Microseguros, la alternativa para garantizar la educación y la alimentación

Con Bs 5 mes se puede garantizar los estudios por un año. Con Bs 100 año se obtiene una póliza anual de Bs 10.000.
domingo, 10 de noviembre de 2019 · 06:08

Luis Escóbar  / La Paz

El Banco Sol lanzó en abril un seguro de vida para apoyar la educación de los niños mientras que el Supermercado Ketal trabaja en la prueba piloto para cubrir la canasta familiar. Ambos proyectos fueron galardonados en el primer Concurso de Seguros Inclusivos, impulsado por la Fundación Profin y la Cooperación Suiza en Bolivia.

El director Ejecutivo de  Profin, Edwin Vargas, informó que lanzaron el concurso para promover que las personas puedan adquirir un seguro que significa “transferir el riesgo a una compañía”. 

El concurso también galardonó  a otros cuatro emprendimientos. El primero es de Alianza Compañía de Seguros y Reaseguros por un microseguro dedicado a transportistas del servicio público liviano que ante un accidente puedan perder sus ingresos diarios; el segundo de Corresur que es un  seguro de salud que además de cubrir consultas médicas cubre servicios técnicos para el hogar como plomería y electricidad.

El tercero es de Seguros Illimani que hace la cobertura para mercadería de comerciantes minoristas  en caso de incendio.  El cuarto es de Bisa Seguros por su propuesta de educación financiera  en línea sobre seguros para jóvenes. El director ejecutivo de Crediseguro, Diego Noriega Palenque, explicó las ventajas y alcances de los dos primeros seguros referidos a la educación de los menores como el presentado por el supermercado. 

¿En qué consiste el proyecto ganador?

Nosotros nos presentamos en dos categorías del concurso de microseguros que auspició la Cooperación Suiza a través de Profin. El primero es Seguros Inclusivos a Desarrollarse y Seguros Inclusivos lanzado en la presente gestión 2019.

En esta segunda categoría presentamos un proyecto que se llama Sol Futuro. Este es un seguro para todos los clientes del Banco Sol que tengan cajas de ahorro en la entidad porque se hace el débito de la prima desde la cuenta. Tiene el objetivo de promocionar el tema de seguros inclusivos, además, porque el banco tiene mucha experiencia en microfinanzas y buscaban productos que vayan a su nicho de mercado.

De tal forma pensamos en un seguro de vida que apoya la escolaridad del niño ante la falta del padre o tutor. Creemos que en nuestro país aún es muy común que cuando se muere uno de los padres el menor deja de estudiar para ayudar en el hogar y pierden la oportunidad de continuar sus estudios y tener un mejor futuro. 

Por tanto hicimos un estudio de cuánto gasta una familia promedio entre pensiones, útiles en un niño viendo colegios privados, de convenio y fiscales. Llegamos a un promedio de 1.800 dólares que es el beneficio que tiene la póliza considerando el seguro cuesta entre 60 y 70 bolivianos al año.

¿Cómo se cobra el seguro?

Nosotros buscamos que las personas aprendan a ahorrar y mientras más jóvenes comencemos el hábito se queda. Por ello tenemos dos primas diferenciadas; la de 60 bolivianos es para cuentas Solecito y Sol Generación que se abren a menores de edad junto a sus tutores o padres quienes se pueden afiliar al seguro. Si sucediera algo, el beneficio se paga a esta cuenta para que junto con el tutor puedan usar el dinero. También nos pueden pedir que hagamos la transferencia a otra cuenta. 

Por ello hay una tarifa diferenciada y al mes pagaría cinco bolivianos. Con ese mínimo monto que cuesta una salteña se puede asegurar los estudios por un año. 

Las cuentas que se cobran 70 bolivianos son para cuentas clásicas y Sol Mayor para adultos mayores. Nosotros consideramos que no sólo los padres se preocupan por el futuro de los niños; sino, los abuelos, tíos, padrinos. 

¿Cuándo comenzaron con la seguro y cuantas personas lo adquirieron?

En enero comenzamos el piloto, el 12 de abril hicimos el lanzamiento oficial del seguro y se comenzó a vender en todas las agencias del Banco Sol a nivel nacional. Llevamos adelante campañas de activación e hicimos ruido en las agencias para que la gente se entere que están adquiriendo el seguro con globos, regalos a los niños. Este seguro tuvo muy buena aceptación, al momento tenemos 46.000 asegurados y esperamos cerrar el año con 50.000 asegurados. 

Lanzamos una campaña y el funcionario que venda el seguro 50.000 va a ganar un premio. Es un hito que en un año vendas esa cantidad de pólizas. 

¿Cuál es el segundo seguro ganador?

Desarrollamos un seguro de vida que el piloto salió en septiembre para todos los clientes fidelizados del Supermercado Ketal. Este producto que se denominó Canasta Segura Familiar permite a toda persona, que tiene una tarjeta de cliente frecuente, tiene la opción de comprar este seguro que tiene un costo de 100 bolivianos al año y te da una cobertura de 10.000 bolivianos. 

A los beneficiarios, que pueden ser hasta tres personas, les entregamos este monto de cobertura dividido en tarjetas corporativas. Por ejemplo, si yo tengo el seguro y me pasa algo, puedo beneficiar a  mi esposa e hija con tarjetas de 5.000 bolivianos cada una para que sigan haciendo compras. 

Luego de comprar el seguro, Ketal da un beneficio extraordinario. Por ejemplo, si el cliente hace compras superiores a 500 bolivianos los dos siguientes meses después de adquirir el seguro la empresa paga una extraprima y duplica la cobertura del beneficio para llegar a los 20.000 bolivianos. 

Ahora estamos con un piloto en la calle 15 de la agencia de Calacoto y en la avenida Arce y esquina Pinilla. Cuando la persona entra al supermercado encontrará un banner con información del producto. El interesado deberá escanear el código QR que te direcciona a una página que informa sobre las ventajas producto y si desea adquirir el producto coloca sus datos, quién va a ser el beneficiario y se afilia al seguro. Se genera un código de barras y al momento de cancelar las compras presentan ese código al cajero y aparte de la factura de las compras obtendrá un recibo de constancia. 

Este tiene una cobertura por un año por muerte en cualquier causa, ya sea enfermedad o accidente.

Los pilotos nos ayudan a ajustar; por ejemplo, algo que vamos a ajustar es el nombre. La gente prefiere que se llame Seguros de Vida Ketal. Cuando leía Canasta Segura pensaba en recibir un canastón en Navidad; por ello cambiamos el nombre. También fuimos cambiando algunas cosas en el producto, los colores y aún hay el temor de que la gente no está acostumbrada a comprar un seguro en un supermercado. Se llegan a afiliar y no terminan de pagar y nos contactamos con estas personas para ver porque no lo hacen y de esta forma mejorar el proceso.

¿Cuándo prevén lanzarlo?

Por la convulsión que vivimos ahora, pensamos  lanzarlo en enero del próximo año y saldrá a todas las agencias Ketal y Ketal Express.

HOJA DE VIDA

  • Formación Es ingeniero Comercial y tiene una maestría en Dirección y Gestión Financiera.
  • Trayectoria  Trabajó en ámbitos financieros no bancarios y dirige Crediseguro donde ha desarrollado seguros masivos innovadores no tradicionales.