Letra Siete

Los 20 años que vivimos con Harry Potter

La saga de aventuras juveniles más famosa de la historia comenzó a publicarse hace exactamente 20 años, un 26 de junio de 1997.
domingo, 2 de julio de 2017 · 00:00
El primer libro se llamaba, como todo el mundo sabe, Harry Potter y la piedra filosofal. 
 
Trajo la rápida consagración de su autora, J.K. Rowling, quien pasó de la miseria y de estar al borde del suicidio a ser más rica que la reina de Inglaterra y uno de los íconos de la cultura contemporánea. Por ejemplo, el café Nicholson de Edimburgo, donde escribía sus cuentos acompañada de su hija de tres meses, se ha convertido en un lugar de culto.
 
Cuando la novela se tradujo al español, dos años después, el diario El País de Madrid señalaba lo siguiente: "En España apareció un primer título el pasado mes de abril (de 1999), con escaso impacto hasta ahora en las listas de ventas. Se han vendido 10.000 ejemplares, correspondientes a cinco ediciones. El segundo acaba de salir al mercado el pasado 18 de octubre (de  1999). Sus editores en España, Emecé, consideran que es habitual que este tipo de fenómenos ‘lleguen aquí con un poco de retraso’”. Y vaya que sí.
 
La saga es poseedora de muchos récords: fue el primer título infantil en entrara la lista de best-sellers para adultos del New York Times; el primero en ser leído con voracidad por masas de niños y jóvenes que se desesperaban por conseguir un nuevo volumen el mismo día de su aparición; el libro que ha admitido más traducciones piratas; el que, se ha dicho, "devolvió los jóvenes a la lectura”. 
 
También tuvo algunas malas reseñas. Incluso una demoledora, del crítico más famoso y conservador del mundo anglosajón, el profesor de Yale Harold Bloom.
 
En 2000, él dijo: "Podemos dudar razonablemente de que Harry Potter y la piedra filosofal se convertirá en un clásico de la literatura infantil, pero Rowling, a pesar de la debilidad estética de su mundo, ha hecho al menos un índex  millennial  de la cultura popular. Tan grande que la audiencia le da una importancia similar al de las estrellas de rock, los actores famosos, los presentadores de televisión y los políticos exitosos. El estilo de su prosa, cargada de clichés, no exige a los lectores. En una sola página arbitrariamente elegida del primer libro de Harry Potter  -la 4-, conté siete clichés, todos de la variedad ‘y entonces juntó las piernas’”. 
 
Como remate, Bloom afirma: "Un vasto conjunto de malas obras, para adultos y para chicos, repletan los basureros del tiempo. En una época en la que el juicio público no es mejor ni peor que el proclamado por los ‘animadores’ ideológicos, por los mismos que han destruido los estudios humanísticos, cualquier cosa funciona. Pronto los críticos introducirán a Harry Potter en el currículo de los colegios y entonces el New York Times volverá a celebrar esta ‘caída en los basureros’ que este periódico lidera y ejemplifica”.
 
Al mismo tiempo, como es lógico, Bloom reconocía que tendríamos "Harry Potter para rato”. (F.M.)
 
Fue el primer título infantil en entrara en  la lista de best-sellers para adultos del New York Times.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

104
49