Villegas deja la ABC con dudas sobre observaciones a Corsán

Marcos Loayza Castellón (es director de ABC) fue posesionado ayer como presidente interino de ABC. El Gobierno dice que se trata de una renovación.
martes, 22 de agosto de 2017 · 00:30
Manuel Filomeno  /  La Paz

Noemí Villegas dejó el cargo de presidenta de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC) en medio de cuestionamientos de la oposición  sobre la  contratación de  la empresa española Corsán-Corviam, firma  que  abandonó del país en marzo.

Ayer, de manera sorpresiva, el ministro de Obras Públicas, Milton Claros,  designó  a Marcos Loayza Castellón como nuevo presidente interino de la ABC y dijo que el cambio de la autoridad se debe simplemente  a un proceso de renovación.

La flamante autoridad  se desempeñaba hasta la pasada semana como director  de la ABC.

En marzo la empresa Corsán- Corviam abandonó el país dejando inconclusa la construcción de la carretera Ixiamas-San Buenaventura, así como el mantenimiento del tramo II de la doble vía La Paz-Oruro y la carretera Yucumo-Quiquibey.

La casa matriz de la empresa española atravesaba entonces por un proceso de quiebra, el cual finalmente se consumó a principios de julio.

Villegas fue entonces cuestionada  por la oposición por la contratación de Corsán-Corviam, tanto en Ixiamas -San Buenaventura como en las otras obras que la empresa ejecutó en el país y por un supuesto daño económico al Estado por la falta de cobro de las boletas de garantía.

El senador opositor (UD) Yerko Núñez denunció, basado en las respuestas de la ABC a una petición de informe escrito sobre el cobro de boletas de garantía a la empresa española, que la entidad estatal sólo dio cuenta de la boleta de cumplimiento equivalente al 7% del monto contractual. 

 Villegas respondió a la  petición que la ABC ejecutó todas las boletas que exigía el contrato, tanto las de cumplimiento (65,8 millones de bolivianos) como las de correcto uso del anticipo (169,9 millones de bolivianos).
 
Sin embargo,  Núñez dijo   que  la entidad no mostró respaldos a la ejecución de la boleta de correcto uso del anticipo, por lo que  dedujo que hay un daño económico  de 152 millones de bolivianos.

Ya en marzo, cuando la empresa abandonó el país, la oposición  observó  que Corsán no contaba con equipos  propios en las obras de Ixiamas-San Buenaventura, por lo que había subcontratado  a otras empresas, desde proveedores de maquinaria hasta catering, dejando deudas con éstos al abandonar el país.

 También hizo notar que la carretera Yucumo-Quiquibey , entregada en noviembre por Corsán, ya en abril se encontraba en completo deterioro, lo mismo que el tramo II de la doble vía La Paz-Oruro.

Ante estas denuncias, la Unidad de Transparencia del Ministerio de Obras Públicas decidió investigar  el proceso de contratación de la empresa española. 

Sin embargo, en julio, el jefe de la Unidad de Transparencia, Gabriel Herbas, reveló que la ABC no entregó  el detalle de la ejecución de las boletas de garantía aplicadas a la española Corsán- Corviam, ni tampoco los contratos con dicha empresa, bajo el argumento de que existe una cláusula de confidencialidad con el Banco Mundial (BM). 

La  ABC publicó una solicitada el domingo  con el detalle de ejecución de todas las garantías.

 

   Corsán-Corviam
  • Vía   La empresa española Corsán-Corviam   se adjudicó la construcción de la carretera Ixiamas-San Buenaventura por    136,9 millones de dólares, para luego abandonar el país a finales de marzo, dejando   la carretera  con un avance del 20% y varias deudas pendientes con prestadoras de servicios y materiales.
  • Mantenimiento Además, la empresa abandonó el mantenimiento de la carretera Yucumo-Quiquibey y la doble vía La Paz-Oruro.
  •   Juicio El pasado 30 de julio, la entonces presidenta de ABC Noemí Villegas anunció un juicio contra la empresa Corsán- Corviam  por daños y perjuicios ocasionados al Estado boliviano por el abandono de obras e incumplimiento de contrato en las obras que realizaba en el país.
ABC dice que cobró todas las boletas de garantía de la española
 
La Administradora Boliviana de Carreteras (ABC),  mediante una publicación solicitada, aclara  que procedió con el  cobro de  la totalidad de las boletas de garantía de la empresa Corsán-Corviam por el abandono de las obras de construcción de   la carretera Ixiamas-San Buenaventura.

"La ABC suscribió dos contratos con la empresa Corsán-Corviam para la ejecución de la carretera (...), cada contrato estableció dos tipos de garantías bancarias: la garantía de fiel cumplimiento de contrato, equivalente al 7% del total del monto de cada contrato,  y la de correcto uso del anticipo, por 20% del monto total de cada contrato; las mismas que fueron resarcidas en su totalidad”, explica la solicitada de ABC publicada el domingo.

La entidad  puntualiza  que por las garantías de fiel cumplimiento de contrato se cobraron  65,8 millones de bolivianos, mientras que en el caso de las boletas por anticipo se recuperaron 169,9 millones de bolivianos.

Asimismo, respecto a las deudas que dejó la empresa española con sus subcontratistas bolivianos,  la ABC señala  que éstas no son responsabilidad de la entidad estatal. A pesar de esto,  fueron escuchados y atendidos; sin embargo,   ante esta situación y por orden judicial, se procedió a la congelación de bienes y recursos de la empresa, hasta que los procesos judiciales por estas deudas sean completados.

El pasado viernes, el senador opositor   Yerko  Núñez  sugirió un posible daño económico de  152 millones de bolivianos, ya que ABC no habría cobrado la garantía de correcto uso del anticipo.

"La gerente de la ABC, Noemí Villegas, nos llamó mentirosos; ella dijo que cobró boletas de anticipo por  169,9 millones de bolivianos y por garantía de ejecución de cumplimiento una boleta por 65,8 millones de bolivianos(...). Pero en la petición de informe escrito que hemos hecho no se encuentran las boletas de correcto uso del anticipo, por lo que calculamos que podría existir un daño económico de 152 millones de bolivianos”.


AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

67
30

Otras Noticias