Tras el paro acatado parcialmente, la COB alista otro de 48 horas

De acuerdo con el máximo dirigente de la Central Obrera Boliviana, Guido Mitma, si el Gobierno no atiende las demandas se radicalizarán las medidas.

Economía
Redacción Diario Página Siete
Por 
La Paz - martes, 21 de junio de 2016 - 0:00

Manuel Filomeno / La Paz

La Central Obrera Boliviana  (COB) se movilizó en  ocho regiones en rechazo al cierre de la Empresa Pública Nacional  Textil (Enatex) y en  reivindicación del derecho a la estabilidad laboral.    Anunció un nuevo  paro escalonado  de 48 horas desde el jueves. 

"Hemos acordado ir a un paro de 48 horas para el jueves y el viernes, y pedimos a los compañeros obreros estar atentos a las convocatorias y nuevas medidas que podamos tomar”, informó el secretario ejecutivo de la COB, Guido Mitma.

Después de una marcha que duró siete  días desde Caracollo, los fabriles se unieron en El Alto con otros sectores afiliados a la COB para descender a La Paz.
   
 A las 10:00, en las puertas del Polifuncional de la Ceja, trabajadores mineros, de la construcción, maestros urbanos, obreros, estudiantes universitarios  y el sector Salud esperaban a la columna fabril.

 A lo lejos se escuchaban los petardos y las detonaciones de cachorros de dinamita, mientras algunos de los presentes tomaban sol o jugaban  futbolín.

Las explosiones hacían retumbar las ventanas junto con los cantos de los marchistas que descendían por el camino viejo hacia La Paz.

Cuando la cabeza de larga serpiente de gente arribó a  la avenida Montes, la cola se encontraba  en  el Cementerio General; se movía lentamente y engrosaba sus filas a cada paso.

En la Terminal de Buses de la Paz, las salidas a Cochabamba  fueron restringidas, informó a Erbol el jefe de Tránsito en la Terminal de Buses de La Paz, coronel Douglas Uzquiano. 

Cánticos y explosiones

"¡Fabriles, unidos, jamás serán vencidos!” y "¡Evo decía que todo cambiaría,/ mentira, mentira, la misma porquería!”, exclamaban los marchistas en la avenida Entre Ríos, donde los vecinos y transeúntes aplaudían y pifiaban a la columna por igual.

"Estamos aquí, defendiendo la estabilidad laboral, y queremos que el Gobierno sepa que nunca nos vamos a rendir porque el decreto 2765 es el alma gemela del decreto 21060, que en 1985 dio un golpe mortal a la clase obrera”, dijo  el secretario ejecutivo de la COB.

En  el Cementerio General, pequeños contingentes de organizaciones sindicales se plegaron a la manifestación.
 "¡Viva Lechín!, ¡viva la COB! Los hemos esperado por mucho tiempo”, gritaba una mujer de avanzada edad al pasar la marcha por  la plaza Eguino.

"La COB tenía que despertar y ahora está viva como en los años de la lucha contra la dictadura”, destacó la señora.

Al llegar al centro, la larga serpiente de gente envolvió la cercada plaza Murillo y se oyeron explosiones de dinamita en cada uno de sus cuatro accesos.

Posteriormente, la movilización, que contó con miles de  marchistas, arribó  a la plaza de San Francisco y en puertas del edificio Fabril se llevó a cabo un mitin. "En este histórico balcón, hago un llamado a los trabajadores de todo el país a defender la estabilidad laboral y anuncio un paro escalonado de 48 y 72 horas  hasta que se cumplan las demandas de la clase obrera”, dijo Mitma.

El paro de la COB fue acatado en ocho regiones del país. En Oruro, los maestros urbanos, trabajadores en Salud, de la universidad  y otros afiliados a la COB paralizaron labores, sin temor a los descuentos anunciados por el Ministerio de Trabajo.

En Tarija, Chuquisaca, Potosí y Pando las movilizaciones fueron respetadas por obreros, fabriles, ediles y universitarios, que pidieron a la COB romper su alianza con el Gobierno y volcarse en apoyo a la clase obrera.
En Cochabamba, las manifestaciones fueron masivas,  con bloqueo de calles y carreteras. Beni estuvo al margen. 

  La COB reportó que hay bloqueos hacia el oriente y el Valle Alto, los ediles se sumaron  y tomaron el acceso principal a la ciudad capital, según  Erbol
 

Pedidos de la Central Obrera Boliviana
  • Enatex La COB pide que se revierta el cierre de la estatal Enatex, que dejó sin trabajo a  un millar de fabriles. La empresa dejó de operar el 15 de mayo a raíz de la promulgación del Decreto Supremo 2765.
  •  Abrogación  El ente matriz de los trabajadores pide la abrogación del Decreto Supremo 2765, al que consideran un "hermano gemelo del  21060” y que fue promulgado en  1985, para  la relocalización minera y el cierre de numerosas empresas del sector fabril.
  • Estabilidad La Central Obrera Boliviana pide también el respeto al fuero sindical y a la estabilidad laboral, que  han visto afectada por la promulgación del DS 2765;  temen que esta norma sea causal de otros despidos masivos y el cierre de empresas públicas, como en el caso de la textilera Enatex.
Marchas y bloqueos con fuerza en Cochabamba

El paro  de 24 horas convocado por la Central Obrera Boliviana, en defensa de la estabilidad laboral, en apoyo a los trabajadores de la Empresa Pública Nacional Textil (Enatex) y en contra del Decreto Supremo 2765, fue acatado de manera masiva en Cochabamba, donde se registraron marchas y bloqueos de calles y caminos.

"A partir de las 7:00 se ha comenzado a bloquear, tenemos el reporte de que todos los puentes, avenidas y calles están siendo bloqueadas. Esta movilización demuestra el estado de ánimo de los trabajadores que temen por su estabilidad laboral después de la aprobación del 2765”, afirmó la  secretaria de conflictos de la Central Obrera Departamental  de esta ciudad, Norma Barrón.

Barrón agregó que las movilizaciones continuarán en tanto el Gobierno no atienda sus demandas. Pidió a la COB no apartarse de la lucha sindical en favor de los trabajadores.

Los puntos de bloqueo registrados se encontraron en la avenida Blanco Galindo, donde se registraron cuatro puntos, mientras que en Cercado todos los puentes fueron cerrados al tráfico vehicular, según información recogida por la Red Uno.

En la terminal de buses de la capital del Valle fueron suspendidas las salidas hacia Oruro, debido a que  se instalaron dos puntos de bloqueo a la altura del puente Huayculi, en el kilómetro 4,  donde los trabajadores de la empresa IMBA cumplían la medida de presión.  La COB reportó que hay bloqueo hacia el oriente y al Valle Alto, según informó la Red Erbol.


 

Esta noticia es de acceso restringido.

Para seguir leyendo, suscribete o accede a tu cuenta:

REGÍSTRATE INICIAR SESIÓN


Mensaje de Raúl Garáfulic, presidente de Página Siete

 

Estimado amigo lector:

Me dirijo a usted para agradecerle por su preferencia hacia Página Siete, que nos ha convertido en uno de los medios de comunicación más influyentes del país. 

En esta ocasión, necesito pedir su apoyo, mediante la contratación de una suscripción a Página Siete Digital. La evolución hacia un modelo de negocios de suscripciones digitales es una tendencia entre los diarios más importantes del mundo.   

Por un costo cercano a $us 5 al mes, los suscriptores recibirán acceso a contenidos premium de nuestro portal www.paginasiete.bo, como el periódico impreso digital (ePaper), varios “newsletters” temáticos, podcasts, más de 12 años de archivo digital (hemeroteca), y otros productos especiales.

Si bien el servicio que le ofrecemos es sustancial para mantenerlo bien informado, lo más importante es que usted ayudará a preservar la libertad de expresión, al permitirnos alcanzar el equilibrio financiero que todo periodismo independiente necesita. 

Durante los últimos tres años, los ingresos de los periódicos del país se redujeron dramáticamente. Primero, por la pandemia, que afectó la venta de periódicos impresos y, luego, por la caída de anuncios publicitarios, causada por la crisis económica actual.

En nuestro caso, la situación se complicó aún más, por el permanente acoso al que nos sometió el Gobierno, mediante agresivas auditorías y multas de varias instituciones del Estado, que, por supuesto, no se aplican a nuestros competidores.

También hubo presión directa contra algunos clientes, como la que provino de aquel funcionario que, con argumentos infundados, “sugirió” a algunos anunciadores que no publiquen en Página Siete, lo que, por cierto, es ilegal.

Adicionalmente, recibimos frecuentes ataques verbales y/o amenazas de líderes del partido oficialista, como Evo Morales, Juan Ramón Quintana, el Procurador General del Estado, y hasta de operadores judiciales, como el ex presidente del Consejo de la Magistratura y otros más. 

Para cerrar la brecha entre ingresos y egresos contamos con el profesionalismo, creatividad y capacidad de trabajo de nuestro comprometido equipo de profesionales, pero también necesitamos su apoyo. 

Defender la libertad de expresión es una buena causa porque nos permitirá seguir fiscalizando a los poderes del Estado, controlados, casi en su totalidad, por un mismo partido, para lograr una Bolivia más justa. 

Nuestro propósito es alcanzar 10,000 suscriptores, con el apoyo de quienes valoran nuestro trabajo. El objetivo es razonable, considerando que Página Siete tiene dos millones de lectores únicos por mes, según Google Analytics, de los cuales, 75% están distribuidos en todo el país y 25% son bolivianos que residen en el extranjero.

Suscribirse a Página Siete Digital es fácil con nuestro nuevo sistema “online”, que acepta pagos por QR, tarjetas de crédito/débito y otros, solo tiene que hacer clic en el botón al final de esta nota y seguir las instrucciones.

Su apoyo puede marcar la diferencia, muchas gracias.

Raúl Garáfulic Lehm
Presidente de Página Siete

 

Hacer click

 

NOTICIAS PARA TI

OTRAS NOTICIAS