Vita denuncia que su producción está paralizada por presión de dos exdirigentes

La compañía señaló que detuvo su actividad y el abastecimiento de medicamentos para tratar la Covid-19. La situación provoca graves daños económicos.
viernes, 23 de octubre de 2020 · 11:36

Página Siete Digital 

Laboratorios Vita denunció que hace dos semanas paralizó su producción y el abastecimiento de medicamentos esenciales para el tratamiento contra la Covid-19 debido al conflicto originado a principios de octubre por la desvinculación de dos exdirigentes, a quienes responsabiliza de la paralización.

La empresa comunicó que ambos extrabajadores ejercieron representación sindical en los anteriores cuatro años sin contar con la declaratoria en comisión del Ministerio de Trabajo ni el reconocimiento de la Federación de Fabriles. Durante todo ese tiempo no asistieron a trabajar, pero aun así recibieron salarios.

“La mayoría de los más de 340 trabajadores de Vita quiere volver a sus actividades, pero son agredidos violentamente o amenazados por un reducido grupo que mantiene un cerco sobre las instalaciones de la empresa en El Alto”, denunció la gerente general de la empresa, Magna Cachi, a través de un comunicado.

La ejecutiva manifestó que durante cuatro años los exdirigentes Wilson Mamani y Edwin Apaza, sin estar legalmente en comisión, “cobraron sin trabajar, engañaron a la empresa y a sus propios compañeros”.

“Nosotros no tenemos nada que negociar con ellos, porque no representan a nadie. Esta es una decisión apoyada plenamente por el directorio y amparada en la Constitución Política del Estado y la Ley General del Trabajo”, agregó.

La paralización de la producción ocasiona grandes pérdidas económicas que estarían poniendo en riesgo la fuente laboral de más de 340 funcionarios, además de la continuidad de las operaciones de la empresa, apuntó Cachi.

“El paro de brazos caídos impide proveer de medicamentos a los centros de salud, hospitales, clínicas del sector público y privado, además de las farmacias de todo el país. Somos 340 funcionarios que no podemos continuar con nuestras labores, debido a una medida injustificada promovida por dos personas acostumbradas a recibir sueldos y otras prestaciones sin trabajar”, sostuvo la ejecutiva.

El 5 de octubre, un grupo de trabajadores se dispuso a instalar una huela de brazos caídos en la planta de Vita, en El Alto. El personal de la Inspectoría de Trabajo se presentó en la fábrica y declaró ilegal la medida de presión iniciada en protesta por el despido de sus dirigentes sindicales, lo que dio paso para a que la empresa solicite el cumplimiento de una orden judicial de resguardo de sus predios.

La intervención de la Policía resultó en una persona gravemente herida, que en la actualidad se recupera, además de varios heridos.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

3
64