Desconectan a niño de 2 años sin aprobación de los padres

El niño Israel Stinson sufrió un ataque de asma que le provocó un paro cardíaco y posterior muerte cerebral. Sus padres aseguran que él se movía levemente.
lunes, 29 de agosto de 2016 · 00:00
Los Ángeles  / Agencias
 
Unos padres  vivieron los momentos más desgarradores de sus vidas después de que, en contra de su voluntad, su hijo de dos años fue desconectado de un ventilador artificial por los doctores de un hospital en Los Ángeles.
 
Israel Stinson, un pequeño de cabello chino y carita de ángel, cuya  lucha por la  vida llamó la atención internacional, perdió la batalla el jueves pasado. Los padres del pequeño,  Jonee Fonseca y Nathaniel Stinson, se encuentran devastados tras la muerte de su hijo por la decisión de los médicos de Children’s Hospital en Los Ángeles, de retirarle el respirador artificial que lo mantenía con vida.
 
La abogada de la familia, Alexandra Snyder, contó a Los Ángeles Times que ella estaba al teléfono con la madre del niño cuando los doctores decidieron desconectarlo sin previo aviso. "Tenían prisa por hacerlo que ni siquiera se tomaron el tiempo de sentarse con los padres y explicarles lo que estaba pasando”, dijo la jurista al diario.
 
El calvario para la familia comenzó el pasado 1 de abril, cuando el pequeño Israel  sufrió un ataque severo de asma, lo que le provocó un paro cardíaco y fue declarado con muerte cerebral. A pesar del terrible diagnóstico, los padres no se dieron por vencidos, pues aseguran que el pequeño se movía levemente cuando escuchaba sus voces y tomaron la decisión de llevarlo a Guatemala, en busca de otras opiniones médicas.
 
En mayo, en Guatemala,  los doctores le hicieron exámenes y encontraron actividad cerebral. Al regresar a Estados Unidos, el pequeño fue admitido en el Children’s Hospital de Los Ángeles, continuó con apoyo del respirador y poco después los médicos dijeron que lo mejor era desconectarlo, pero los padres consiguieron detenerlos.  Finalmente, los médicos  indicaron que no se podía hacer nada más por él.
 
Jonee Fonseca y Nathaniel Stinson solicitaron un mandato a la corte, el 18 de agosto, para evitar que el Hospital del Niños de Los Ángeles  tomara acción, mientras se apresuraban en hacer arreglos para colocar al menor en otro centro  médico. 
 
El martes de la pasada semana, el hospital informó a la madre de Israel que ellos archivarían una moción para contrarrestar el mandato.
 
El jueves se sometió la moción, pero la situación de la familia para salvar a su hijo Israel se complicó cuando el juez Amy D. Hogue, de la Corte Superior del Condado de Los Ángeles, falló a favor del hospital.
 
El Centro Médico inmediatamente siguió con el procedimiento que les permitió desconectar al pequeño. 
 
"Estaba hablando por teléfono con su madre cuando el doctor lo desconectó”, dijo  la abogada  Snyder, profesional de la Fundación Legal en Defensa de la Vida, un grupo que  representa a la familia de Israel gratuitamente. 
 
Los representantes del hospital prefirieron no comentar acerca del asunto, argumentando regulaciones de privacidad.
 
"La familia está devastada”, dijo Snyder. "Ellos perdieron a su hijo ayer (el viernes) después de una larga batalla por mantenerlo con vida. Ahora ellos se encuentran destrozados”.
 
El caso ha causado indignación y las personas han expresado a través de las redes sociales que no era la ley la que debía tomar una decisión tan delicada y difícil, sino los padres.
5
13

Comentarios

Otras Noticias

Cargando más noticias
Cargar mas noticias