España ya masca hoja de coca

miércoles, 15 de junio de 2016 · 07:25

El Mundo / Lucas de La Cal

Un chamán del altiplano boliviano lo predijo hace siglos en un encuentro con los jefes de su tribu. "Esta planta que cura a los indios será un día la perdición de los blancos".

El sabor es amargo. Los labios se cortan. La lengua se duerme durante segundos. La molesta mucosidad provocada por la alergia primaveral desaparece por un momento.

¿Estoy mascando cocaína?

- No, sólo es una hoja de coca. Es importante distinguirlo, porque esto es un estimulante natural que te da energía y lo otro es veneno que se hace con productos químicos.

Margarita lo tiene claro. Sus antepasados indígenas llevan utilizando la hoja de coca durante siglos con fines medicinales y en sus rituales chamánicos. Ahora, esta mujer boliviana de 50 años prepara cada día una infusión con esta hoja para la anciana inválida a la que cuida en Madrid. "Le calma los dolores y picores que tiene por todo el cuerpo, es un remedio muy eficaz", explica.

A pocos metros de su casa, en la madrileña Plaza de Olavide, hay un locutorio donde venden cajas de mate de coca. "Ahora vienen muchos jóvenes a comprarlo. Es bueno para el cuerpo y da mucha fuerza", dice el hombre que atiende en el mostrador del local. No hay datos oficiales, seguramente porque se mueve por la puerta de atrás tanto en las calles como en la red, pero la hoja de coca está llegando con fuerza a España.

Aquí no la vamos a encontrar a simple vista en la calle, como en Bolivia o Perú, donde las mujeres se lanzan a los turistas ofreciendo sacos de la planta. Tampoco la necesitamos para subir al Machu-Pichu, donde los guías recomiendan mascar la hoja para combatir el soroche o mal de altura. 

El lugar favorito de los españoles para comprarla es en internet. Nos ponemos en contacto con varios administradores de las páginas webs que venden este producto. "En los últimos dos años nuestras ventas de productos que llevan hoja de coca en España se han multiplicado un 70%. La gente ha entendido que no tiene nada que ver con la cocaína y, gracias a defensores de esta planta, como el presidente Evo Morales, han decidido dar el paso y probarla", cuenta un joven catalán que, en su plataforma web, vende todo tipo de productos hechos con hoja de coca. 

En polvo, comprimidas en cápsulas hechas con harina, en caramelos, barras energéticas y hasta en tabletas de chocolate. "Cada paquete de mate que nosotros vendemos contiene un gramo de la hoja pulverizada, que conserva sus propiedades nutritivas. En ciudades como Valencia o Madrid no paran de hacernos encargos", nos dice una mujer que mantiene este negocio on line desde su casa en Lima.

Los productos de coca se meten en una especie de cesta de la compra que te envían directamente a tu domicilio.

Pero, ¿es legal?

El abogado y fundador de la web Multas por Drogas, Diego de las Casas, nos resuelve la duda. "Es ilegal. España firmó el Convenio de 1961 de Ginebra sobre estupefacientes, un tratado con una serie de sustancias a fiscalizar entre las que estaba la hoja de coca. En países de Sudamérica, como Bolivia, es legal, en Perú se permite el comercio minorista y, en Colombia, el mayor productor, sólo se deja que se cultive en zonas indígenas", explica el abogado. "Los productos que aquí se venden tienen tan pocas dosis de coca que la policía levanta la mano y no lo persigue". 

Hace dos años, el Tribunal Supremo condenó a seis meses de cárcel a un ciudadano boliviano con nacionalidad española que aterrizó en el aeropuerto de El Prat, en Barcelona, con dos bolsas con 7,5 kilogramos de hoja de coca. Alegó que en su país era tradición y que era para consumo personal.

Recientemente, la nueva embajadora de Bolivia en España, la ingeniera agrónoma María Luisa Ramos, ofreció un discurso en defensa de la despenalización internacional de la hoja de coca siguiendo la misma lucha que lleva años haciendo Evo Morales. Un poco antes, el presidente de Bolivia, en un encuentro con el Papa Francisco en el Vaticano, recomendó al Pontífice mascar esta hoja para "aguantar su ritmo de vida". 

Para conocer mejor esta planta, hablamos con Diego Arregui, uno de los mayores especialistas en nutrición humana en España. Desde su laboratorio en Puente la Reina (Pamplona) estudia miles de plantas y elabora suplementos alimentarios y compuestos herbodietéticos destinados a los cuidados de la salud.

"La hoja de la coca es un complemento nutricional excelente con más de 20 compuestos entre vitaminas y minerales. Podemos considerarla un adaptógeno natural que alivia el cansancio físico y mental. Reduce el colesterol y cubre ampliamente las necesidades complementarias. Más allá de sus virtudes alimenticias y medicinales, la coca es un factor de cohesión social y espiritual ligado a una etapa de graduación en responsabilidades de la vida adulta", explica Diego, que quiere matizar la gran diferencia que hay entre la hoja y la cocaína. "Para hacer un gramo de coca necesitamos mil kilos de hojas". 

El "veneno blanco de la noche", como llamaban a la cocaína durante la movida madrileña de los 80, lo que hace es aislar el principio activo contenido en estas hojas. Se consigue trasformando las hojas en una pasta mezclada con los llamados precursores, sustancias químicas como el ácido sulfúrico, el éter o la gasolina. El producto final se mezcla también con adulterantes como el talco, las anfetaminas, la quinina e incluso con detergentes.

Desde el Plan Nacional sobre Drogas del Ministerio de Sanidad nos alertan de que, si permiten la entrada libre de la hoja, supondrá que la mayoría irá directamente a la producción de cocaína y por lo tanto aumentará el narcotráfico.

"Es veneno puro, mezclado con todo tipo de cosas, lo que menos lleva es nuestra planta", insiste Margarita, la cuidadora boliviana, mientras mete los sobres de coca en agua hirviendo. La taza quema. Hay que echarle azúcar porque está muy amargo. España ya bebe la coca mientras el debate sobre la planta indígena, con propiedades y leyendas curativas, va para largo. 

 

AVISO IMPORTANTE: Cualquier comunicación que tenga Página Siete con sus lectores será iniciada de un correo oficial de @paginasiete.bo; otro tipo de mensajes con distintos correos pueden ser fraudulentos.
En caso de recibir estos mensajes dudosos, se sugiere no hacer click en ningún enlace sin verificar su origen. 
Para más información puede contactarnos https://www.paginasiete.bo/contacto/

Comentarios

Cargando más noticias
Cargar mas noticias