CAPÍTULO V

Últimos pasos de un largo camino

El proceso contra Gonzalo Sánchez de Lozada y Carlos Sánchez Berzaín inició el 19 de septiembre del 2007. El 3 de abril de este año, tras un mes de juicio, el jurado los halló culpables por Octubre negro.
jueves, 31 de mayo de 2018 · 00:04

  Gabriel Díez Lacunza  / La Paz

“Se sintió irreal”. El jurado, de manera unánime, acababa de declarar culpables a Gonzalo Sánchez de Lozada y Carlos Sánchez Berzaín por “muertes extrajudiciales” en el caso conocido como Mamani, et al. v. Sánchez de Lozada / Mamani, et al. v. Sánchez Berzaín. Susan Farbstein, abogada de los demandantes, no podía creer lo que escuchaba ese 3 de abril en la Corte de Fort Lauderdale en Miami. “Nos preguntábamos si realmente estaba sucediendo”.

Llantos de alegría y abrazos entre representantes y representados. 10 años y medio después de haber iniciado el proceso por fin se veía la luz. ¡Cuánto había pasado desde que el matrimonio Rojas Ramos había enterrado a su pequeña Marlene! Contenta pero cansada, ese era el estado de ánimo de Etelvina Ramos, una mujer de pollera que se trasladó hasta Estados Unidos y que, de alguna manera, sintió hacer justicia por su niña. “Mi hija era inocente”, se quiebra.

El juicio inició el 5 de marzo y el veredicto del jurado se conoció el 3 de abril. Mientras duró el juicio,  Etelvina Ramos, Eloy Rojas, Felicidad Huanca, Teófilo Baltazar, Juana Valencia tuvieron que modificar sus hábitos alimenticios. Había mucha oferta de comida vegetariana.

Las audiencias iniciaban por lo general a las ocho de la mañana y terminaban alrededor de las cinco de la tarde. “No comíamos casi nada”, recuerda Teófilo Baltazar, uno de los demandantes. 

“Son puro vegetarianos, toda el área es de vegetarianos”. Como anécdota, dice que comía agua y frutas y que recién en la noche podían prepararse algo. Por otra parte, Teófilo también se sintió discriminado.

Sin embargo, esa molestia que sintió se tradujo en alegría cierto día a poco de haberse instalado el juicio. Durante su estadía, Teófilo no había escuchado tocar bocinas. Sin embargo, una mañana escuchó reiterados bocinazos con cierto ritmo. Pensaba que era un compatriota. No, era un norteamericano. “¡Bien compañeros!”, les dijo en un buen español. Teófilo y sus compañeros volvieron a sonreír.

Llegan los acusados

Siempre con el cinturón de seguridad, esa es una marca registrada de Goni. Cuando le tocó asistir a la Corte de Fort Lauderdale vistió trajes azules con corbatas de similar color y camisas blancas. Un anillo de oro en el dedo anular de la mano derecha. Los primeros días se lo notó tranquilo; cuando escuchó la sentencia se lo veía preocupado, con la cara desencajada.

Siempre llegaba a la Corte acompañado de su esposa, Ximena Iturralde, sus dos hijos Ignacio y Alejandra, su yerno Mauricio Balcázar y dos de sus nietos, según apunta el periodista Erick Foronda. En contrapartida, Sánchez Berzaín llegaba a las audiencias solo, sin su familia, afirma.

Goni y sus allegados se transportaban en dos vagonetas desde su hotel en Fort Lauderdale. Él en uno de los asientos delanteros y siempre con el cinturón de seguridad puesto. De Sánchez Berzaín no se sabe mucho cómo se transportaba. Quizá llegó manejando su Mustang de los años 70.

El periodista boliviano Hernán Maldonado, radicado en Miami hace 31 años, recuerda haber tenido algunos encuentros casuales con Sánchez Berzaín. La primera vez que lo vio fue a principios de los años 90 en un Burger King de Miami, lo conocía porque era un personaje público. Muchos años más tarde, Sánchez Berzaín, por esos azares de la vida, se portó “muy bien” con él y su esposa luego de que esta sufriera un accidente al caer por unas gradas.

Sucedió en instalaciones del Instituto Interamericano para la Democracia del cual Carlos es director. Ese día Sánchez Berzaín cooperó en lo que pudo y ayudó a Maldonado a retornar a su casa porque tenía un mejor conocimiento del área. Desde ese momento se vieron un par de veces más de forma casual.

“La más reciente vez que me visitó (finales del 2017) lo vi manejando un Mustang de los años 70 (creo) reconstruido. Me confesó que desde jovencito siempre ha sido un enamorado de los carros antiguos”, comenta Maldonado.

Acusaciones de ida y vuelta

Uno de los argumentos de Sánchez Berzaín para defenestrar las acusaciones en su contra se llama Evo Morales. Desde los inicios de este proceso e incluso desde que ellos estaban en el poder tenían el nombre del actual presidente de Bolivia atravesado en la cabeza. Según él, en una entrevista con El Deber, cada que al presidente boliviano  “le falta oxígeno” se refiere al juicio.

No sólo eso. Sino que de manera formal los abogados de Sánchez de Lozada y Sánchez Berzaín aludieron y sindicaron a Morales y al líder indígena Felipe Quispe de ser responsables de los hechos de septiembre y octubre. “Yo soy culpable porque hice bloqueos, huelga de hambre, todo El Alto se levantó, los militares reprimieron y así cayó el Gobierno”, respondió desde Bolivia El Mallku, como se conoce a Quispe.

El exalcalde de La Paz Juan del Granado declaró en este juicio como un testigo. Dijo que en la semana decisiva de octubre conversó con los exministros Guillermo Justiniano y Yerko Kukoc. “Ambos, Chacho y Kukoc coincidían conmigo en la necesidad de dialogar y buscar una solución pacífica, pero ambos me dijeron que no estaba en sus manos, y que la línea del gobierno que la comandaba Sánchez Berzaín era una línea de no diálogo, de fuerza y de represión”. Durante el juicio, Goni negó haber ordenado una “masacre militar”.

10 millones de dólares

Casi 15 años después de haber perdido a uno de sus seres queridos, los familiares estaban ahí, frente a frente con Goni y Sánchez Berzaín.

Cuando el jurado leyó su decisión sabían que habían ganado una batalla. Se declaró culpables a ambos por “muertes extrajudiciales” de ocho personas y se fijó un pago de 10 millones de dólares. Desde su silla de ruedas, en la corte de Fort Lauderdale, Juana Valencia se sintió feliz y orgullosa de haberlo logrado. Una lágrima dedicada a su esposo.

Para Tyler Giannini, codirector con Farbstein del Programa de Derechos Humanos de Harvard fue algo que le dio un giro de 180 grados. “Este caso no es sólo sobre la ley, es sobre la gente”, dice Giannini.

Decisión del juez

Sin embargo, la alegría duró poco entre los demandantes. Esto debido a que ayer, el juez James I. Cohn determinó revertir el veredicto del jurado. El argumento es que no hubo pruebas suficientes para respaldar las acusaciones en contra del expresidente y su exministro de Defensa.

A horas de conocerse el fallo, el presidente de la Asociación de Familiares de Octubre Negro, Juan Patricio Quispe, expresó a ANF su disconformidad por el fallo y anunció que se analizarán las acciones a tomar.

Apuntes  del juicio

  • Proceso  El proceso civil contra Gonzalo Sánchez de Lozada y Carlos Sánchez Berzaín por los hechos de septiembre y octubre de 2003, inició el 19 de setiembre del 2007.
  • Juicio  El juicio oral en este caso tuvo lugar entre el 5 de marzo y el 3 de abril de este año en la Corte de Fort Lauderdale en Florida, Estados Unidos.
  • Defensores  Los abogados defensores de los dos acusados pertenecen a la firma norteamericana Williams & Connolly. Las caras más visibles de este caso son Ana Reyes y Stephen Raber.
  • Acusadores  Trabajaron en este caso seis firmas para los demandantes. Estuvieron desde el principio el estudio jurídico Akin Gump, el Center for Constitutional Rights y la Clínica Internacional de Derechos Humanos de la universidad de Harvard.
  • Representados  Quienes interpusieron la demanda civil en EE UU son Eloy Rojas, Etelvina Ramos, Sonia Espejo, Hernán Apaza, Teófilo Baltazar, Juana Valencia, Hermógenes Bernabé Callizaya, Gonzalo Mamani Aguilar y Felicidad Huanca Quispe.

 

Permítanos un minuto de su tiempo.

Para desarrollar el periodismo serio e independiente, esencial en democracia, que usted aprecia en Página Siete, contamos con un equipo de reporteros, editores, fotógrafos, administrativos y comerciales de primer nivel.

Los ingresos con que Página Siete opera son producto de nuestro trabajo; no contamos con prebendas de ninguna naturaleza.

Si usted desea apoyar el esfuerzo que realizamos, suscríbase a P7 VIP, para recibir de lunes a viernes una carta informativa por correo electrónico, que contendrá un resumen de las noticias y opiniones más interesantes de Página Siete, a un costo de sólo Bs 15 al mes.

Para suscribirse haga clic aquí o llame al número 2611749, en horas de oficina.

Más de
15
7