ANUARIO 2016 DE PÁGINA SIETE

Show fallido de Aerosmith, un golpe duro a los fans bolivianos

El concierto de la banda en Santa Cruz se canceló debido a la caída del techo del escenario armado en el Tahuichi Aguilera. Cientos de personas fueron estafadas por recitales falsos.
jueves, 22 de diciembre de 2016 · 00:00
Anahí Cazas Álvarez  Periodista
 
Desilusionada y triste, María contó con impotencia que viajó desde Cochabamba hasta Santa Cruz para asistir al concierto de su banda favorita: Aerosmith. Sin embargo, el recital previsto para el martes  18 de octubre  fue cancelado después de que fuertes vientos provocaran el colapso del techo del escenario montado en el estadio Tahuichi Aguilera. "Los fans estamos muy tristes y muy descontentos. Era una gran oportunidad para verlos, pero ahora no se va a cumplir por problemas que no se pudieron prevenir. He invertido 3.000 bolivianos, pero lo de menos es el dinero, mi sueño era verlos”, sostuvo María, vestida con una polera negra con un estampado blanco del logo de Aerosmith. La joven compró su entrada para el sector de Campo A.

Ese día, al comenzar la tarde, Zack Whitford, el fotógrafo oficial de la banda norteamericana Aerosmith, anunció que el concierto que se tenía programado para    Santa Cruz quedó suspendido debido al colapso de la cobertura de la tarima y la parrilla de luces. Tras la publicación, miles de fans expresaron su preocupación a través de las redes sociales.
Casi dos horas después, en una conferencia de prensa, los responsables de las productoras que organizaban el concierto -TAG, Liquid Producciones y G5Pro- confirmaron  la cancelación del show. 

"Informamos que las condiciones climáticas que presenta hoy (18 de octubre) Santa Cruz ocasionaron un daño importante en la estructura del escenario, el cual representa un riesgo de seguridad para la banda, el público y el equipo de producción. Por lo tanto, se decidió cancelar el concierto de Aerosmith, programado para este martes 18 del presente”, leyó uno de los productores.

 De esa manera, miles de fans que arribaron a Santa Cruz  desde varios departamentos del país  quedaron decepcionados.   "Es una gran pena, es un perjuicio para el país. Es mucha mala suerte”, contó molesto uno de los fans, quien viajó desde La Paz hasta Santa Cruz. "He gastado 300 bolivianos en transporte y otros 300 en hospedaje”, dijo.

Ese día, las redes sociales se encendieron con  lamentos y  críticas  contra los organizadores del concierto. Al día siguiente, el Gobierno, a través del viceministro de Defensa de los Derechos de Usuario y Consumidor, anunció sanciones para los organizadores y se comprometió a vigilar que todos los fans recuperen el dinero de sus entradas.

 En total para el show de Aerosmith se vendieron 20.300 entradas. Hasta este mes, según datos del Gobierno, se devolvió el 80% del dinero de los boletos. Sin embargo, al igual que María, varios fans  que  recuperaron  su inversión, todavía lamentan  la suspensión del que sería el concierto del año. "Esperamos que  Steven Tyler y los otros Chicos malos de Boston se animen a  regresar a Bolivia”, dijo una de las fanáticas.

  Y es que después del frustrado concierto de Aerosmith,     tanto en redes sociales como en los medios de comunicación, surgieron  preguntas como  ¿Cuán dañada quedó  la imagen de Bolivia ante el mundo tras la suspensión del show? y  ¿Será  que otros artistas internacionales de la talla de Aerosmith se animen  a visitar el país?, entre otras.

 Conciertos falsos

En agosto, Página Siete publicó una nota en la que varios fans de La Paz denunciaron que fueron estafados debido a la compra de entradas para un concierto de Jorge Drexler, previsto para el 25 de octubre. El show fue promocionado a través de las redes sociales, pero tras las denuncias de estafas de shows, se eliminó la página.

  El caso de Drexler no fue el único.  Semanas antes, cientos de fans denunciaron estafas en los conciertos de Fey, Alejandro Filio y  Fernando Delgadillo. Las víctimas pagaron entre 300 y 500 bolivianos por una entrada. Sin embargo, los recitales previstos para determinadas fechas se suspendieron de forma sospechosa días antes del recital. Los cuatro conciertos fueron promocionados a través de una cuenta de Facebook. Pero, cuando empezaron a surgir las denuncias de las estafas los administradores cerraron las cuentas.

El viceministro de Defensa de los Derechos del Usuario y del Consumidor, Guillermo Mendoza, informó  en octubre que al menos 200 personas fueron estafadas por comprar entradas para los cuatro conciertos falsos.  De ese número, 100 víctimas presentaron quejas formarles a su despacho. La Fiscalía ya investiga las denuncias, informó la autoridad.

Drexler y una  promesa cumplida

 Después de más de un mes de lamentar que tanto él como sus fans hayan sido engañados por personas inescrupulosas que anunciaron un concierto falso, Drexler  llegó a Bolivia y ofreció en octubre  dos conciertos en  las ciudades de Santa Cruz y La Paz. De esa manera,  el cantautor uruguayo  cumplió  su promesa.

 "Estoy esperando con mucha emotividad el momento de ir a tocar a Bolivia. En parte, sí es cierto que una de las razones es por la canción Bolivia que escribí para el último disco. Y otro de los motivos es que quiero volver a reconectar con algo muy bonito que percibí en la audiencia boliviana la última vez que fui”, dijo el ganador de un premio Oscar por su composición de Al otro lado del río de la película Diarios de motocicleta.

A pesar del trago amargo del concierto fallido de Aerosmith y las estafas, el cantante Ricky Martin se presentó en noviembre en La Paz y Santa Cruz. En su show en el estadio Hernando Siles de la urbe paceña, el artista regaló "una noche loca” ante  miles de fanáticos.  
    
Un irresistible   y encantador Ricky Martin regaló "una noche” loca a los paceños 

Ni bien las luces del escenario se apagaron, el cantante puertorriqueño Ricky Martin apareció vestido con un terno elegante y se puso a cantar Mr. Put It Down, This is Good y Drop it on Me, temas elegidos para la apertura de los conciertos de su gira One World Tour. 

De inmediato, miles de fanáticos paceños empezaron a gritar y aplaudir."¿Cómo estás La Paz?”, pregunta Ricky Martin y las miles de personas aglomeradas en el estadio Siles responden con gritos y frases como "Te amamos”, "Ricky, Ricky, Ricky”. De esa manera el cantante comenzó a regalar una noche loca a los paceños. 

La inolvidable velada del  6 de noviembre comenzó a las 20:45. Dos horas antes, miles de fans comenzaban a ingresar al estadio Hernando Siles, donde se instaló un escenario montado con más de 80 toneladas de equipos, entre parlantes y micrófonos.

Con una figura esbelta y una sonrisa reluciente, Ricky Martin empezó a cantar y a deslizarse en el escenario, donde se observó un juego de pantallas led en las que se proyectan figuras de colores, imágenes de la banda y fotos de los niños de la fundación del artista. 

Uno de los momentos más destacados fue cuando el boricua comenzó a interpretar su éxito Livin’ la vida loca. Vestido con un traje negro, al igual que el video original del tema, el puertorriqueño cantó, bailó y dio vueltas, mientras el público coreaba con fuerza el estribillo del tema.

 
 



AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

64
2