Kohei Jinno maldice su suerte

Juegos Olímpicos tienen gusto amargo para un tokiota

Este comerciante podría perder, por segunda vez, su departamento.
martes, 17 de septiembre de 2013 · 19:41
AFP  / Tokio
Medio siglo después de los primeros Juegos Olímpicos de Tokio en 1964, la capital quiere ser todavía más bella y acogedora para los de 2020, pero para el ciudadano Kohei Jinno los trabajos de preparación tienen un gusto amargo.
Para los Juegos Olímpicos de 1964 tuvo que dejar sus propiedades, algo que le puede volver a ocurrir en 2020. Mientras muchos japoneses celebraban la victoria de la candidatura de Tokio, anunciada el sábado 7 de septiembre por el Comité Olímpico Internacional (COI), Kohei Jinno maldecía su suerte.
En 1964, su casa y su comercio fueron destruidos para dejar sitio al parque olímpico que rodearía al estadio principal. Ahora le vuelve a ocurrir lo mismo: se le pide que ceda el terreno para la reconstrucción y ampliación de los lugares de aquí a 2020.
"En el fondo de mí guardo rencor a los Juegos Olímpicos”, manifestó. Poco importa para Kohei Jinno que el nuevo estadio, de un costo de 1.300 millones de dólares, que tiene 80.000 plazas, esté cubierto de un techo retráctil y que su arquitectura recuerde a un casco de ciclista o a una cápsula espacial.
Lo que este comerciante ve es la desaparición de su departamento y de su comercio de tabaco, en el interior de un pequeño mercado del barrio de Kasumigaoka, que fue renovado en 1963, a dos pasos del estadio de 1964, en el vasto jardín de un santuario. Jinno Kohei vive allí desde 1966.
Unos 200 hogares de Kasumigaoka, donde un tercio de la población tiene 70 años o más, deberán por lo tanto irse a vivir a otra parte. La ciudad les ofrece lugares en otros tres edificios municipales. "Es posible que vaya a un lugar donde será imposible abrir un comercio de tabaco. En ese caso perdería mi razón de vivir”, afirma.
Según él, las sumas gastadas para los Juegos serían más útiles en el noreste del país, muy afectado por el tsunami de 2011.
Para  Tokio, los primeros Juegos en la capital simbolizaban el regreso de Japón al seno de la comunidad de naciones luego de  la Segunda Guerra. El proyecto olímpico de 2020 ayudará a la zona devastada a levantarse y volverá a dar moral a los habitantes, dos años y medio después de la catástrofe que mató a más de 18.000 personas .
 En 1964, lugares olímpicos futuristas en la época habían florecido a través de la ciudad. Al mismo tiempo surgió un tren de gran velocidad, el Shinkansen, y fue inaugurada una vasta red de carreteras metropolitana, además de un monorriel.

Valorar noticia

Comentarios

Otras Noticias

Cargando más noticias
Cargar mas noticias