Disminuye en 5% la producción de cinco alimentos en el oriente

La Cámara Agropecuaria del Oriente asegura que los cambios climatológicos causaron la caída y una menor oferta y rendimiento de los cultivos en invierno.
lunes, 21 de octubre de 2013 · 22:17
Luis Escóbar / La Paz
La producción de alimentos en el oriente  disminuyó este año en  un 5%, debido a los problemas climatológicos, según  la Cámara Agropecuaria del Oriente (CAO).
Se ha registrado una reducción de cultivos de  trigo, sésamo, girasol, azúcar y arroz.
"Si se compara  este año con el anterior, el crecimiento del sector agropecuario  prácticamente es igual a  cero. No  variará esta situación, porque ya concluirá  la campaña de invierno. En cuanto a volumen de producción, registramos un decrecimiento de 5%  este año con respecto al anterior”, informó el gerente de la CAO, Edilberto Osinaga.
El gerente de la Asociación Nacional de Productores de Oleaginosas (Anapo), Demetrio Pérez, confirmó la baja en el  trigo: de 137 mil toneladas en 2012 a 117 mil toneladas este año.  
"Este año nos fue mal porque las velocidades del viento fueron mayores; hubo más humedad , lo que  desató enfermedades que proliferaron. Hubo campos con pérdidas del 80 al 90%”, dijo.
También se registró un bajón en el girasol, de 287 mil a 157 mil  toneladas.
"La tendencia es a la baja por las enfermedades que atacaron. Sin embargo, el aceite que se produce  está dirigido a una clase media y alta, y por eso no tendría mucha incidencia”, afirmó.

 
El representante de la CAO aclaró que los productores de maíz o arroz optan por sembrar lo necesario para el consumo interno, por las dificultades y los precios para exportar.
"Son productos de bajo valor, se satura la logística y la gente termina vendiéndolos al precio de costo y por eso es que esos cultivos son sensibles. Tienen perjuicios y baja su producción”, explicó.
En cambio, dijo que eso no sucede con la soya, que puede ser fácilmente exportada.
Azúcar bermejeña
La producción de  azúcar de Bermejo  también registró una caída a causa  de las lluvias.
El dirigente de los cañeros  de Bermejo, Gumercindo Condori, informó  que hasta el 15 de octubre de este año  se molieron 348.486 toneladas para 631.942 quintales de azúcar.
"Esperamos llegar a las 480 mil toneladas pero no se logrará superar el medio millón que obtuvimos el año pasado.  La caña se quedó en el campo, quemada y helada.  Hay zonas inaccesibles por la lluvia”, dijo.
Para rehabilitar los campos anegados, los productores gestionan un crédito con el Banco de Desarrollo Productivo.
Nueva cosecha

Osinaga dijo  que hasta fines de noviembre los mercados estarán abarrotados de verduras gracias a la nueva cosecha.
Pérez espera que  el Plan Triguero cuente con  recursos para  trabajar en variedades  de trigo resistentes al clima, para recuperar esos cultivos.

  "Paulatinamente podemos ir trabajando en las variedades tolerantes al clima de Santa Cruz y otros departamentos”, explicó el presidente de Anapo.

Importarán  6.000 quintales de harina
La Confederación de Gremiales de Bolivia importará 6.000 quintales desde Perú, que serán distribuidos en las calles Gallardo y Franco Valle, para la venta al público a 280 bolivianos por quintal
El lote de harina debía llegar el pasado fin de semana, pero el flete de los camiones se incrementó.
 "Debía llegar el sábado pasado, pero los transportistas quisieron subir el flete. Por esta razón, iniciamos negociaciones”, declaró el dirigente gremialista Francisco Figueroa.
Los transportistas buscaban  incrementar el flete de 50 a 80 dólares por cada tonelada de harina. "Eso incidía en el precio final y no quisimos subir de los 280 bolivianos que ya prometimos. Tras las negociaciones, mantendremos  ese costo, aunque subimos en algo a los transportistas”, aseguró.
La harina se distribuirá en las comerciales calles Gallardo, Franco Valle y alrededores, para la venta final al público consumidor.
Esta organización, a principios de año, importó 3.000 quintales de harina; un segundo lote de 2.000 quintales llegó al país hace poco.
Los comerciantes de la  calle Gallardo informaron que hace un par de semanas dejaron de comprar harina argentina porque llegó a cotizarse en 320 bolivianos por cada quintal.

El Gobierno diseña una despensa de productos

El Gobierno trabaja en la conformación de una despensa pública que tendrá la función de almacenar alimentos para venderlos cuando haya una tendencia al alza o bien para retirarlos cuando bajen los precios.
"Se harán unas reservas públicas de alimentos, de tal manera que cuando comienza a subir el precio se lanza el producto al mercado hasta  que el precio baje y no mucho para que (no afecte al productor)”, informó la ministra de Desarrollo Productivo, Teresa Morales.
Aseguró que ésta es una práctica que se efectúa en países que no son radicales o de izquierda y  que tienen recursos adicionales. "Tienen una reserva fiscal de alimentos; los depositan y sacan, de tal forma que el precio se estabilice, ni bajo ni alto”, dijo.
Se crea actualmente la estrategia de estabilización de precios y se financiará con fondos del Tesoro General de la Nación.
 "Tenemos que hacer la pirua (en aymara) o despensa pública; y así el Estado podrá contar con las  reservas de harina y de todo tipo de alimentos”, explicó la ministra  Morales.  
Importación
Morales aclaró que el Gobierno sólo permitió la importación de harina, papa, tomate y no de otros alimentos.
"No se emitió ninguna decisión pública para una libre importación.  Los gremiales importan harina con ayuda nuestra y no se resolvió importar otros más. Sólo se decidió importar papa, tomate y  productos en cuyos precios hubo dificultades”, aseguró la ministra.  
Estos productos sufrieron un alza excesiva de precios  durante las últimas semanas.

 

 


   

60
1

Comentarios