Argentina se alista a inundar el mundo con gas de Vaca Muerta

La estatal petrolera YPF suscribió un acuerdo con la empresa Exmar para producir y exportar a los más de 40 países importadores de gas natural licuado.
jueves, 22 de noviembre de 2018 · 00:04

Lidia Mamani  / La Paz

Luego de ser un importador por años,  ahora Argentina se prepara para “inundar” el mundo con gas natural licuado (GNL) extraído del reservorio  Vaca Muerta. 

El martes por la noche, con la presencia del embajador de Bélgica en  Argentina, Peter Maddens, el presidente de YPF, Miguel Gutiérrez, junto al CEO Daniel González,  suscribieron con el CEO y director ejecutivo de Exmar, Nicolás Saverys, un contrato    para exportar 2,5 millones de metros cúbicos/día (MMmcd) a partir de 2019, informaron medios escritos de ese país.

YPF y Exmar Energy (empresa belga) acordaron alquilar un barco y contratar el servicio de licuefacción por 10 años. 

La firma argentina informó que la inversión estimada es de 20 millones de dólares para readecuar la infraestructura en tierra, publicó ayer Clarín.com. 

El barco licuefactor, que estará en Bahía Blanca,  será rebautizado como   Tango FLNG. Procesará  500 mil toneladas de GNL por año, equivalentes a ocho barcos. Eso representa, según indicaron en YPF,  200 millones de dólares por el envío del carburante.

En otro medio escrito denominado El Editor Platense señala que la llegada de esta barcaza permitirá comercializar el gas de Vaca Muerta a los más de 40 países importadores de GNL.  En Argentina  incluso se  apunta a los mercados de China y Japón.

 Se trata  del primer proyecto flotante  de gas natural licuado en América Latina, el tercero en el mundo y  que incluirá a Argentina dentro del selecto grupo de países exportadores de GNL.

“Estamos muy entusiasmados con este proyecto, ya que abre nuevos mercados y acelera la monetización de las extensas reservas de gas natural en Argentina. Queremos aportar nuestra experiencia para cooperar con YPF a convertirse en un proveedor de GNL significativo y confiable para la región y el mundo”, explicó  Saverys.

Actualmente el barco está en China y traerla hasta Buenos Aires demorará unos 45 días, por lo que la empresa estima que llegará al puerto de Bahía Blanca en los primeros días de febrero próximo.

La estatal petrolera  calcula que la adaptación del sistema  se la hará hasta mediados de 2019 y a partir del tercer trimestre  comenzará a exportar.

Se pierde mercados

El investigador de la Fundación Jubileo  Raúl Velásquez  afirmó que Argentina decidió desarrollar su potencial hidrocarburífero y apuesta a la autosuficiencia e incluso exportar.

 “En Bolivia, las autoridades olvidan que en este negocio se debe realizar una gestión simultánea en todas las actividades, no puede ser por partes. Se olvidaron de   explorar, luego que conseguimos firmar contratos como Azero y Huacareta. Ahora enfrentamos el fin del principal contrato de exportación y la solicitud de renegociación con Argentina”, advirtió.

 Según Velásquez, con el panorama actual  Bolivia terminará vendiendo bajo contratos con privados, caracterizados por el corto y mediano plazo. “Este aspecto supone menor estabilidad en los ingresos fiscales y es poco probable pensar en un take or pay, por ejemplo”, anticipó.

Para el exministro de Hidrocarburos Álvaro Ríos,  Argentina ya adquiere escala y eficiencia en Vaca Muerta, lo que significa menores costos de producción de petróleo y gas natural.  Lo mismo ocurrió en EEUU  con el fracking y ahora esa nación es una potencia mundial. 

“Hay sobreoferta de gas en Chile, Brasil y Uruguay y ahora están buscando mercados en otras regiones del planeta vía GNL. Para eso YPF ha contratado esta unidad flotante de licuefacción que debía haberse instalado en Colombia hace años. Sin duda que Argentina no deja de sorprender con los costos y desarrollo de Vaca Muerta”, explicó.

 
Gobierno insiste en que Bolivia es competitiva

El ministro de Hidrocarburos, Luis Sánchez, volvió a insistir que el gas natural de Bolivia es competitivo frente a los combustibles de Vaca Muerta, en Argentina, o de Presal, de Brasil.

“El precio de producción en Bolivia es el más competitivo, frente a los nuevos descubrimientos que hay en Argentina con Vaca Muerta o en Brasil con el Presal”,  aseguró la autoridad luego de la reunión de gabinete.

A ello, dijo, se suma la capacidad de procesamiento de más de 100 millones de metros cúbicos (MMmc), las  reservas   y  ductos para exportar. 

Sin embargo, reconoció que actualmente se observa  un nuevo escenario de la integración energética, en el que se tiene que ganar mercados.

   En ese contexto, anunció que en los siguientes días se suscribirán cinco contratos con empresas privadas, que  están interesadas en el carburante boliviano.

La pasada semana se conoció que  el gas que se extrae de Vaca Muerta, en Argentina, será exportado y destinado para abastecer  a las usinas térmicas del estado de Río Grande Do Sul de Brasil.

 Trascendió que el gas de Vaca Muerta llegará  a la zona industrial del sur del país carioca a un precio  menor (5,65 dólares)  que el que ofrece Bolivia, que supera los seis dólares por millón de BTU  (unidad térmica británica).

BCB minimiza menores envíos de gas; dice que es transitorio

El presidente del Banco Central de Bolivia (BCB), Pablo Ramos, aseguró  ayer que la menor demanda de gas natural de parte de Brasil y Argentina es “transitoria” y coyuntural.

“Sin duda que si estos volúmenes (bajos) se mantuvieran a largo plazo, obviamente que reducen el ingreso de divisas, pero nosotros creemos que son transitorios y que la demanda de Argentina y Brasil se va a mantener”, respondió la autoridad cuando se le consultó sobre el impacto que tendrá en la economía esa situación.

Los bajos requerimientos fueron atribuidos a problemas internos en los países vecinos.

Por ejemplo, mencionó que  Argentina sufre “desajustes serios” de la producción y dijo que  las previsiones de su nivel de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) han bajado. Por lo tanto, eso influye en el requerimiento de gas natural.

“Hay una coyuntura en los dos países  vecinos que no es la mejor, pero es una coyuntura, que esperamos pronto mejore. Pero, la demanda del gas depende del movimiento de las industrias y del consumo doméstico, y cuando este aumenta volverán  a subir las exportaciones del gas boliviano”, remarcó.

Sobre el desarrollo del reservorio de   Vaca Muerta que le permite a Argentina exportar gas, Ramos sostuvo  que la explotación de ese tipo de gas no convencional  es muy cara.

El país vecino gracias al impulso de ese yacimiento negocia la compra de menores volúmenes de gas natural con Bolivia. Se prevé 10 MMmcd en verano y 15 MMmcd en invierno.

 

 

82
269