Ahorrarán $us 300 millones con supresión del segundo aguinaldo

Kurt Koenigsfest, ejecutivo de los empresarios, dijo que el hecho de no pagar este beneficio ayudará a garantizar la estabilidad laboral en el sector privado.
viernes, 14 de octubre de 2016 · 01:00
Página Siete  / La Paz

El empresariado ahorrará cerca de 300 millones de dólares este año al no tener que pagar el segundo aguinaldo. En los últimos tres años que se saldó este beneficio, el sector privado erogó cerca de 1.000 millones de dólares durante las gestiones 2013, 2014 y 2015, afirmó el vicepresidente de la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia (CEPB), Kurt Koenigsfest.
 Agregó que la suspensión del pago de este año ha supuesto un "alivio”, ya que  los recursos utilizados para su cancelación en las  anteriores gestiones llegarían a 300 millones de dólares por año; sin embargo, todavía no se tienen datos completos al respecto.

"La cifra acumulada en los últimos tres años de pago del doble aguinaldo, en tres años consecutivos,  en una aproximación de cifras, son más o menos 1.000 millones de dólares ”, informó.

El ejecutivo del gremio empresarial aseguró que en algunos casos los fondos destinados para el pago del doble aguinaldo llegaban al 60% de las ganancias de las empresas, lo que les impedía reinvertir en infraestructura, tecnología o equipamiento. 

"En el caso de algunas microempresas, entre el 60% y 70% de las ganancias se iba en pagar a los empleados el beneficio; este año esas empresas van a poder destinar esos fondos al crecimiento de las empresas”, dijo. 

El miércoles, el ministro de Economía, Luis Arce, sostuvo que el monto presupuestado para el pago del beneficio este año rondaba entre los 1.400 y 1.500 millones de bolivianos, monto que será reinvertido por el sector público, principalmente en el  Plan de Desarrollo Social.

Estabilidad laboral

 Koenigsfest remarcó que la suspensión del pago de sueldo extraordinario -el número 14 del año- ayudará al sector a mantener la estabilidad laboral, ya que reduce la carga social de las empresas que se encuentran en recesión, lo cual les da un respiro para reajustar sus presupuestos.

  "Vamos a poder preservar mejor los empleos de los bolivianos, ya que las empresas en riesgo de cerrarse ahora tienen más espacio para maniobrar económicamente y quedarse en el sector formal, incluso generar nuevas fuentes ”, argumentó.

El representante de la CEPB aseguró que, a pesar de no haber alcanzado el 4,5% de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB), la cifra de 4,43% a la que se llegó es importante, ya que representa la mayor expansión de la región. 

Sin embargo,   también convocó al Gobierno a tomar acciones para impulsar a la economía en los próximos meses.

"Debemos tomar acciones dedicadas no sólo al sector extractivo y a los megaproyectos estatales, sino también a los sectores en los cuales trabaja la mayoría de los bolivianos”, explicó.
 Koenigsfest pidió que se tomen medidas de apoyo y promoción a la construcción, las manufacturas, el comercio, la agricultura, la ganadería  y  el turismo.

Advirtió que hoy el país enfrenta el reto de mantener una economía pujante y para eso es necesario sembrar certidumbre, confianza y seguridad, si se toma en cuenta que esos factores influyen directamente en la inversión privada. 

Sin embargo, ratificó el compromiso de las empresas privadas para apoyar al crecimiento de la economía. 

Añadió que es importante acompañar la inversión pública y  el crecimiento del país, con el fin de garantizar que se paguen más dobles aguinaldos en los próximos años.

 

Estiman  un crecimiento igual o inferior a 4,7%

 

El expresidente del Banco Central de Bolivia, Juan Antonio Morales, y el vicepresidente de la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia, Kurt Koenigsfest, afirmaron que el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) anual se situará entre 4% y 4,7%, este último previsto por el Gobierno.

 "Es muy complicado hacer estas proyecciones, pero yo estimo que el crecimiento real del PIB para este año se encontrará entre 3,7% y 4,0%, tomando en cuenta las previsiones del FMI”, aseguró Morales.

 Koenigsfest dijo que, pese a que el país ha ralentizado su expansión por el contexto internacional de bajos precios, es muy probable que alcance la cifra de 4,7%, prevista por el Ejecutivo.

"Tenemos confianza en que vamos a llegar al 4,7% de crecimiento hasta fin de año, ya que se observa un repunte en los precios internacionales de las materias primas”, agregó.

Hasta el segundo trimestre del año, el crecimiento del PIB llegó al 4,43%, cifra inferior a la estipulada por el Decreto Supremo 1802, de 4,50%, para el pago del segundo aguinaldo.

La CEPAL proyectó  4,5% para Bolivia, mientras que el Banco Mundial y el FMI estimaron  3,8% y 3,7%, respectivamente.

 

 

 El PIB   sectorial
  • Burocracia En primer lugar, en el crecimiento hasta junio de 2016, se ubicó el sector de  servicios de la administración pública que creció en 8,84% entre julio de 2015 y junio de 2016.
  • Financieras Los establecimientos financieros crecieron en 7,13%; este sector comprende los Servicios Financieros, Seguros, Bienes Inmuebles y Servicios Prestados a las Empresas.
  • Servicios Los servicios de electricidad, gas y agua crecieron en 5,56%, mientras que el transporte y almacenamiento en 5,49%; otros servicios como restaurantes y hoteles, entre otros, crecieron 4,18%.
  • Manufacturas Las manufacturas alcanzaron un 4,91%; el comercio, un 4,11%. La minería se contrajo en 0,3% y los hidrocarburos en 2,69%.

 

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

63
7

Otras Noticias