Evo denuncia “conspiración” tras el asesinato de Illanes

Oposición pide a Morales que deje de urdir falsas teorías de conspiración culpando a medios y a la derecha porque los mineros protestan por una ley que él promulgó.
sábado, 27 de agosto de 2016 · 00:47
Beatriz Layme  / La Paz

 El presidente Evo Morales denunció ayer una presunta conspiración de la oposición y algunos medios de comunicación tras el asesinato del viceministro de Régimen Interior, Rodolfo Illanes.

"En esta movilización de Fencomin (Federación Nacional de Cooperativas Mineras) había una conspiración política y no una reivindicación social para el sector”, acusó Morales en una primera declaración tras los hechos violentos en Panduro y Sayari, que dejaron muertos.

Flanqueado por sus ministros, con quienes se reunió desde la madrugada, desde la sala de prensa de Palacio explicó que para "esta conspiración” la oposición  usó en una primera fase a los discapacitados, después  al transporte pesado y ahora a los mineros cooperativistas.
El Presidente expresó su dolor por la muerte del que fue su asesor y viceministro. "(En) una actitud tan cobarde (lo) secuestran, torturan y lo matan”, dijo.

    "El pueblo boliviano, los movimientos sociales luchamos para recuperar los recursos naturales, (pero) algunos cooperativistas qué piden, no son republiquetas para firmar contratos (con empresas privadas), por eso declaro al hermano Illanes como héroe defensor de los recursos naturales”, declaró.

El procurador del Estado, Héctor Arce, afirmó que antes de los hechos violentos hubo "elementos oscuros y desconocidos” que generaron "provocaciones”,  como la publicación de  falsos mandamientos de aprehensión contra dirigentes mineros que avivaron la protesta de los mineros.

El bloqueo de carreteras se reactivó el martes después de cinco días de cuarto intermedio. Los cuentapropistas retomaron las movilizaciones después de que el presidente  Morales promulgara la Ley 149 que modifica la Ley de Cooperativas y  permite la sindicalización de los trabajadores de cooperativas de servicio.

 En los tres días de bloqueo, marcados por violentos enfrentamientos con la Policía que pretendía despejar las carreteras, se registró la muerte de tres cooperativistas mineros por impacto de bala y  la del viceministro Illanes,  secuestrado la mañana del jueves, luego torturado y asesinado por los cooperativistas. 

El expresidente de la República Jorge Tuto Quiroga pidió al presidente Morales dejar de urdir falsas teorías de conspiración culpando a los medios de comunicación y a "la derecha”.

Denunció que el marco legal con el que operan actualmente los cooperativistas mineros   fue aprobado durante  su gestión de gobierno (2001-2002).     "Lo que ha denotado este conflicto es la ley que busca imponer parámetros sindicales a un sistema cooperativista y lo que aceleró es la legalización del uso de dinamitas”.

La diputada de Unidad Demócrata, Rossemary Sandoval, pidió al mandatario que deje de responsabilizar de los hechos sangrientos, "como un disco rayado”, a la oposición. 

"El Gobierno no tuvo la capacidad de responder al conflicto y ahora responsabiliza a la oposición, no estoy de acuerdo en esta constante provocación”.

El gobernador de La Paz, Félix Patzi, criticó el manejo del conflicto por parte del Ejecutivo y opinó que el detonante fue la aprobación de la Ley 149.

No obstante, Feliciano Vegamonte, ejecutivo de la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia, afín al partido de Gobierno, aseguró que "hubo una mano negra” para que el conflicto minero cobre la vida del viceministro Illanes y de los tres cooperativistas. "Detrás de esto están los intereses de las transnacionales, por eso los dirigentes mostraron su intransigencia”, manifestó.

El dirigente advirtió que los pueblos indígena originario campesinos pueden movilizarse en defensa del Presidente.

Juanita Ancieta, ejecutiva nacional de las mujeres campesinas Bartolina Sisa, dijo que la oposición no puede alegar inocencia porque "detrás de cada conflicto están los políticos fracasados que defienden el capitalismo”.
 
Acusación   a medios
  • Responsabilidad  El presidente Evo Morales, en conferencia de prensa, nuevamente acusó a los medios de comunicación de ser responsables de la convulsión social. "Lamentablemente algunos medios de comunicación son responsables de cómo convulsionar al país, a un sector social; esa es la actitud de algunos medios de comunicación”, manifestó Morales cuando expresó su tristeza por la muerte del viceministro Rodolfo Illanes.
  •  Acusación  Los constantes ataques contra algunos medios de comunicación se incrementaron tras la derrota del MAS en el referendo del 21 de febrero. En junio pasado, Morales calificó de "mafia informática” a los medios de comunicación y entonces les pidió que "no convulsionen al pueblo”.

Brotons: La violencia genera un estereotipo negativo  de Bolivia

 

 

El conflicto de cooperativistas, que cobró la vida de tres mineros y del viceministro Rodolfo Illanes,  convierte a Bolivia de un país hospitalario a un país violento, creando de esa forma un estereotipo negativo en el exterior, afirmó Remiro Brotons, jurista internacional y miembro del equipo jurídico de Bolivia en la Corte de Justicia de La Haya.

"Veo que existe una enorme crispación social, produce la impresión de que cuando estas noticias se leen en el extranjero, la imagen del país que es hospitalario, abierto se convierte con una imagen de país violento, que resuelve (sus problemas) a base  de dinamita, de tiros y pedradas”, sostuvo Brotons, quien junto al agente Eduardo Rodríguez Veltzé y el secretario de la Dirección Estratégica de Reivindicación Marítima, Emerson Calderón, expresó ayer sus condolencias a la familia de Illanes cuando fue velado en Palacio de Gobierno. 

Rodolfo Illanes fue asesinado el jueves por mineros cooperativistas que bloqueaban en la comunidad de Panduro, a 180 kilómetros de la ciudad de La Paz. 

 El cadáver del viceministro fue recuperado ayer en la madrugada y trasladado a un hospital de la sede de Gobierno, donde le practicaron la autopsia.

Un informe forense preliminar señala que Illanes murió por un derrame cerebral causado por los golpes que le dieron los mineros que lo tuvieron secuestrado el jueves durante varias horas.
La autoridad fue a Panduro para abrir un espacio de diálogo con los cooperativistas que reactivaron el martes los bloqueos.

A consideración de Brotons, los conflictos sociales "son algo preocupante” porque la imagen del país que se difunde en el exterior "es justamente ese estereotipo negativo que no hace ningún bien al Estado ni al futuro del país”, reflexionó.

Por otro lado, Brotons reprochó el asesinato del viceministro de Illanes y señaló que cualquier calificativo para condenar el hecho "es poco”, pues la violencia ejercida contra una persona que fue a buscar un diálogo "es especialmente criminal”.

Brotons indicó que "el orden público y la integridad de las personas deben prevalecer sobre cualquier cosa” y manifestó que también es lamentable la muerte de otras personas, pero más penoso la de Illanes porque su vida fue brutalmente segada.

 

5
42

Comentarios