La Aduana se querella contra el mayor subfacturador de autos

El ciudadano chino vendió un vehículo en $us 27.000, pero al comprador le entregó una factura por $us 18.500 con lo que se pagó impuestos en Bolivia.
viernes, 14 de julio de 2017 · 00:00
Página Siete/ La Paz

La Aduana Nacional se querelló contra  James Kung Wu, ciudadano chino que fue detenido en Chile y del que se presume que es  uno de los principales responsables de la importación ilegal de vehículos a Bolivia con pólizas subfacturadas, es decir  con un valor menor al de la venta.

 La solicitud fue realizada  por el gerente regional de la entidad, Armando Sossa, ante el fiscal de la división corporativa de delitos, Erlan Almanza, dentro del proceso iniciado por el Ministerio Público contra el ciudadano chino y María Luz Díaz.

La querella es por los delitos de falsedad de documento privado, uso de instrumento falsificado y enriquecimiento ilícito de particulares  con afectación al Estado.

Según la Aduana, en 2011 el ciudadano Édgar Jaime Maidana Paucara adquirió de James Kung Wu, propietario de la empresa Chinito Import-Export al interior de la zona franca de Iquique, Chile,  una camioneta Toyota Hilux modelo 2011 por un precio de 27.000 dólares (precio de procedencia en Chile).

 El importador le dijo que una vez nacionalizado el vehículo en Bolivia, tendría un precio menor al que se podría comprar en territorio nacional.

 Maidana realizó un pago inicial de 300 dólares y luego depositó un saldo de 26.700 dólares en una cuenta de importadora en el Banco BISA que estaba a nombre de María Luz Díaz.

Efectivizada la compra, se le indica que para efectos de nacionalización el coche debía ser remitido en forma directa al usuario de Zona Franca industrial de La Paz, Roly Mirko Salinas, donde además se tenía que pagar tributos aduaneros.

Sin embargo, se le extiende una factura de 18.510 dólares para que el  vehículo ingrese a la Aduana y se le haga el cálculo de impuestos a cancelar.

Maidana reclama la variación, pero Roly Mirko Salinas le dice que el documento  era sin derecho a crédito fiscal.

La Aduana considera que el precio original que debía consignarse en la factura era el  de venta (27.000 dólares), por lo que hubo falsedad en la presentación del documento. De esa manera el vehículo pagó menos impuestos  y declaró un monto subvalorado.

La Policía Internacional (Interpol) de Chile detuvo  a Kung Wu en junio en su local en la Zona Franca de Iquique.

El juez 1ro. de Instrucción en lo Penal de la ciudad de La Paz ordenó  la detención con fines de extradición  y se está a la espera de que las gestiones lleguen a ese término.
 
El  problema 
  • Negocio James Kung Wu   habría importado al menos 4.000 unidades de vehículos a Bolivia que se traducen en una pérdida millonaria para el Estado boliviano.
  •  Aprehensión Al momento de la detención de este ciudadano en Chile, su local comercial,  conocido como El Chinito, estaba completamente lleno de vehículos que estaban listos para ingresar en  Bolivia  pagando gravámenes e impuestos muy inferiores a los que legalmente corresponderían y que afectan al Estado boliviano, por hacer uso de facturas subvaloradas.
  •  Perjuicio  Con la subfacturación, los compradores pagan menos tributos en  Bolivia, pero esta operación afecta a la Aduana nacional.


AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

72
61