El impuesto al turismo se aplicará primero a los que llegan en avión

En promedio, las compañías aéreas traen unos 300 mil visitantes. El gravamen para los turistas que ingresen por carretera correrá a partir de enero de 2019.
viernes, 30 de septiembre de 2016 · 01:00
Página Siete /La Paz

El impuesto de 60 bolivianos, que se prevé gravar al ingreso de turistas nacionales y extranjeros, se aplicará inicialmente a los viajeros  que arriben  por vía aérea. 

El Gobierno calcula que   se recaudarán alrededor de 20 millones de bolivianos por año, que ingresarán  al Fondo de Fomento y Promoción de Turismo (FONTUR).

 Para el cálculo sólo se tomó en cuenta  a los visitantes internacionales que llegan al país por vía aérea, que en promedio sobrepasan los 300 mil turistas al año. La medida entrará en vigencia una vez que se apruebe la reglamentación de la futura norma, informaron fuentes oficiales. 

El pago del gravamen para los que entren a territorio boliviano por   carretera  correrá a partir de enero de 2019. Hasta ese año, se  planifica mejorar las infraestructuras camineras y otros servicios.

   La pasada semana, el  Ejecutivo remitió una propuesta de norma a la Asamblea Legislativa que propone la creación de un impuesto de 60 bolivianos al ingreso  de turistas extranjeros y de bolivianos que viven en el exterior, pero que visitan el país. 

La disposición está incluida en el proyecto de Ley 266/16, que crea el FONTUR, que será financiado con recursos provenientes de la  Contribución Especial para el Fomento y Promoción del Turismo (CETUR), de dinero de donaciones, de créditos externos e internos y de otras fuentes de ingresos que no sean el Tesoro General del Estado.

El  propósito es financiar la elaboración e implementación de  planes, programas y proyectos turísticos en territorio nacional. 

Fuentes oficiales aseguran  que el tributo no  afectará el flujo turístico y que el monto es bajo, comparado con el que imponen países como Perú, que exige 15 dólares (104 bolivianos), o Colombia, que cobra 10 dólares (70 bolivianos).

Hasta el primer semestre de este año, 558.187 visitantes extranjeros arribaron  a Bolivia, según datos de la Dirección General de Migración (ver gráfica).

 El reporte del Instituto Nacional de Estadística precisa que durante 2015 los turistas usaron más las carreteras para ingresar a Bolivia; en total, 461.219 visitantes, el 52,3%, usaron las vías terrestres.

 Las principales puntos fronterizos de ingreso son  Desaguadero, Kasani, Yacuiba, Villazón, Puerto Suárez y Bermejo. 

En lo que respecta a la vía aérea, 461.219 turistas,  el  46,5%, entró por los aeropuertos de Santa Cruz y  El Alto.

 El movimiento turístico en Bolivia generó un ingreso de 692,6 millones de dólares en 2015, un monto que aumentó en 5,7% con respecto a 2014.

Datos de Migración precisan que los extranjeros llegan en su mayoría de   Perú, Argentina, Chile y Brasil, EEUU, Alemania, España, Francia  y otros países.  
 

  El Gobierno negocia crédito con la CAF para el Salar
 
El Gobierno negocia el financiamiento parcial del programa de dinamización turística del Salar de Uyuni y Lagunas de Colores, en Potosí, mediante un crédito de  la CAF-Banco de Desarrollo de América Latina.

La medida está inserta en el proyecto de Ley 271/16, que tiene por objeto la aprobación del contrato de préstamo suscrito entre  Bolivia y la CAF, por un monto de   18,5 millones de dólares.

En las condiciones financieras, se  detalla un plazo de pago de 12 años, con cuatro años de gracia, y una tasa de interés de 1,95% y libor de seis meses, pagadera semestralmente. 

El desembolso se realizará en hasta 48 meses  a partir de la firma del contrato de préstamo, detalla el documento. 

Los recursos servirán para  posicionar el Salar de Uyuni como destino e ícono turístico de Bolivia y así atraer  demanda de mayor propensión al gasto, mejorar la oferta turística actual e incorporar la participación de comunidades.

Además, se busca  instalar una gestión profesional del turismo, que integre a los diferentes actores, públicos y privados, en torno a una visión de desarrollo sectorial sostenible.

 El Salar de Uyuni es el destino con mayor flujo de visitantes extranjeros, de acuerdo con la Encuesta Gasto de Turismo Receptor y Emisor 2014, de la Dirección General de Migración.

En el país, la ruta ocupa el primer lugar; le siguen  el lago Titicaca, el Madidi, Coroico, Samaipata y Tiwanaku.

  El portal  Bolivia te espera señala que el Salar es el espejo más grande y el desierto de sal más extenso. Entre montañas y volcanes, los flamencos se pasean en las aguas de colores del mágico paisaje.


15
161

Otras Noticias