Brasil baja demanda de gas en un 51%, atribuyen a las lluvias

Desde el 25 de noviembre la entrega del combustible bajó de un promedio de 27 MMmcd a 15 MMmcd. El contrato vigente dispone un máximo de 30,08 MMmcd.
martes, 28 de noviembre de 2017 · 00:06

Página Siete / La Paz


Entre el 25 y 27 de noviembre,  Brasil disminuyó la demanda de gas natural en un 51% con respecto al contrato vigente de compra venta suscrito entre Petrobras y YPFB. Expertos atribuyen la baja a  la temporada de lluvia.


 De acuerdo con la información de la Gobernación de Santa Cruz, entre el 25, 26 y 27 de noviembre sólo se entregó un volumen de 15,3; 15,1 y 17,9 millones de metros cúbicos día (MMmcd), respectivamente (ver gráfica).

 El nivel es inferior a lo que establece el contrato GSA con Brasil con el envío de un volumen mínimo  de 24 MMmcd de gas  y un máximo de entrega de 30,08 MMmcd. Si se incluye el “gas combustible” de 1,5 MMmcd, Bolivia debería enviar 31,5 MMmcd.


Incluso es menor al promedio que se entregó durante todo este mes que estuvo en un nivel de 27 MMmcd. 


El contrato de exportación con el vecino país se suscribió en 1996, pero la entrega comenzó en 1999 y vence en 2019. En anteriores meses, el Ministerio de Hidrocarburos anunció que los envíos se harán por otros dos años más, es decir hasta 2021, fecha en que completará los volúmenes no entregados.


Sobre la disminución, pese a consultas públicas que se hizo al área de prensa de YPFB, no se obtuvo respuesta de parte de la estatal.


El factor lluvia


El exministro de Hidrocarburos, Álvaro Ríos, atribuyó a menores nominaciones de gas natural de parte del mercado brasileño por las lluvias que se registraron en los últimos días. El hecho genera que sus  hidroeléctricas produzcan más electricidad. 


“De acuerdo con el Operador Nacional del Sistema  en noviembre los niveles brutos de energía natural afluente fueron del 98% en el sureste/centro-oeste, 135% en el sur, 17% en el noreste y 54% en la región norte en comparación con promedios de largo plazo. No olvidemos también que Brasil viene inyectando mayores cantidades de gas natural offshore del Presal, principalmente, que  impacta en la demanda desde Bolivia”, explicó.


 Ríos recordó que Brasil dejó de requerir los 30 MMmcd promedio como tenía acostumbrado entre 2013 y 2015, debido a que  desde mediados de 2016 su demanda   se tornó mas volátil.


Con más fuerza, dijo, se sintió el último mes de diciembre  hasta febrero/marzo de este año, donde los requerimientos  se situaron  entre 15 y 18 MMmcd.

“Crucemos los dedos para que esta baja  en un 50% sólo sea temporal por este fin de año. Creo que es  importante buscar contratos y volúmenes interrumpibles a Brasil hasta julio de 2020, cuando termine el contrato Petrobras-YPFB con el fin de que  nuestra economía no sienta los efectos de la reducción”, complementó Ríos.


El experto Bernardo Prado también coincidió en atribuir que el bajo requerimiento desde el vecino país es por las precipitaciones pluviales.


“Una de las razones de la reducción en un 50% menos de lo que establece el contrato en estos últimos tres días, es que estén operando sus hidroeléctricas por el factor lluvia”, afirmó.


 No obstante, para el analista  sería bueno tener la palabra oficial del Gobierno con el fin de conocer cuáles son los verdaderos motivos de este menor nivel de envío, que también pueden atribuirse a un mantenimiento en las plantas de procesamiento.


 “YPFB tiene que dar una explicación, ya que la caída en un 50% es importante, porque en el mismo nivel los ingresos del país también se verán afectados por la venta de gas”, enfatizó Prado.


Ya en julio pasado, el presidente de YPFB, Óscar Barriga, admitió  que hay preocupación por las menores nominaciones de gas que hace el mercado de Brasil.


Las declaraciones se dieron debido a que en enero, febrero y junio pasado, el mercado brasileño bajó su requerimiento.

A fines de octubre el ministro de Economía, Mario Guillén, informó que la economía creció  3,58% al segundo trimestre de este año, por una menor demanda de gas natural  de parte del mercado  de Brasil, el hecho  incidió negativamente en el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB).   

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

65
4