Pinceladas urbanas desde la línea Amarilla

miércoles, 22 de octubre de 2014 · 20:35
Tatiana Sanabria / La Paz
Desde el inicio del viaje hasta su desenlace, el recorrido en una de las cabinas de la línea Amarilla de Mi Teleférico pone en evidencia los encantos de la faceta urbana de La Paz- resultado del desarrollo y crecimiento de la urbe- en armonía con impresionantes paisajes naturales que se aprecian a lo lejos.
Al comenzar el trayecto desde la estación Libertador,  en la Curva de Holguín de Obrajes, de inmediato   capta la atención la larga y circulante avenida Kantutani, rodeada de árboles frondosos y espaciosas áreas verdes.
Cerca de ella, se levantan grandes cerros rojizos en cuyos pies, de forma incansable y pese a las inclemencias del tiempo, trabajan familias de areneros cerca del río Choqueyapu, trasladando  el material en carretillas.
A medida que avanzan las cabinas, sin prisa, se ven imponentes los Puentes Trillizos y, en cuestión de segundos, se observa el barrio de Sopocachi, atiborrado de edificios que lucen diferentes formas y colores.
No obstante, al otro lado de la ciudad, en el barrio de Cotahuma Bajo, se encuentran casas de ladrillo con techos de calamina construidas en las cuchillas del cerro, algunas terminadas y otras  con restos de escombro en sus patios.
En este punto, la cabina del teleférico se eleva para alcanzar el nivel más alto antes de llegar a la estación Mirador, en Ciudad Satélite de El Alto.
Ésta es, sin duda, la vista más enigmática de la ciudad de La Paz. Las casas y edificios que dan textura, los cerros al fondo del panorama custodiando la urbe, y las áreas verdes que ponen color.
Bien valieron los 18 minutos de viaje por los cielos de la hoyada paceña, como bien vale la pena iniciar esa bajada vertiginosa hasta el punto de partida, para apreciar desde el cielo esos paisajes que nunca dejan de cautivar.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

149
94

Comentarios