Formación

Motivación: la poesía que lo inunda todo

Dos autoras españolas comparten sus experiencias; cada una posee habilidades y estrategias propias para impulsar la lectura, la poesía y las artes.
domingo, 11 de agosto de 2019 · 00:00

Mariana Ruiz Romero
Escritora, miembro de número de la Academia Boliviana de Literatura infantil y Juvenil

Pensar la lectura

En un contexto donde los jóvenes lectores son los protagonistas, existen muchas cuestionantes alrededor del factor esencial a la hora de leer: la motivación. ¿Cómo motivar a los chicos? ¿Qué hacer con la poesía? ¿Cómo hacemos con esos textos que no son narrativos, pero que ellos, y ellas, deberán leer de todas formas?

Desde dos puntos de vista diferentes, Mar Benegas y Ana Garralón vienen a Bolivia con la intención única de contribuir desde su pasión por la lectura. Cada una posee habilidades y estrategias propias  y está dispuesta a compartirlas con el público paceño.

Abrirse a la posibilidad

Mar Benegas, escritora y poeta, está convencida de que lo más valioso que poseemos es el lenguaje, especialmente, el lenguaje poético. No solamente gracias a que éste nos permite mejorar o completar el currículo académico (el conocimiento, la comprensión lectora, la memorización, etc.), sino porque jugar con el lenguaje, abrirse a la poesía, nos permite abrirnos a una multiplicidad de experiencias. 

Mediante la poesía abrimos las puertas a la creatividad, al pensamiento divergente, crítico y abstracto; cultivamos el oído, la mirada atenta hacia las cosas. El ritmo cadencioso del lenguaje, además, es natural: todos tarareamos canciones, todos manejamos pequeñas adivinanzas y versos, jugamos con las palabras, disfrutamos de nuestra lengua, y este hábito no debería perderse con la edad, al contrario, debería afianzarse. 

Benegas, además, trabaja desde el profundo conocimiento de lo que es la poesía, produciendo textos de alta calidad literaria, como este fragmento de su libro de próxima aparición Corazón de Pájaro: “‘—Ah, pues entonces, a mí también me gusta la poesía’ –le contestó él. Y Martín pensó que la poesía eran piedras y caracolas, y cristales suaves de colores, y una llave, y un trozo de red de pescador, y un montón de hojas amontonadas en el suelo. Que la poesía era eso: un sol en la arena o poder escuchar a la tierra hablando con las olas”.

En la actualidad, Benegas, además de continuar publicando, es directora, en la UIMP, de Jaleo, Jornadas de Animación a la Lectura, Escritura y Observación, jornadas internacionales que se llevan cabo en Valencia.
 
Permitirse nuevas experiencias

Ana Garralón, por su parte,  es investigadora, especialista en libros para niños desde finales de los años 80. Tiene publicados los libros Historia portátil de la literatura infantil y Leer y saber, textos  informativos para niños, así como varias antologías de poesía. En  2016 recibió el Premio Nacional de Fomento de Lectura otorgado por el Ministerio de Cultura de España.

Lo que a ella le interesa es el libro físico, informativo, no de ficción. El acercamiento del lector principiante a una de las más valiosas fuentes de información con la que contamos los seres humanos: la lectura como herramienta poderosa de conocimiento y saber. Aquella con la que tendrán que lidiar cotidianamente, en esta era de sobre saturación y sobre abundancia informática e informativa. 

Para captar su interés, Ana está llena de propuestas y estrategias, maneras de utilizar estas herramientas y abrirse camino, ir descubriendo el mundo, a través de la belleza, la pasión y la verdad.

 Crear lectores activos

Un lector activo es un lector interesado, así de sencillo. Preparar a un lector para el futuro significa familiarizar a los niños con la información, la lectura de otros textos que no sean ficción y el desarrollo de un pensamiento crítico ligado a la comprensión y creación del conocimiento.

Asumir que un libro, por ser informativo, no interesará a un niño implica subestimarlo; subestimar su sed de conocimiento, su curiosidad por todo tipo de temas, sus ganas de saberlo todo. ¿Qué niño o niña actual no mira videos de YouTube, por ejemplo, con títulos tan intrigantes como 30 cosas que deberías conocer sobre la ciencia? ¿Por qué no profundizar esa inmensidad de datos aleatorios que proporciona de manera gratuita el internet, encauzándolos y aterrizándolos a través de la lectura?

No se trata solamente de mejorar las competencias o habilidades, sino de indagar más profundamente en la formación del futuro lector o lectora. Con muchísima experiencia en el tema, Garralón viene recorriendo Latinoamérica desde el año 1992, compartiendo lo mucho que ha aprendido en el camino. Actualmente, aúna toda esa información a través de su blog, muy conocido por los especialistas: http://anatarambana.blogspot.com/

Información y poesía

Otra distinción innecesaria es aquella que diferencia la necesidad de la poesía de la necesidad informativa. No existe. La disposición para apreciar el lenguaje, para jugar con él, empareja de manera ideal con la necesidad de saber sobre el mundo. No se trata de separar la razón de la poesía, sino de prestar un renovado interés a todas las cosas, buscar, desde todas las maneras posibles, ese “despertar de lo ordinario” al que alude Juan Cristóbal Mac Lean cuando habla de poesía oriental. La curiosidad lo abarca todo, la belleza del lenguaje incluido.

 

Los talleres

Es así que, con estos intereses en mente, y a través del financiamiento de los fondos PICE de AC/E, la Academia Boliviana deLiteratura Infantil y Juvenil (Ablij) ha hecho posible la participación de estas dos destacadas autoras, formadoras y promotoras de la literatura infantil en la FIL de este año. 

Ambas autoras brindaron  talleres en el Ccelp sobre libros informativos para ilustradores. Benegas impartió  un taller sobre animación a la lectura y creación poética con niños. Además, las autoras dialogaron sobre el incentivo a la lectura junto al editor boliviano Manuel Vargas.
 

 

Otras Noticias