La economía naranja o de las artes genera más ingresos que la industria

Colombia descubrió que la creatividad, el folclore, las artes visuales, escénicas, los medios y el diseño aportan al PIB, tres veces más que el negocio del café.
domingo, 25 de noviembre de 2018 · 18:10

Isabel Navia / Barranquilla

La construcción de una de las mayores represas hidroeléctricas del mundo, la china Tres Gargantas, durante 32 años (1980-2012) demandó la inversión de 25.000 millones de dólares. En el mismo periodo de tiempo, los diez musicales más importantes de Broadway (la avenida de los 40 teatros famosos de EEUU), lograron ventas por 27.000 millones de dólares.

Este impacto del arte y la cultura en la economía fue expuesto por el presidente de Colombia, Iván Duque, durante la inauguración del N° 21 Foro Iberoamericano de las Microfinanzas (Foromic), realizada en la ciudad de Barranquilla.

Con los datos señalados, Duque explicó que en su país decidieron investigar qué era lo que pasaba en Colombia y descubrieron que las grandes ramas de la creatividad y el folklore, como el patrimonio, las artes visuales, escénicas, los medios y el diseño, aportan al Producto Interno Bruto (PIB), tres veces más que el negocio del café. “Es más grande que la minería”, dijo.

“Reconocer el valor del arte, es el primer paso”, añadió el Presidente colombiano. Luego, dijo, “hay que reconocer que cuando se combina cultura con tecnología, se puede multiplicar el valor de esos sectores. Los países que van a ganar son los que logren ese trabajo tripartito, entre los artistas, el mercado y el Estado”.

En esa línea, Duque anunció que el proyecto de ley de financiamiento, pronto a ser entregado al congreso, se incluirá la propuesta de 0% de impuestos durante los primeros cinco años para los emprendedores creativos.

El mandatario recordó que en el disco Clásicos de la Provincia, de Carlos Vives, se rescata las creaciones de los juglares colombianos y los plasmó en nuevas versiones fusionadas con ritmos e instrumentos del pop y el rock. Esto, según Duque, le dio al vallenato “un nuevo amanecer”, gracias a lo cual considera a la industria musical colombiana como la más importante de América Latina. “Sin embargo, para que estas iniciativas prosperen, el Estado tiene que abrir los canales”, dijo.

Identificar el talento

“La cultura es desarrollo”, manifestó Duque y “normalmente no se le ha dado la importancia que tiene pues las agendas se han concentrado siempre en temas “más áridos”. Admitió que el sistema educativo, a nivel latinoamericano, no ha evolucionado a la par de los tiempos, pues busca producir diplomas y egresados, que luego tienen la presión de conseguir cualquier puesto, sin importar su talento. “Si logramos comprender que cuando un joven se dedica a su talento, maximiza su potencial como ser humano, e implica una reserva de riqueza para todo un país, tendremos una gran transición social. Tenemos el deber de darle al sistema educativo el protagonismo para que sea una incubadora de esa creatividad y ese talento, más allá de ciencias, matemáticas y lenguaje, volver a formar en humanismo, literatura, música, danza. Entender que ahí es donde se va a producir la riqueza cultural. En ese punto, el papel del Estado es habilitar mecanismos”, añadió.

La edición N° 21 del Foromic reunió en el Centro de Convenciones Puerta de Oro, de Barranquilla, a 1.700 participantes de 40 nacionalidades y más de 130 panelistas vinculados a las microfinanzas, la innovación y la tecnología, que en total realizaron  unas 1.500 reuniones, incluyendo varios lanzamientos de programas y proyectos, así como la firma de convenios de intercambio y cooperación institucional.

Enfrentar el cambio

El evento internacional fue inaugurado por el Presidente de Colombia y por el presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno, que anunció un nuevo cambio en la visión del grupo BID. Se trata de la conversión del Fondo Multilateral de Inversiones – Fomin, en BID LAB, un giro conceptual y de marca, por el cual el Fomin se convierte en un laboratorio de innovación, con la finalidad de buscar oportunidades con impacto social. “Trabajar en soluciones innovadoras a grandes problemas de la región, con énfasis en el uso de nuevas tecnologías y hacer pruebas de concepto para usarlas a mayor escala”, explicó.

Moreno recordó que el Foromic se realizó por primera vez en 1998, con el objetivo de buscar mecanismos de fortalecimiento para el sector de las microfinanzas y la pequeña empresa y en los últimos años cambiaron y se diversificaron. “Todo el sector ha  cambiado profundamente. Cuando comenzamos las microfinanzas eran, en muchos casos, organizaciones de la sociedad civil y hoy en día son empresas que han crecido; muchas de ellas han ido, con éxito, a la bolsa. De la misma manera que cambian los tiempos, el BID tiene que cambiar a un esquema que parte del principio de que este es un laboratorio que sirve para crear temas asociados a la tecnología, a la inclusión social, en los cuales están, por supuesto, las microfinanzas”, dijo.

Hasta 2017, continuó, los temas centrales del trabajo del foro giraban en torno a la microempresa y las finanzas. Este año el evento ha dado un giro sustancial, enfocándose en tres ejes temáticos que guiaron las actividades durante los  días de trabajo: las finanzas en evolución; el futuro del trabajo, e industrias 4.0, dentro del cual se analizó la economía naranja.

El panel de apertura trató sobre industrias creativas y la construcción de valores a partir de la economía naranja. Participó como invitado el artista  Carlos Vives,  un precursor del emprendimiento creativo en Colombia y comprometido con acciones sostenidas de responsabilidad social.

Vives dirige, junto a otras personalidades, la Fundación Tras la Perla, creada para solucionar problemas fundamentales de la comunidad en la que nació y creció. Se trata de una iniciativa ciudadana que  promueve  la unión de fuerzas y el trabajo cooperativo para mejorar, fortalecer y hacer sostenible a la ciudad en todas las dimensiones del desarrollo.

Permítanos un minuto de su tiempo.

Para desarrollar el periodismo serio e independiente, esencial en democracia, que usted aprecia en Página Siete, contamos con un equipo de reporteros, editores, fotógrafos, administrativos y comerciales de primer nivel.

Los ingresos con que Página Siete opera son producto de nuestro trabajo; no contamos con prebendas de ninguna naturaleza.

Si usted desea apoyar el esfuerzo que realizamos, suscríbase a P7 VIP, para recibir de lunes a viernes una carta informativa por correo electrónico, que contendrá un resumen de las noticias y opiniones más interesantes de Página Siete, a un costo de sólo Bs 15 al mes.

Para suscribirse haga clic aquí o llame al número 2611749, en horas de oficina.

28
1