TENDENCIAS

Las alianzas entre firmas de rubros diferentes favorecen la innovación

La clave para la colaboración entre empresas distintas es que ambas entiendan los valores comunes que tienen
domingo, 18 de diciembre de 2016 · 00:00
Andrés Hatum   / La Nación

Las empresas han luchado y siguen peleando para romper con los silos organizacionales que dificultan la colaboración entre áreas. El desafío es aun mayor para las compañías si pensamos en la colaboración entre industrias diferentes. Por mucho tiempo, las empresas evitaban la colaboración entre industrias protegiendo sus desarrollos de miradas externas. Hoy las barreras entre jugadores de diferentes industrias están cayendo por una necesidad: la innovación.

Las compañías están interesadas en colaborar por el potencial que esto tiene para generar nuevas innovaciones. Pero, al mismo tiempo que la innovación puede ser el puntapié para este tipo de colaboraciones, el conocimiento generado en otras industrias puede ser difícil de transferir.

¿Cómo hacen las empresas para que este tipo de colaboración sea exitosa? La teoría dice que el proceso de socialización entre socios, entender y compartir los valores entre ambos, es clave para que la alianza colaborativa sirva a ambas partes.

GlaxoSmithKline (GSK) es un laboratorio inglés con presencia global. Factura 30.480 millones de dólares y tiene 110 mil empleados. La empresa es una pionera de la colaboración cruzada entre industrias como una forma de estar abiertos al cambio de contexto y predispuestos a la innovación.

"Tenemos diferentes acuerdos de colaboración para lograr lo que llamamos el outside in: tratar de entender qué sucede en el contexto y llevarlo al interior de la empresa”, explica desde la sede mundial de la empresa, en la ciudad inglesa de Brentford, Natalie Woodford, la vicepresidenta global de recursos humanos para manufacturas y supply de GSK. 

La colaboración es crítica para el laboratorio, que cuenta, solamente a nivel de manufactura, con 70 plantas en todo el mundo. Una de las colaboraciones más originales e interesantes es la que GSK tiene con McLaren, grupo que es conocido por su participación en la Fórmula 1. 

¿En qué pueden colaborar ambas empresas de tan diferentes industrias? Woodford remarca: "Con McLaren el foco está puesto en la innovación, el manejo de la información big data, la mejora de la performance y el trabajo en equipo. Hemos armado equipos para estos temas.
 
Usamos la experiencia de McLaren para mejorar nuestras plantas. Ellos tienen la capacidad de procesar una enorme cantidad de información. En las carreras de Fórmula 1, procesan mucha información para optimizar la performance. Eso nos interesa”.

Hora de testear

McLaren tiene la oportunidad de testear habilidades y nuevos dispositivos en la medicina, sobre todo en ensayos clínicos. Woodford describe uno de los proyectos en este sentido: "McLaren ha probado, por ejemplo, sensores en pacientes que se recuperan de un infarto. Les permitimos probar sus innovaciones en un contexto muy diferente del de las carreras, que es el de los ensayos clínicos, donde todo está muy regulado. Ellos pueden aprender cómo su tecnología se puede aplicar en un lugar diferente”. 

Con los sensores de McLaren se permite, por ejemplo, seguir la evolución de personas que padecen de degeneración muscular fuera de la visita al médico, en el día a día de sus actividades, y entender cómo impacta la vida normal de las personas en su evolución. "Nosotros tenemos experiencia con los pacientes; McLaren, con los sensores y el procesamiento de datos”.

Así como se trabaja entre las dos compañías para lograr eficiencias operativas en general, hay pequeños desarrollos que son bienvenidos. Así es como GSK desarrolló una bebida hidratante para el piloto de McLaren Jenson Button, con una mezcla de minerales, sales y proteínas ideal para la hidratación en carreras en condiciones de altas temperaturas y humedad.

"La clave para la colaboración entre empresas tan distintas -subraya Woodford- es que ambas organizaciones entiendan los valores en común que tienen. Con McLaren los valores de seguridad y calidad son fundamentales y compartidos. Si el socio en el proceso de colaboración no entiende tus valores, es difícil que sea exitosa”.

Más allá de McLaren, GSK cuenta con muchos desarrollos de colaboración con otras empresas de otras industrias y ONG. Con la ONG Save the Children, GSK colabora estrechamente: "Algunas empresas hacen caridad juntando dinero. Nosotros vamos más allá de eso. Tratamos de entender cómo hacer para que nuestros productos lleguen a las personas que los necesitan”, puntualiza Woodford. 

GSK envía empleados que son expertos, por ejemplo, en mejora continua para ayudarlos a ser más eficientes, mientras que la empresa aprende, desde diferentes visiones, cómo se trabaja con niños en países en desarrollo. "La colaboración entre empresas de diferentes industrias es la clave del futuro de las grandes innovaciones”, asegura Woodford.

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos

Otras Noticias