Encuesta: la corrupción es el principal problema que afecta al Gobierno

En 10 años del gobierno del presidente Evo Morales se han registrado más de 10 casos de corrupción, como las “visas chinas”, Fondo Indígena, barcazas y otros.
domingo, 18 de septiembre de 2016 · 01:01
Página Siete /  La Paz

La corrupción y el tráfico de influencias son los principales problemas del Gobierno. Así opina el 44% de los encuestados por Mercados y Muestras para Página Siete.

El decenio del presidente Evo Morales fue marcado por más de 10 casos de corrupción y una cantidad no determinada de presuntos hechos anómalos en las esferas gubernamentales que no fueron investigadas aún.

El trabajo de campo fue realizado durante cinco días (desde el sábado 3 hasta el  miércoles 7 de septiembre) en 41 ciudades y ciudades intermedias del país.

 Según los encuestados, después de la corrupción y el tráfico de influencias, la incapacidad de sus funcionarios, la demasiada concentración de poder y la soberbia son otros problemas que afectan al Gobierno central.

Si uno de los mayores problemas del Gobierno es la corrupción, la encuestadora también preguntó a la gente sobre "el principal problema del país” y las respuestas no son muy diferentes de las que agobian al Órgano Ejecutivo: un 30% dice que es la corrupción, 14% indica que es el narcotráfico, 13% afirma que es la delincuencia y 11% identifica a la falta de empleo.

En 10 años de gobierno se registraron más de 10 casos de corrupción, según un relevamiento realizado por Página Siete, que van desde las visas chinas, la compra de vehículos con el uso de franquicias especiales, caso Catler Uniservice-YPFB, 33 camiones, sobreprecio en la compra del avión presidencial, red de extorsión en el Ministerio de Gobierno,  Papelbol, Lotex, clan familiar en YPFB,  barcazas chinas, BOA-Air Catering, Fondo Indígena y las recientes denuncias de anomalías en los contratos entre el Estado boliviano y la empresa estatal china CAMC.

En las Fuerzas Armadas también se destaparon irregularidades como la compra de motores o el desfalco de recursos económicos del programa Bolivia cambia, Evo cumple destinado para la construcción de cuarteles.

En recientes informes, el Gobierno destacó su política de lucha frontal contra la corrupción a diferencia de sus antecesores y sin mirar colores políticos.

El diputado Lino Cárdenas (MAS), presidente de la comisión de Justicia Plural, afirma que la corrupción no es el principal problema sino la justicia.

"Lamentablemente en ese escenario, a pesar del esfuerzo del Gobierno, no se ha podido obtener resultados que sean los más óptimos” declaró el legislador.

  Sobre la política anticorrupción, afirmó que "se trabajó mucho” como la aprobación de la Ley de Lucha contra la Corrupción  "a pesar de que la oposición no quería que se apruebe esta norma”. "Lamentablemente no ha sido suficiente”, afirmó.

En la mayoría de los casos  de corrupción que fueron divulgados por medios de comunicación, la oposición y algunas autoridades gubernamentales, las instituciones del Estado se han convertido en querellantes.

 Es el caso del Fondo Indígena que salpicó a cinco altas autoridades del Estado y dirigentes que respaldan al Gobierno. Hasta ahora fueron detenidos dos  exministras de Desarrollo Rural, Nemesia Achacollo y Julia Ramos, dos directores de esa entidad y dirigentes de sectores.

 Con los resultados de la encuesta, diputada opositora Norma Piérola (PDC) cree que "la población le dio en el clavo”. "Yo siempre atribuyo a la corrupción el inicio y el acabóse del grupo populista que hoy se disfraza de izquierda y está en el gobierno.  Resulta que la corrupción se ha generado en todas las instancias  el narcotráfico, trata y tráfico, contrabando de armas, contrabando de droga”, opina.

Como muestra de las irregularidades, según la asambleísta, recordó que dos plantas separadoras de líquidos  no están funcionando. ¿Cuánto llegó a costar esas empresas sin contar con la corrupción de Santos Ramírez, no lo dicen, menos el gobierno quiere hacer una auditoria”.

 

 

Algunos  casos
  • Visas chinas  En agosto de 2006, la Cancillería denunció la falsificación de documentación para obtener visas chinas. En el caso estaban involucrados los legisladores del MAS Santos Ramírez, José Bailaba y Guido Guardia.
  • YPFB - CATLER  En 2008, la estatal YPFB firmó un contrato con Catler Uniservice (empresa fantasma) por $us 86.35 millones para una planta de gas licuado; se adelantó $us 4.5 millones y un empresario de Catler intenta dejar una coima ($us 450 mil) en la casa del cuñado del entonces presidente de YPFB, Santos Ramírez.
  •  Barcazas chinas  En 2009 la Empresa Naviera Boliviana (Enabol) pagó 28 millones de dólares por adelantado a dos empresas chinas por 16 barcazas y dos empujadores que nunca llegaron al país. Además pagó $us 3 millones por el servicio del transporte.
  •  Air Catering  En marzo de 2014, la oposición denunció un supuesto tráfico de influencias  porque la empresa Air Catering, de  la cuñada del vicepresidente Álvaro García Linera, firmó un  contrato con la estatal BoA por Bs. 18 millones por el servicio de refrigerios.
  •  YPFB-Villegas  En diciembre de 2014, el extinto Carlos Villegas denunció que al interior de YPFB había  una red de corrupción  conformada por seis personas relacionadas con la Unidad de Comunicación y almacenes de la subsidiaria Chaco. Los acusados dicen  que Villegas era el cabecilla. 
  • Fondo Indígena  En 2015 la Contraloría  General del Estado y la Interventora del Fondo Indígena confirmaron un daño económico al Estado de 173 millones de bolivianos por proyectos inconclusos y fantasmas. 
  •   Zapata - CAMC  En febrero de 2016 se denunció un presunto tráfico de influencias, resultado de la relación sentimental entre el presidente Evo Morales y Gabriela Zapata, exgerente comercial de la china CAMC, que suscribió millonarios contratos con el Estado boliviano.

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

279
137