Kuhlmann presenta Herencia, un singani que combina tradición y ciencia

El primer lote consta de 3.000 botellas, cuyo tiempo de añejamiento es de 10 años.
lunes, 21 de septiembre de 2020 · 14:57

Página Siete Digital

Singani Herencia es la propuesta de Kuhlmann & Cia. Ltda. El destilado combina elementos de tradición e innovación tecnológica.

A lo largo de la investigación, los enólogos (especialistas en producción de vinos) descubrieron que se podía mejorar el proceso de producción del singani, no sólo gracias a la tecnología incorporada, sino a la forma de elaboración del vino base para la bebida.

El enólogo y gerente de producción, Franz Molina Conzelmann, indicó que se comenzaron a realizar las investigaciones para la elaboración de la bebida en 2008, por lo que cuentan con aval científico para su producción.

“El proyecto de singani Herencia nace el año 2008, cuando comenzamos a realizar las primeras investigaciones con aval científico  para el singani, siendo la bodega pionera en tecnología e investigaciones”, explicó Molina.

Para la elaboración de una botella, se utilizan 67 kilos de uva Moscatel de Alejandría, puesto que solamente se usa núcleo del corte del corazón de la destilación, lo cual posiciona al destilado como el producto más puro del mercado.

El primer lote de Herencia cuenta únicamente con 3.000 unidades, dado que es un producto con 10 años de reposo y añejamiento  en tanques de acero inoxidable para lograr sus características.

El resultado del proceso es un singani sutil, con aromas a cascara de naranja, duraznos blancos, peras y notas florales como el jazmín.