Contrabandistas atacan con dinamitas y piedras en Pisiga

La mañana de ayer, unas 50 personas quemaron una patrulla del Ejército en el paso de fiscalización de la frontera con Chile.
viernes, 16 de agosto de 2019 · 00:04

Página Siete / La Paz

 Un grupo de contrabandistas atacó la mañana de ayer el punto de control fronterizo de Pisiga, donde quemó una patrulla del Ejército y destruyó con piedras y dinamitas las casetas militares de la zona, razón por la cual el paso fue cerrado por cinco horas.

“El conflicto ha empezado a primeras horas de la mañana (...), se ha procedido a la incautación de vehículos indocumentados y esas casetas hace mucho tiempo la administración aduanera las tenía en la mira, porque se presume que ahí era donde se acopiaba el contrabando”, explicó la presidenta de la Aduana Nacional, Marlene Ardaya.

La funcionaria explicó que las casetas que fueron incineradas por la turba, compuesta por al menos 50 personas, estaban ubicadas muy cerca del lugar donde se hacen los despachos de mínima cuantía y de las viviendas de los funcionarios aduaneros.

“Mostramos cómo el pueblo de Pisiga está reaccionando, son más de 50 personas que están acosando al Ejército. Todo este conflicto se está desatando en un medio agreste”, afirmó Ardaya en conferencia de prensa, mientras mostraba las imágenes en tiempo real de los incidentes violentos ocurridos en Pisiga.

La autoridad aduanera informó que el ataque comenzó a eso de las 7:30, cuando los contrabandistas lanzaron piedras y dinamitas contra el personal de la Aduana y quemaron una patrulla. Por eso se ordenó el repliegue de los funcionarios y se procedió a cerrar el paso de control fronterizo que colinda con Chile.

Ardaya anunció que la secuencia de imágenes captadas en el punto fronterizo será entregado a las autoridades del orden, para identificar a las personas que participaron del ataque.

La Aduana reportó que el control en territorio chileno también cesó sus operaciones hasta que se restableció la calma, lo que pasó después del mediodía.

Luego del repliegue de los funcionarios aduaneros, oficiales del Ejército permanecieron en la zona, para garantizar la seguridad de los empleados y el punto de control instalado en la zona.

“El ataque fue a los puestos de control militar que tienen las Fuerzas Armadas, asentados en esa frontera con Chile, con piedras y dinamitas, situación que preocupa”, manifestó a través de un comunicado el viceministro de Lucha Contra el Contrabando, Gonzalo Rodríguez.

La autoridad se trasladó hasta Pisiga a poco de enterarse del ataque, y a las 12:30 confirmó que el paso había sido reabierto.

El martes, el Comando  Estratégico Operacional (CEO), dependiente del Viceministerio de Lucha contra el Contrabando, informó que de enero a la fecha  se decomisaron 940 vehículos, entre camiones y vehículos pequeños; además, se quemó 95 camiones con carga ilegal en las fronteras con Chile y Perú.

 

 

5
29