Actualidad

Neptuno contra discapacitados

Llamamos al Gobierno de Bolivia, a que respete la libertad de expresión de los periodistas y cineastas que cubren los eventos a medida que ocurren, señala la periodista internacional.
domingo, 5 de junio de 2016 · 00:00
Violeta Ayala
El Huffington Post (*)
 
A principios de este año vimos algo que nos tomó completamente desprevenidos. Un grupo de personas en sillas de ruedas se colgaba de un puente en Cochabamba, Bolivia. Ellos  ya estaban un mes protestando por una renta mensual de  500 bolivianos  (72 dólares) en favor de las personas con discapacidad.

Desde ese día, nuestro equipo  de cineastas y periodistas siguió esta protesta. 
 
Ya son más de 140 días que este grupo de personas con discapacidad están protestando. Empezaron con una vigilia en la plaza principal de Cochabamba, donde se colgaron de un puente. Cuando las autoridades se negaron a discutir su pedido decidieron ir a pie y en sillas de ruedas 380 kilómetros a través de los Andes, para hablar con el presidente Evo Morales en La Paz.
 
Son alrededor de 52.000 personas con discapacidad que actualmente están registradas en Bolivia. Los marchistas reclaman que el 80% de estas personas en el país son analfabetas, y el 60% no sobrepasa los 50 años.
 
Cuando la protesta llegó a La Paz, la Policía los esperaba con rejas de tres metros de altura que impedían su entrada a la plaza Murillo, donde se encuentra el Palacio de Gobierno. Había por lo menos tres tanques y más de 400 policías para detener a los marchistas que en sillas ruedas pedían entrar en la plaza. Por eso, ellos decidieron instalarse en un campamento en la calle, a una cuadra del lugar, donde han estado viviendo por más de un mes.
 
Desde entonces hubo una serie de violentas confrontaciones entre la Policía y las personas con discapacidad. La Policía está equipada con equipo antimotines como escudos, cascos, chalecos y laques; y han usado gas pimienta y tanques Neptuno para reprimir a los protestantes.
 
La violencia se incrementó a tal punto que el 25 de mayo, este grupo de personas fue violentamente reprimido por más de 100 policías antimotines. Ese día fueron sacados de sus sillas de ruedas para botarlos al piso, también les quitaron sus muletas; pudimos ser testigos de cómo la Policía los pateaba en la cabeza cuando no se podían levantar del piso. Usaron tanques Neptuno con agua helada para arremeter contra las personas en sillas de ruedas. La gran mayoría de las personas que protestaron ese día eran mujeres. Ocho de ellos fueron heridos y seis fueron detenidos por dos noches.
 
El Gobierno justifica la violencia en contra de las personas con discapacidad diciendo que los protestantes fueron quienes   arrojaron orina, lavandina y gas vomitivo a la Policía.
 
El presidente Evo Morales, en la posesión del nuevo defensor del Pueblo, David Tezanos Pinto, dijo que en esta situación, los más golpeados son él, el vicepresidente Álvaro García Linera, el Estado boliviano y en particular la Policía, que han sido dañados en los conflictos que suceden con las personas con discapacidad. 
 
"Ahora, en servicio al Estado, no sé si el más golpeado es el Presidente o el Vicepresidente del Estado”, dijo el Primer Mandatario. Él también preguntó ¿Dónde estaba el Defensor del Pueblo cuando la Policía está siendo agredida en las protestas sociales, como la de los discapacitados? La Policía también tiene derechos humanos.  /La Prensa, periódico boliviano). 
 
Mientras los protestantes marchaban a pie y en silla de ruedas a través de los Andes, Édgar Romero, un miembro del Parlamento, representante del partido político MAS, dijo en la televisión abierta: "No podemos incrementar los beneficios para las personas que no son productivas para el país. Creemos que los discapacitados están siendo intransigentes, el Estado no puede dar un montón de dinero a gente que no trabaja y no hace nada”.
 
Feliza Alí, una líder de las personas con discapacidad respondió diciendo: "Este beneficio no es como un regalo de un padre a un hijo. Este beneficio reduce la brecha de desigualdad y nos ayuda a tomar nuestras propias decisiones. Si tengo los   500 bolivianos, cuando viajo en un bus, en vez de arrastrarme por el piso como un animal hasta llegar a mi asiento, puedo pagar a alguien para que me ayude a subir al bus con dignidad. Ésta no es una demanda egoísta, es el principio de la autodeterminación. Éste es el punto de partida para que nosotros podamos vivir con dignidad. El tiempo para detener la segregación y el apartheid en el que hemos vivido por generaciones, ha llegado”.
 
Como cineastas hemos sufrido de agresión e intimidación por parte del Gobierno;  constantemente recibimos tratos violentos por parte de la Policía, que frente a nosotros nos dijeron que a la primera chance que tengan, destruirían nuestras cámaras; una de ellas ya fue robada. Nos dicen que somos espías de la CIA y que estamos intentando desestabilizar al país. Un grupo del Gobierno llamado "Satucos” tiene una campaña de desprestigio contra nosotros  en internet. Ellos pusieron nuestras fotos con textos falsos que instigan a la intimidación e indirectamente llaman a la agresión del pueblo boliviano hacia nosotros, a través de las redes sociales.
 
Estamos sacando este video sobre la situación actual de Bolivia para llamar la atención de la comunidad internacional, de grupos internacionales de personas con discapacidad, de gobiernos extranjeros y de las Naciones Unidas, para que se pueda detener la violencia y violación de derechos humanos hacia este grupo vulnerable de protestantes.
 
También llamamos al Gobierno de Bolivia, a que respete la libertad de expresión de los periodistas y cineastas que cubren los eventos a medida que ocurren. 
 
También puede tuitear al presidente de Bolivia, Evo Morales a @evoespueblo y a la oficina de la Vicepresidencia Álvaro García Linera a @VPEP_Bol para pedirles que se encuentren con los protestantes y hablen con ellos.

(*) Violeta Ayala (cineasta boliviano-australiana), Dan Fallshaw (cineasta australiano), Fernando Barbosa (cineasta boliviano). Nuestro equipo incluye a una periodista y a un fotógrafo bolivianos.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

62
1

Comentarios