El kilo de pollo sube a Bs 16,50 por menor oferta y especulación

En los diferentes mercados de la ciudad el precio del kilo de Sofía e IMBA se encareció hasta en Bs 5,50. En Pío Rico y Pío Lindo mil gramos cuestan Bs 15.
sábado, 03 de agosto de 2019 · 00:04

Lidia Mamani / La Paz

 Desde hace unos días, el precio de la carne de pollo se incrementó de 11 bolivianos hasta 16,50 por   kilo, que varía según la marca del productor. Los productores atribuyen el alza a la menor oferta y la especulación de los intermediarios.

En un recorrido que hizo este medio pudo evidenciar que en los distintos centros de abasto la carne de pollo de las marcas  Sofía e IMBA cuesta entre 16 y 16,50 bolivianos el kilo, cuando  hasta hace poco costaba  12 bolivianos.

Un pollo entero de 2,5 o de tres kilos cuesta ahora hasta 50 bolivianos;  antes no superaba los 40 bolivianos, según las vendedoras de los mercados.

En el caso del Pío Lindo y Pío Rico, el kilo de  pollo está en 15 bolivianos, pero hasta la anterior semana estaba en 11 bolivianos.

El presidente de la Asociación de Avicultores de Cochabamba (ADA), Willy Soria, atribuyó el alza a la especulación que generan los intermediarios. Afirmó que en ese departamento la producción de carne de pollo no registró ningún descenso.

“Estamos preocupados; ocurre que de un momento a otro el mercado se  comporta extraño porque se  presenta una escasez tremenda en los diferentes distritos y los intermediarios que llevan la carne de pollo ofrecen precios altos, que no habíamos visto antes. Hemos observado que los productores negocian internamente con los intermediarios”, dijo.

Señaló que ante la duda de por qué hay un incremento en el precio de la proteína, los asociados recorrieron diferentes mercados, además de  visitar las empresas, con el fin de establecer las causas del desajuste.

“En nuestros recorridos hemos evidenciado que el precio del pollo no lo pone el productor ni el Gobierno, sino el mercado, que es donde se está dando esta variación. Hay una demanda insatisfecha, no encontramos otra causa”, manifestó Soria.

Agregó que a La Paz se envía desde Cochabamba un promedio de 1,5 millones de kilos de  pollo por semana, una cantidad que no registró una variación notoria.

Para el gerente de la Asociación de Avicultores de Santa Cruz, Boris Paz, la producción de pollos disminuyó y eso hizo que se registre menor oferta.

“El precio actual para nosotros es una recuperación, porque ahora está en niveles que ya permiten que la actividad sea rentable y no nos genere pérdidas, como sucedía a principios de año. Si bien disminuyó la producción, el abastecimiento de la carne de pollo es normal”, sostuvo.

Paz agregó que en los meses anteriores hubo una sobreoferta y producción, lo que hizo que el precio del kilo baje a 10 bolivianos y ocasione pérdidas en sus costos de operación. Por lo tanto, ahora se produjo menos en las granjas y eso tuvo un efecto en el incremento del precio del alimento.

“Para fin de año lo que se está buscando es alcanzar un equilibrio entre la oferta y la demanda que impida las caídas y subidas abruptas”, precisó Paz.

En la web del Observatorio Agroambiental y Productivo, dependiente del Ministerio de Desarrollo Rural, se informa que en La Paz el precio del kilo de la carne de pollo, entre el 31 de julio y el 1 de agosto, costaba 13,35 bolivianos,  y en los mismos días en Cochabamba costaba a 14,50.

Por el alza, las caseras se quejaron de la poca venta que tienen. Ello -dicen- afecta sus ingresos para sustentar a sus familias y pagar sus cuentas y alquileres.

 

Las comerciantes 

  • Reunión “Ayer (jueves) nuestro dirigente se reunió con autoridades del Ministerio de Desarrollo Rural para transmitirle nuestra preocupación, pero no le han hecho caso”, contó una vendedora del Lanza.
  • Enojo “Los compradores nomás nos riñen por el precio caro. Los que distribuyen nos dicen que las empresas están especulando. Pío Lindo no está muy caro, pero no todas vendemos esa marca”, dijo Estela Roque, de Garita de Lima.
4
3