ENCUESTA

61% dice que dirigentes tienen responsabilidad en el Fondioc

Diputada del MAS afirma que la Fiscalía tiene la última palabra sobre este caso. Opositores consideran que el Presidente protege a dirigentes afines al oficialismo.
domingo, 18 de septiembre de 2016 · 01:01
Beatriz Layme /  La Paz

El presidente Evo Morales afirmó, en agosto pasado,  que los dirigentes indígenas no son culpables del  desfalco en el Fondo Indígena,  sino los técnicos y que son ellos los que deben ir a la cárcel.

  Sin embargo, resultados de la encuesta que realizó la empresa Mercado y Muestras para Página Siete  contradicen la declaración del mandatario. Un 61% de los consultados no está de acuerdo con la afirmación del Presidente, mientras un 31% de los encuestados está de acuerdo.

El 12 de febrero de 2015,  la Contraloría confirmó un daño económico al Estado de 71 millones de bolivianos por 153 proyectos inconclusos y fantasmas. Seis meses después, la interventora del Fondo Indígena en liquidación reveló un daño económico de 102 millones de bolivianos por 713 proyectos observados y 30 proyectos fantasmas.

   La Fiscalía inició una investigación y a la fecha están detenidos las exministras de Desarrollo Rural  Nemesia Achacollo y Julia Ramos, exdirectores ejecutivos del ex Fondo Indígena  Elvira Parra y Marco Antonio Aramayo. A ellos se suman al menos otros 20 dirigentes indígenas.

Para el diputado Rafael Quispe, exmallku del Conamaq, la justicia detuvo a los "ispis”, por lo que insiste en la detención de Juanita Ancieta, Rodolfo Machaca, Ever Choquehuanca y Felipa Huanca, dirigentes afines al partido de gobierno,  MAS.

La jefa de bancada del MAS en Diputados, Juana Quispe, sin identificar si los dirigentes o técnicos son los culpables de la corrupción, recordó que en una   ocasión le tocó ir a las oficinas del Fondo Indígena y ahí "habían paceños con chicotes para hacer aprobar proyectos, También Rafael Quispe estaba ahí”. 

Según el diputado Quispe, los dirigentes "sí o sí” debían aprobar los proyectos y que algunos "siguieron el camino legal y otros por el mal camino y por eso hay proyectos fantasmas”.

   Sin embargo, la diputada  dejó en manos de la Fiscalía para que identifique a los responsables del desfalco y que "no suceda como en el pasado, en el que los neoliberales millones y millones despilfarraron  de los gastos reservados”.  

Para el diputado opositor Fernando Barrientos, el Gobierno se esfuerza por tapar la responsabilidad que tienen los dirigentes  indígenas  afines al MAS  acusando a los técnicos, "que sólo cumplieron órdenes de los dirigentes de organizaciones sociales”.

El jefe de bancada de Unidad Demócrata, Arturo Murillo, considera que todos tienen responsabilidad, empezando de los ministros que fueron parte del directorio del Fondo Indígena y el presidente Morales, "porque ellos abrieron las puertas para que se roben la plata”, luego  están los dirigentes. 

  "Por último,  los técnicos. Ellos cumplieron las órdenes de los dirigentes por seguir comiendo, pero ellos debían entender que los funcionarios públicos no pueden hacer todo lo que pidan sus jefes porque se deben a la Ley Marcelo Quiroga Santa Cruz y a la 1178”, sostuvo. 

 

 

Punto de vista
Yerko Ilich   Jurista, experto en reformas de la justicia

    El criterio de  Evo   es "racista”

Desde el punto de vista jurídico la responsabilidad siempre recae sobre la máxima autoridad y es una cadena jerárquica en la que se va reproduciendo una serie de elementos, a través de los cuales la responsabilidad no es que se destruye, sino se va fortaleciendo. Esto quiere decir   que cuando se trata de manejar los recursos del Estado las responsabilidades son compartidas.

      Cuando hablo de compartidas, quiero decir que todo el bloque que ha utilizado los recursos, desde el momento que han planificado  hasta el momento en que debía ser ejecutado y, por lo tanto, tenía que ser monitoreado, es responsable.

    Evo Morales hace llevarnos a una situación de país pre 52, en el cual esta es una situación muy paternalista, sumamente racista, porque él considera que los líderes indígenas del país son incapaces tanto de malversar  como de administrar.

 Es una visión pre 52 en la que colocan al indígena en una situación de desventaja en la modernidad y es muy propio del Código Penal. Ya los hace inimputable porque  los lleva al rango de las personas que están en estado de ebriedad o al rango de niños. Esto es extremadamente racista hacía el indígena. 

Además, buscan disimular que con el Fondo había una especie de compromiso social por  parte de los líderes.

 

 

 
 

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

96
27