Su leyenda está en 3 culturas del país

El jukumari es un personaje del arte y los relatos andinos

El jukumari es un animal que está presente en la danza, la literatura y el teatro.
lunes, 8 de febrero de 2016 · 00:00
Aquella vez al jukumari no le acompañó la suerte. Estuvo errando por roquedales  desde la mañana y no se le puso ni una taruka, ni siquiera una miserable vizcacha. El hambre le indujo a bajar  hasta la falda de la montaña, donde a la vuelta de una eminencia se topó con un rebaño... El rebaño pacía al cuidado de una pastora muy joven.  

Así  comienza el cuento El jukumari  y la pastora de Jesús Lara. Un relato del que se cree apareció en el siglo XVI  y que con el tiempo  ha sido modificado de diversas formas "Al parecer el relato  fue introducido durante la Conquista por los soldados españoles, como una variación de los cuentos folklóricos”, se lee en el  artículo El jukumari en la literatura oral de Bolivia, de  Adolfo Cáceres Romero, quien explica  que la leyenda del  oso estaba presente en relatos de tres culturas bolivianas: la aymara, la quechua y la tupiguaraní.  La versión de Lara es la historia del jukumari recogida de las narraciones quechuas.  

La presencia del oso también estuvo en una serie de relatos quizá   mucho más antiguos a la Conquista.  El actor y dramaturgo Luis Bredow  explicó que su origen podría estar en un personaje  del Relato de los Incas en el que se  representaba la muerte de Atahuallpa. "Allí,  un animal peludo ayudaba al sacerdote Waylla Wisa a ver la futura llegada de los conquistadores. Es decir,  es un intermediario entre este y otros mundos”.

El Relato... es "una  obra teatral en quechua que representaba la comparsa de los Incas  en presteríos y  en Carnaval y que ya casi ha desaparecido. Su danza era solemne y triste”, indicó.

La presencia del oso andino también se ha extendido a la danza de la diablada y otras  del área rural. "En la diablada es el único que puede hacer travesuras a su gusto. Este jukumari, en el caso de la diablada, es una presencia urbana”, explica el investigador Cleverth Cárdenas.

En la diablada el jukumari baila con la cusi cusi que es la araña, dice Cárdenas,  por eso tiene en su traje arañitas. "La cusi cusi es una referencia a la alegría,  por eso el oso es chistoso y  bromea”.

Si de las danzas rurales se trata, el jukumari es el protagonista de la  Jacha lakitas y participa también en  la danza del Huaykole, que  se practica en diversas comunidades del departamento de La Paz, limítrofes con el departamento de Oruro, y también en la parte norte de la provincia de Cercado, como Tarucamarca, Alcamarca,
Huancaroma y otros.

La danza del Huaykole es  ritual. Festeja el renacimiento de la naturaleza cuyos actores son varones y mozas que van acompañadas de varios osos jukumaris que bailan con máscaras.

Patrimonio natural

En 2013  Se presentó el proyecto de la   Ley de Protección y Conservación del Oso Andino o Jukumari, por el cual se lo declara Patrimonio Natural del país. Fue propuesto por el entonces diputado Rubén Darío Rojo.

Sobre la última encuesta de Página Siete

Si usted es de los que necesita estar bien informado, puede acceder a la encuesta electoral completa de Página Siete, suscribiéndose a la aplicación PaginaSietePro que puede descargar de App Store o Google Play

 


   

71
4

Comentarios