Montaño: Es muy difícil que el 18 de octubre el MAS no salga como primera fuerza

"El MAS es la primera fuerza y por lo tanto el 18 de octubre el MAS tiene las mayores condiciones de ganar las elecciones", indicó la exministra de Salud.
jueves, 1 de octubre de 2020 · 23:19

Página Siete Digital

La exministra de Salud y militante del Movimiento Al Socialismo (MAS), Gabriela Montaño, manifestó este jueves que con los resultados que muestran los estudios de opinión, es muy  difícil que el 18 de octubre, cuando se realizarán las elecciones generales, el MAS no salga como la primera fuerza política del país.

“Es muy difícil que el 18 de octubre el MAS no salga como primera fuerza, ustedes revisen todas las encuestas, no hay una sola encuestas que muestre algo diferente. El MAS es la primera fuerza y por lo tanto el 18 de octubre el MAS tiene las mayores condiciones de ganar las elecciones, no podemos poner un escenario que es imposible, no hay algún candidato que tenga más votos que el del MAS”, indicó Montaño entrevistada por el programa En Portada.  

Las exautoridad que se encuentra en Argentina desde la crisis política de noviembre de 2019, remarcó que las encuestas dadas a conocer el miércoles por la empresa Ciesmori, “muestran que el MAS tiene la preferencia electoral mayoritaria del pueblo boliviano, somos la primera fuerza política en el país y el MAS en votos válidos, ya ha vencido la barrera del 40%”.

El miércoles se dieron a conocer los resultados de Ciesmori, que con votos válidos, muestra que Luis Arce, del MAS, lograría una intención de voto del 41,2% de preferencia; mientras que Carlos Mesa, de Comunidad Ciudadana (CC), sacaría un 33,5% de apoyo electoral. 

Destacó que el resto de partidos políticos no logra acercarse de una manera preocupante al expartido de gobierno. En ese sentido, lamentó que analistas políticos “de derecha” intenten forzar la idea de que la única posibilidad es una segunda vuelta, “nosotros decimos que no, que es posible que el MAS gane en primera vuelta”, manifestó.  

Montaño repitió que hay posibilidades de que el MAS “vuelva a ganar como el año pasado” y en ese sentido llamó al candidato Mesa y Camacho, a no volver a llamar a la violencia, dijo.  

“Esperemos que permitan que se haga un recuento electoral hasta el último voto que venga del área rural y que no generen condiciones de tensión violenta como lo hicieron el año pasado”, sostuvo.

En ese sentido remarcó que es importante la participación de la observación electoral de la ciudadanía y de miembros de organismos internacionales, sin embargo señaló que existe un reparo respecto al trabajo e imparcialidad de la OEA, debido a su cuestionada participación en las elecciones de 2019, por instituciones que indican que "no existían evidencias" en las afirmaciones del organismo.

“La mayor prueba de que no hubo fraude electoral va a ser este 18 de octubre cuando se vuelva a repetir un escenario en el que el MAS probablemente gane en primera vuelta y entonces nosotros defenderemos el voto del pueblo bolivianos, con todos los medios que nos permite la ley”, anunció.

Sostuvo que el MAS es el más interesados que se lleven a cabo las elecciones y que fue el primero en exigir que no se posterguen las mismas a fin de “recuperar la democracia, Luis Arce encabeza todas las encuestas, cómo vamos a tener una actitud negativa ante las elecciones, creemos en la democracia”, dijo.  

La exministra señaló que el gobierno de Jeanine Añez llevó al país a una situación económica catastrófica, generando hambre en diversos sectores de la población e indicó que el candidato del MAS Luis Arce es quien podría devolver la estabilidad económica al país.

Manifestó que el peor escenario para el MAS sería ganar las elecciones el 18 de octubre pero que se tenga que ir a una segunda vuelta por falta de los 10 puntos de diferencia, sin embargo indicó, “nosotros seremos respetuosos de la democracia”, pero aclaró que no se aceptará “que se repita un escenario como el del año pasado, cuando antes de que concluya el computo, se convocó a la violencia y se quemó TEDs, eso no podemos permitir como bolivianos y bolivianas”.

En ese sentido pidió al Tribunal Supremo Electoral y al Gobierno garantías de seguridad al momento del recuento de votos. “Generemos todos, un clima de confianza”, finalizó.  

 

 


   

18
52