Datos a octubre del SIN y del Ministerio de Economía

Supermercados y restaurantes facturaron $us 890 millones

Representantes de ambos sectores atribuyen el movimiento económico al mayor poder adquisitivo de la gente y al mejor servicio que prestan los supermercados
martes, 30 de diciembre de 2014 · 21:47
 Luis Escóbar / La Paz
En los primeros 10 meses del año, los restaurantes y supermercados tuvieron un crecimiento del 21 y 10% respectivamente con un valor de ventas que en suma  llega a 890 millones de dólares, según el reporte del Servicio de Impuestos Nacionales (SIN) a octubre.
Un informe publicado por el Ministerio de Economía en su página de Facebook y presentado a los embajadores bolivianos en el exterior, revela que en el primer caso la facturación en 10 meses alcanzó los 506 millones de dólares y la de los supermercados  384 millones de dólares.
 Esto significa un ingreso  mensual de 50,6 millones de dólares (comedores) y de 38,4 millones de dólares en los centros  de autoservicio. 

"El 2005 las ventas y los servicios facturados en supermercados del país llegaban a  71 millones de dólares; para el 2013 esta cifra se incrementó hasta llegar a 444 millones de dólares; es decir, que aumentó en un 529%. En referencia a los restaurantes, el 2005 se vendía un valor de sólo 67 millones de dólares en todo el país, cifra que subió en un 686% hasta llegar el 2013 hasta 523 millones de dólares”, detalla el informe oficial (ver infografía).
El mismo   resalta que el motor de la economía es la demanda interna y que se manifiesta  "en el aumento del consumo y del poder adquisitivo de los y las bolivianos y bolivianas”.

El presidente de la Asociación de Supermercados de Santa Cruz, Meger Schamisseddine, dijo que el crecimiento del sector se debe al menos a cinco factores. Primero, la apertura de nuevos emprendimientos;  segundo, la confianza del público por los servicios y la calidad; tercero, el poder adquisitivo de una población que encuentra más ventajas en este servicio que en el mercado informal y cuarto consumidores jóvenes.   "La gran ventaja es que tenemos precios mejores que el mercado informal”, precisó.
Sin embargo, observó que el sector informal no paga impuestos, beneficios sociales, y se beneficia de la construcción de centros de abasto.
" Nosotros  entregamos facturas de productos agrícolas, frutas y verduras y no tenemos crédito fiscal en la compra de estos productos a los proveedores”, añadió Schamisseddine.
 Por su parte, el presidente de la Cámara Nacional de Empresarios Gastronómicos, Juan Carlos Medina, atribuyó el incremento de las ventas en los centros de expendio de comida al mayor poder adquisitivo que tienen las personas y la presencia de franquicias internacionales.
"El incremento se debe a que los ingresos de la clase media se incrementaron y por ello se subieron  sus gastos; también por la llegada de las franquicias, en especial del eje troncal (La Paz, Cochabamba y Santa Cruz); y porque muchas más personas van facturando”, detalló.

Considera que el 2015  será un año de estabilización de los restaurantes a nivel nacional, pero el sector  teme que en caso de que los ingresos de la población  bajen a raíz de una desaceleración de la economía la demanda disminuya y haya un efecto negativo. "Hay restaurantes que tienen un costo operativo muy alto y deberían adecuarse”, remarcó.

 

 El motor del país es  la demanda interna
El Ministerio de Economía considera que el motor de la economía es la demanda interna y no las exportaciones desde 2006.
"En el viejo sistema neoliberal decían que había que crecer con las exportaciones; claro, si mañana se caen las exportaciones también se cae la economía. Pero, ¿qué sucede (ahora)? Hay un  nuevo modelo  desde 2006, que está basado fundamentalmente en la demanda interna, sin descuidar la demanda externa”, declaró la anterior semana el ministro Luis Arce.
Según datos del ministerio; en  2013 el 8,2% del Producto Interno Bruto (PIB) que refleja el crecimiento del país se debió  a la demanda interna; mientras que ese mismo año, las exportaciones netas registraron un indicador negativo de 1,4%. La cifra de demanda es superior a la que el país obtuvo en 2012 que era de 2,9% respecto al PIB.

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

149
94

Comentarios